Se encuentra usted aquí

¡Al Rescate de una Industria Moribunda…! Primera parte

Jueves, 14 de Mayo 2020 - 12:30

Autor

enrique_rodriguez-cano_ruiz.jpg
Enrique Rodríguez-Cano Ruiz

Compartir

foto_1_articulo_del_14_de_mayo_de_2020.jpeg

“They pull me back in, again…”

El Padrino

 

El lunes 11 de mayo, día en que el gran Krishnamurti y su servidor celebraron su cumpleaños —el maestro estando en el Nirvana— y el que esto escribe, en cuarentena domiciliaria, recibimos una noticia que al parecer permite quitar una piedra en el camino de una Industria agonizante, sí las autoridades competentes de la 4T quieren rescatarla.  Advierto que a algunas personas no les puede caer bien lo que voy a denunciar, pero al gremio hípico le cayó como anillo al dedo. 

 

Falleció un individuo —al parecer víctima del mortal virus— que, con su influencia y amplias relaciones políticas, contribuyó a la probable desaparición de las carreras de caballos en el Hipódromo de las Américas que es el único escenario que existe en el país para que corran estos atletas. No me gusta disfrutar del dolor ajeno, pero mi crítica es acerca de un sujeto que, por su ignorancia, ambición y vanidad, contribuyó a destruir una industria y con el poder que adquirió, se hizo multimillonario.

 

Así, les cuento que palmó el ingeniero José Manuel Alavez González, mano derecha del CEO de CIE, el afamado y también muy influyente Alejandro Soberón Kuri que, en su momento, prácticamente se apropió de las 50 hectáreas del terreno de propiedad federal, en donde se localiza el Hipódromo de las Américas y que, en el fatídico sexenio de Enrique Peña Nieto se encargó de hacer negocios multimillonarios cuando el poder económico era compadre del poder político. ¿Lo seguirá siendo? Basta con revisar cómo hicieron negocios con la Fórmula Uno.

 

Aunque la fantasmagórica empresa de Alejandro Soberón Kuri ya no es la accionista mayoritaria de la permisionaria actual, la empresa española CODERE sigue ejerciendo su influencia política en el actual gobierno. Basta leer el tweet de don Marcelo Ebrard, el número dos del gobierno de la Cuarta Transformación, en donde expresa su pesar. Don Marcelo no esconde a sus amigos, lo que hace sospechar… Otra demostración de la influencia del fallecido es cuando se reunió hace poco, con la misma secretaria de Gobernación, doña Olga Sánchez Cordero, para presentarle un proyecto fantasioso, de los que acostumbraba para acercarse al poder.

foto2.png

foto3.png
 

Ahora bien, por qué aseguro con tanta vehemencia que este individuo contribuyó al desastre que vivimos en el Hipódromo. Lo que describo a continuación es su verdadero legado, no el que publica la empresa en YouTube y que como consecuencia logre la posible extinción del caballo Pura Sangre mexicano, que es muy lamentable. Es por lo siguiente:

 

Se adueñó del ilegal organismo que inexplicablemente actúa todavía como la máxima autoridad hípica del país, una asociación civil denominada Comisión Mexicana de Carreras de Caballos y de Galgos, A.C., creada por la permisionaria. Alavez hacía y deshacía a su antojo, primero asociado con el licenciado Manuel Pacheco Hinojosa, amigo del nefasto Santiago Creel Miranda y ahora con un individuo llamado Patricio Zambrano, que dizque la dirige.

 

Con su autoridad, imponía y daba órdenes en las determinaciones de la Asociación de Criadores de Caballos Cuarto de Milla.

 

Con su autoritarismo, puso su bota en la cabeza de los tibios dirigentes de la Asociación de Criadores de Caballos Pura Sangre, que también tiene culpa en este desastre, por dejados. Para acreditar mi dicho, basta revisar los resultados en la última subasta de caballos efectuada en noviembre de 2019 en la que se subastaron 57 ejemplares; lo cual es una burla.

 

Fue tan grande la influencia de este individuo que, con sus relaciones políticas —que huelen a corrupción pura— logró que la permisionaria, 15 días antes de que terminara el sexenio de Enrique Peña, le ampliaran el permiso 15 años más, sin haber cumplido con el objeto del mismo. Un caballista muy combativo, Federico Madrazo Hassey, denunció al Director de Juegos y Sorteos de la Secretaría de Gobernación Eduardo Cayetano Cacho Silva que autorizó la prórroga y consiguió que lo inhabilitaran para ejercer un puesto público por un año, por otorgar la ilegal concesión. ¿De quién recibió la orden don Cayetano, pues no actuó por mutuo propio? ¿Del secretario Alfonso Navarrete Prida o del mismo presidente Peña Nieto? ¡Un acto más de corrupción…!

 

Así pues, el deseo —y la exigencia será— es que con la desaparición en el planeta de este individuo, las asociaciones de criadores y propietarios acreditados ante la Secretaría de Gobernación, solicitemos por enésima ocasión, la creación de una autoridad hípica, independiente y conocedora, para empezar a rescatar la Industria Hípica de Carreras de Caballos, y que como el ave fénix renazca de sus cenizas, pues la Industria Hípica es generadora de empleos, impuestos y derechos que tanto requiere este país y hay que decirlo, que el espectáculo de las carreras de caballos vuelva, algún día, a brillar.

 

El autor de este artículo, que había decidido tomar un tiempo y no escribir más, vuelve por sus fueros, ante la eventualidad y la frase del epígrafe cae también como anillo al dedo: “They pull me back in, again…”

 

¡Continuará… ¡

 


Leer también


Número 35 - Noviembre 2019
portada-revista-35.png
Descargar gratis







No te pierdas ningún artículo

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER