Se encuentra usted aquí

vida

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Las pequeñas cosas: ¡Vida!

“Advertir la vida mientras se vive, alcanzar a vislumbrar su implacable grandeza, disfrutar del tiempo y de las personas que lo habitan, celebrar la vida y el sueño de vivir, ése es su arte.” – Doménico Cieri Estrada / Escritor mexicano

Esta es otra colaboración especial y lo será por muchos años más no sólo porque quedará guardada en algún lugar de la inmensa Internet sino porque quedará guardada en mi biografía como el momento más especial y coyuntural en mi vida. Hoy, jueves 16 de mayo del año 2019, quien suscribe la presente cumple 40 primaveras (o en palabras de un entrañable amigo: es mi cuarta transformación) y en medio de una contingencia ambiental, el fin de lo que ha sido el peor negocio de mi existencia (al menos, en parte), la demencia de mi padre y la recuperación lenta pero segura de la fractura de cadera de mi madre; entre otras cosas, la vida se sigue abriendo camino y me demuestra que por cada minuto en el que puedo respirar en este mundo contaminado, caótico y del revés hay una alegría que me permite celebrar; como hoy, que es mi cumpleaños y que me puedo tomar una pausa (en realidad quería decir respiro pero queda fuera de lugar por obvias razones atmosféricas).

Y es que el aniversario propio sólo me sirve de pretexto para habar de la vida no en su significado biológico únicamente sino en el sentido que le ponemos cada uno diariamente al levantarnos porque ya estamos aquí y de nosotros depende que la estancia sea satisfactoria o frustrante a pesar de los alti bajos que tiene la existencia porque la misma naturaleza nos demuestra que un día estamos a punto de morir exterminados por partículas contaminantes (radicalmente expresado) y al otro, una tormenta nos sorprende como si la tierra supiera lo que necesita (así como nuestro cuerpo biológico). Como especie humana, somos fuertes y adaptables a los cambios pero a veces, sucumbimos a las pendientes, nos derrotamos, nos vencemos y nos escondemos en un oscuro rincón presas del miedo, la inseguridad y la incertidumbre; lo cual se traduce en pura falta de fé en nosotros mismos y en el maravilloso ciclo natural de la vida que nos pone justo en el momento preciso para aprender, para crecer, para hacernos más fuertes aunque parezca que hemos sido aplastados por el mismísimo Hulk en persona preso de una furia incontrolable.

La vida es una celebración diaria por el simple hecho de poder respirar y todo lo demás, cada sentido (vista, oído, gusto, tacto y olfato) es un milagro para quien lo posee e incluso, para quien carece de alguno de ellos, es una fortaleza que lo impulsa a levantarse y seguir adelante. No importa si la celebración es a lo grande y por todo lo alto o en la intimidad, en la flor que encontramos a nuestro paso o en el canto de un pájaro o en las nubes que forman inmensos dragones o en la sonrisa de un niño, lo importante es celebrar ¡Que hay vida, que somos vida! Porque sólo tenemos una y porque no hay vuelta atrás en la carrera de la existencia, porque la inercia es ir hacia adelante y nunca hacia atrás, porque lo aprendido ahí se quedará para siempre pues como dice el dicho: lo que bien se aprende nunca se olvida y lo que queda guardado en la memoria es el último tesoro y el único recurso que tenemos en la vejez cuando empezamos a hacer el recuento de lo que ha sido nuestro paso por este mundo, de las huellas que hemos dejado y de las huellas que nos han dejado, de las heridas y las cicatrices, de los triunfos y los fracasos, de los acreedores que tenemos o de los benefactores que tuvimos.

Cada día es digno de celebración porque estamos en este mundo para disfrutar la vida minuto a minuto y construimos a cada momento una historia única e irrepetible: la propia.

¡GRACIAS VIDA!

Secciones:

Fecha: 
Jueves, 16 de Mayo 2019 - 13:45
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Jueves, 16 de Mayo 2019 - 16:00
Fecha C: 
Viernes, 17 de Mayo 2019 - 05:00
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Abril 1980

Paginas adelante, dentro de su sueño, la niña se encontró cerca de un rio.

Era un sitio lejano y desconocido.

Al mismo tiempo, sentía que era un lugar familiar para ella desde siempre.

Escuchó una voz que la llamaba.

Era un pez parecido al de su cuento…

Estaba fuera del agua.

Parecía estar muriendo.

Su mirada sobre ella, trataba de moverla, de acercarla a el.

Faltaban unos pocos pasos.

De pronto, se abrió la puerta de su habitación.

Eran sus padres que la habían escuchado hablar dormida.

La arroparon; acariciaron su cabello; le besaron la frente y cerraron el libro nuevamente, dejándolo a un lado de su cama.

Hacia la media noche, sono el timbre de la calle.

Alguien llamaba a su puerta.

El hombre estaba solo; vencido por el sueño junto a la chimenea sin fuego, con su manojo de páginas en blanco y una pluma expectante.

La llamada se repitió insistente, pero no fue escuchada.

El hombre  soñó  que se levantaba a abrir la puerta.

No había nadie.

Sin preocuparse por cerrarla de nuevo, salió y se alejó de la casa hasta perderse entre las sombras de la noche.

El timbre sonó   una vez más.

El siguió  dormido.

La joven que llamaba, se marchó.

La sala se llenó de olor a rosas rojas.

El, se veía sereno.

     La niña de cabello largo y castaño

Que había hablado con ese joven momentos antes

Vino a sentarse en la banca junto a él.

A un lado, su bicicleta roja y vieja, reposaba sobre el piso.

No hizo intento por despertarlo, ni trato de hablarle otra vez.

Simplemente le tomo de la mano y se quedó mirando, como poco a poco, el parque se iba quedando desierto.

En el fondo de sus sentidos

Percibía la risa de los otros niños.

Se acercó más estrechamente al cuerpo de aquel hombre que descansaba a su lado.

Desde ahí, al avanzar la tarde,

Pudo apreciar la luna (ya casi llena)

Junto con el sonido de las aves que regresaban a sus nidos

En el laurel que cubría la banca donde ambos se  encontraban.

El viento del crepúsculo soplaba suavemente

Moviendo su cabello que iba a posarse sobre el hombro de él,

Que soñaba tranquilamente.

Mientras ella se perdía entre sus pensamientos

Se escuchaba también,

El sonido inconfundible de columpios al vuelo…

    ___________________________

Acapulco, mayo de 1993

Fecha: 
Viernes, 18 de Enero 2019 - 13:50
Redes sociales: 
0
Fecha B: 
Viernes, 18 de Enero 2019 - 16:05
Fecha C: 
Sábado, 19 de Enero 2019 - 05:05
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

¿Qué es la metodología SMART y cómo ayuda en el crecimiento de una empresa?

¿Qué es la metodología SMART y cómo ayuda en el crecimiento de una empresa?

SMART es una metodología que le permite a los directivos de una organización tener presentes ciertos elementos que resultan indispensables a la hora de elaborar un objetivo.

La definición de objetivos, en muchos casos, puede ser un proceso muy complicado cuando se quiere iniciar un proyecto o precisar nuevas estrategias.

Si una empresa logra definir objetivos claros, va a garantizar más fácilmente su crecimiento.

El método SMART se refiere a los siguientes aspectos:

  • Specific (Específico) Contiene una parte estratégica de vital importancia.

Una efectiva manera de crear un objetivo específico es planteándose algunas preguntas, tales como:

   ¿Qué? Se refiere a detallar aquello que queremos llevar a cabo para alcanzar nuestro objetivo.

   ¿Cuál? Para contemplar los posibles obstáculos que puedan presentarse para lograr los objetivos.

  ¿Quién? Será la persona que la empresa asigne para asegurarse que se cumpla el objetivo.

 ¿Dónde? Siempre que la ubicación sea relevante para la consecución del objetivo.

  • Measurable (Medible) Se deben acordar ciertos criterios de medición para verificar si se están efectuando los objetivos.

Si no se mide el avance de un objetivo y no se le revisa de forma continua, es imposible saber cuánto falta para su realización.

Un objetivo SMART debe ser cuantificable.

  • Achievable (Realizable) Un objetivo debe estar alineado con la estrategia y debe ser alcanzable.
  • Relevant (Relevante) Un objetivo debe estar orientado a resultados y al alcance de las posibilidades de una empresa.
  • Time bound (Tiempo límite) Es fundamental fijar una fecha límite para cumplir un objetivo para evitar que algunas actividades sean pospuestas por nuevos problemas, a los cuales, se les da en ocasiones un carácter urgente.

Algunas de las ventajas de establecer objetivos con éste método son:

  • Los objetivos SMART son de fácil entendimiento.
  • Implican un plan de acción.
  • Se redactan metas que se pueden cumplir.
  • Sirven para darle seguimiento a la totalidad de los proyectos encauzados por una empresa.
  • Facilitan la asignación de tareas y responsabilidades en los equipos conformados por los colaboradores de una organización.

Puntualizar objetivos con la metodología SMART contribuye a la expansión de una empresa, por ello, es de gran relevancia que los directores y gerentes de las distintas áreas que la conforman se involucren de manera integral en la definición de los mismos.   

Verónica Romero

 

Autor:

Fecha: 
Viernes, 04 de Enero 2019 - 15:50
Redes sociales: 
0
Fecha B: 
Viernes, 04 de Enero 2019 - 18:05
Fecha C: 
Sábado, 05 de Enero 2019 - 07:05
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Un granito de arena

La evolución que requiere nuestra sociedad no va a suceder con un granito de arena que cada individuo pueda dar; no podemos sembrar expectativas de un cambio radical con una aportación tan insignificante, no hay magia ni milagros que multipliquen tu aportación, recibes lo que das. En otras palabras, tienes lo que mereces. La educación, el gobierno, el respeto, etcétera. Todo está en función de la capacidad de cada uno, y de todos, de lo que cada quien puede dar.

Un granito de arena ayuda a expiar la culpa de la indiferencia, al final del día sólo tenemos un puñado de tierra… y nos quejamos de que todo sigue igual. Ni la intención, ni la metáfora, ni las oraciones, ni la compasión, van a lograr por si solas, más, que una sola acción.

Si tu granito de arena no te quita nada, es que no estás dando nada. No se trata de deshacerte de lo que te sobra, sino de compartir lo que tienes; haces pantomima de caridad con la ropa que ya no usas; es lo único que puedes donar.

A veces las palabras alimentan más que el pan; un exhorto a continuar, una caricia, una voz de ánimo, un abrazo, la comprensión y el valor pueden convertirse en todo un festín.

Un mendigo harapiento y hambriento, un niño de la calle implorando limosna, un limpia parabrisas, o cualquier persona que frecuentemente despreciamos por su desdicha, puede darte más, si platicas tres minutos con ella, que lo que vale tu moneda.

¡Debería ponerse a trabajar!, sentenciamos, ¡el aspecto que le da a la ciudad es nefasto!, juzgamos, ¡se ve fuerte!, calificamos, ¡debería ejercer algún oficio en lugar de estarse mutilando la espalda con esos vidrios!, criticamos; y lo abandonamos, sin poder comprender las razones de su condición.

¡Por supuesto!, no somos La Madre Teresa ni el Padre Chinchachoma, somos un granito de arena en el universo, ¿qué podemos ofrecer?... No es para los más necesitados, porque no sabemos quiénes son. Los más pobres de espíritu, generalmente no son los más pobres de bienes; justamente son sus bienes, lo que maquilla su paupérrima substancia.

Quien realmente posee no te dará jamás un granito de arena, tampoco te dará pan. La riqueza verdadera está en el significado de la vida. Quién llena tu vida de significado es quien te ama, te dará entusiasmo, esperanza, comprensión, paz, ilusión, serenidad; la fortaleza para salir en busca de tu pan. En esto se conocerá quienes son discípulos de los preceptos de su moral, quienes los farsantes, los ignorantes y quienes los más necesitados.

Cuando llega la hora de contribuir y termina la etapa de ser contribuido, es cuando la vida adquiere sentido. Es cuando el adolescente se desprende de su nido y se lanza en busca de su cometido. Quiere convertirse en hombre, en mujer; para transformar el mundo, la sociedad, su familia, su ser. Encontrar su sentido.

Cuando una persona se involucra, da lo que puede, lo que tiene; cuando sólo observa, da apenas suficiente para no sentir culpa. Y esto se paga con una moneda, o simplemente con salir a las urnas a votar por un partido del cual no se sabe nada, o porque está guapito el candidato.

Quizá no estamos preparados para recibir más de lo que damos, quizá un granito de arena es más de lo que podemos recibir, más de lo que podemos dar. No es lo que das, sino cómo lo das, y por qué lo das. ¿Quién pudiera estar atrapado en el diezmo de su libertad?, ¿quién compra con abonos su tranquilidad?, ¿quién ha encallado en la auto compasión?, ¿quién puede pretender comprar su indulgencia con caridad?

No nos engañemos. Nadie puede dar lo que no tiene; y nadie puede tener lo que ignora que le es propio. El conocimiento de nosotros mismos nos da y nos quita, nos enriquece o nos empobrece en la medida en que es auténtico. 

Secciones:

Fecha: 
Martes, 12 de Mayo 2015 - 16:00
Redes sociales: 
1