Se encuentra usted aquí

sep

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Es oficial

En este espacio escribí el 25 de julio de 2011 lo siguiente:

“En educación muy poco se ha avanzado desde 2000. En 2000 el PRI le heredó al PAN un sistema educativo fallido. Qué tan fallido no lo sabremos nunca porque los presidentes de la república priístas, incluido el dizque modernizador Carlos Salinas, evitaron que alumnos, maestros y el sistema fueran evaluados y, peor aún, comparados con los de otros países.

“Ernesto Zedillo permitió que en 1995 México participara en el Tercer Examen TIMSS (Trends in International Mathematics and Science Study o, en español, Tendencias Internacionales en el Estudio de Ciencia y Matemáticas). Sin embargo, los resultados mexicanos se desconocen porque México retiró su participación después de que los datos fueron recolectados pero antes de que fueran publicados. Según la ONG estadounidense, American Institutes for Research (Institutos Estadounidenses para la Investigación), la mayoría de los datos mexicanos fueron destruidos. Desde entonces se ha dicho que su destrucción fue ordenada por el propio Zedillo, quien antes de ser presidente fue secretario de Educación Pública, para evitar que los mexicanos nos enteráramos de la lamentable situación de nuestro sistema educativo, que en dicho examen ocupó el último lugar, junto con Turquía, de entre los 41 países participantes.

“En 2000 México participó por primera vez en la prueba PISA (Programme for International Student Assessment o, en español, Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes) desarrollada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), que mide la competencia de estudiantes de 15 años de edad en las siguientes tres áreas: lectura, matemáticas y ciencias.

“En las cuatro ocasiones en que PISA ha evaluado a los quinceañeros mexicanos -2000, 2003, 2006 y 2009- los resultados obtenidos han sido desalentadores.

“En 2000, nuestros estudiantes obtuvieron las peores calificaciones en lectura, matemáticas y ciencias de entre los quinceañeros de los entonces 27 miembros de la OCDE. De los 30 países que fueron evaluados, solamente le ganaron a los niños y niñas de Brasil. Mientras que el promedio de los 27 países la OCDE fue de 500 en las tres áreas, el de México fue de 422 en lectura, 387 en matemáticas y 422 en ciencias.

“En 2003 se repitió lo sucedido tres años antes. México fue el país peor evaluado de la OCDE. Peor aún es que ocupó una pésima posición entre los 39 países y territorios evaluados. El lugar 37 en lectura y el 36 en matemáticas y ciencia. Los promedios obtenidos por nuestros estudiantes fueron de 399 en lectura, 385 en matemáticas y 404 en ciencias. Es decir, debajo de los del 2003.

“En 2006, las cosas no mejoraron. De nuevo nuestros estudiantes resultaron ser los peores calificados de la OCDE y ocuparon algunas de las más bajas posiciones de los 57 países evaluados ese año. Posición 44 en lectura, 48 en matemáticas y 49 en ciencias. Los promedios obtenidos mejoraron un poco. A 410 en lectura, 405 en matemáticas y 410 en ciencias.

“Finalmente, en la más reciente evaluación PISA, realizada en 2009, de nuevo México estuvo en el último lugar de entre los países de la OCDE, que entonces ya eran 34. 65 países fueron evaluados ese año y México quedó en el lugar 48 en lectura, con un promedio de 425; en el 49 en matemáticas, con un promedio de 419; y en el 51 en ciencias, con un promedio de 416.

“Si se analizan los datos de 2000 contra los de 2009 se observa que nuestros niños y niñas de 15 años apenas avanzaron en lectura y matemáticas y retrocedieron en ciencias.

En 2012 se realizará la siguiente evaluación PISA. Nada permite predecir que México saldrá bien calificado de ésta. Y menos con los maestros de ínfima calidad que cada año se incorporan al sistema educativo, como quedo nuevamente en evidencia este fin de semana al darse a conocer los patéticos resultados obtenidos por la mayoría de los maestros de primaria que participaron en el Concurso Nacional para el Otorgamiento de Plazas Docentes 2011-2012”.

Hasta aquí lo que escribí hace poco más de cuatro años.

¿Cuáles fueron los resultados del examen PISA 2012 que obtuvieron los estudiantes mexicanos? En matemáticas, el promedio fue de 413, menor que el 419 de 2009; en lectura, el promedio fue de 414, menor que el 415 de 2009; en ciencias, el promedio fue de 415, también un punto menor que el 416 de 2009. Se corroboró que México tiene un sistema educativo fallido.

Desde hace tres décadas he expresado que el gobierno mexicano descuidó y corrompió el sistema educativo. Ningún alto funcionario de las administraciones federales o estatales jamás lo aceptó hasta que el Secretario de Educación Pública Aurelio Nuño, el martes pasado, en Puebla, dijo que “que el sistema educativo no está funcionando bien” al referirse a los resultados de la prue­ba Plan Na­cio­nal pa­ra la Eva­lua­ción de los Apren­di­za­jes (Pla­nea).

Por eso, es oficial: tenemos un sistema educativo que no funciona, un sistema fallido.

Secciones:

Fecha: 
Jueves, 12 de Noviembre 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Entonces es la educación y no la economía

En política no existen las coincidencias, lo que predomina son los intereses y las intenciones que se derivan de estos, lo que se impone es cómo estos elementos se entrelazan para convertirse en estrategias.

Esto provoca que aspectos de importancia puedan llegar a ser utilizados como plataformas que impulsan objetivos genuinos, pero que, al mismo tiempo, encubren otros propósitos.

Por ejemplo, en el pasado reciente la prioridad oficial era el combate a la pobreza y derivado de esta tendencia se podía pensar que la Secretaría de Desarrollo Social, dependencia encargada de este rubro, fortalecida económica e institucionalmente para ello, era el escenario ideal para construir proyectos electorales.

Sin embargo, las circunstancias cambian según coyunturas que atienden más a perfiles personales que institucionales, relacionadas más con los calendarios electorales que con la lectura de las prioridades.

Desde este punto de vista, acontecimientos recientes que evidentemente no son casuales, hacen deducir que hoy el segmento más importante para el gobierno es el educativo.

Sin pretender limitar su trascendencia llama la atención que, de acuerdo a la situación actual, según los parámetros que miden el comportamiento general del país, se privilegie la atención a la educación por encima de otros rubros que exigen acciones más urgentes.

Por supuesto que esta tendencia es contradictoria cuando persiste un grave problema de inseguridad, mientras atravesamos una crisis monetaria y los índices de crecimiento económico se han estancado, a pesar de las promesas de campaña.

Cuando la sociedad exige un auténtico combate contra la corrupción, elemento que, adicionalmente, lesiona profundamente el concepto de credibilidad y afecta en general a toda la clase política, sin distingo de su pertenencia partidista.

En el análisis estrictamente político con miras a la próxima sucesión presidencial, no hay ningún sector de atención gubernamental que pueda considerarse exento de ser calificado negativamente.

En el balance previo a la contienda electiva, el régimen necesita ubicar los espacios más adecuados, en los cuales sus precandidatos puedan establecer sus respectivos posicionamientos individuales, para lograr un desempeño que pueda reflejarse en popularidad.

Es por ello que no puede ser una coincidencia que desde el arribo de Aurelio Nuño a la Secretaría de Educación, este concepto se haya convertido en el más importante para el gobierno; en ello hay un interés, una intención manifiesta, ese es el mensaje.

En el discurso oficial, hoy todos los aspectos se entrelazan con la materia educativa. Además se diseñó un esquema de financiamiento especial para dotar de más recursos a la dependencia para invertirlos en infraestructura.

Lo que más se percibe en la acción de gobierno es, precisamente, la inversión en infraestructura, lo que además supone, como consecuencia, una presencia permanente en las entidades y en los medios de comunicación.

Hasta donde la analogía lo permite, en este gobierno la Secretaría de Educación Pública es la nueva Sedesol, la portadora de las buenas noticias y haciendo a un lado el conflicto magisterial, la renovada cara amable del gobierno.

Visto así, la ecuación da como resultado que el precandidato oficial del régimen para la sucesión presidencial es Aurelio Nuño, a quien se le ha diseñado y construido un escenario para poder desplegar una actividad intensa y permanente.

De la misma forma, un perfil sobrio, enérgico y efectivista, que son los valores que en Los Pinos seguramente identificaron como los más congruentes con su personalidad y que, eventualmente, podrán ser los principales argumentos de su futura oferta política.

De ser el todopoderoso Jefe de la Oficina de la Presidencia y al mismo tiempo un personaje arropado por la protección que otorga esa posición, Nuño Mayer pasó a transformarse en el protagonista del sistema.

La metamorfosis exige un alto nivel de exposición, pero a través de un gran cuidado de la imagen, una especie de escudo del que ningún Secretario de Educación había gozado jamás en el pasado.

Sin embargo, eso no limita que se corra el riesgo de utilizar la educación como una bandera política para hacer proselitismo, pero en todo caso esto obedece a que es el sector en el cual, al menos, puede haber más y mejores resultados tangibles y de corto plazo.

La mala noticia es que esto significa que ni en el combate a la pobreza, en la economía, la seguridad y el combate a la corrupción, podemos esperar por descontado grandes avances o soluciones.

De cualquier forma esta intención, por muy clara que se identifique, no define todavía, no se puede hacer de lado la presencia de Manlio Fabio Beltrones, quien desde la presidencia del PRI ya se ha convertido en el candidato de la militancia.

Fecha: 
Martes, 27 de Octubre 2015 - 17:30
Redes sociales: 
1

Columnas:

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Aurelio Nuño en campaña

Cuando el presidente Peña Nieto realizó ajustes en su gabinete, con una clara intención de reposicionar a sus colaboradores con miras a la sucesión presidencial, en perspectiva quien parecía que sería el más beneficiado era José Antonio Meade.

De la misma forma que Aurelio Nuño, hasta entonces Jefe de la Oficina de la Presidencia, aún siendo designado Secretario de Estado, había sido relegado a una posición poco grata.

Lo anterior, porque en la Sedesol Meade tiene las herramientas a la mano para recorrer el país y entregar recursos públicos, en un formato en el cual las giras de trabajo y los eventos para el propósito bien se pueden calificar como actos encubiertos de precampaña, sobre todo porque estas apariciones públicas no contraponen lo dispuesto en la regulación electoral, toda vez que son actos de gobierno, de tal suerte que la Sedesol es la mejor plataforma oficial para impulsar proyecto político.

Sin embargo, desde ese momento hasta la fecha, poco o más bien casi nada relevante se ha visto o dicho de Meade, quien sin duda por su perfil seguramente se está dedicando a hacer la tarea eficientemente, pero con la sensación de que está desaprovechando el escenario publicitario.

En contraste, Aurelio Nuño, a quien en un principio dio la impresión de que le tocó “bailar con la más fea” no ha desperdiciado un solo minuto desde su arribo a Educación Pública.

Nuño Mayer asumió el cargo en un momento crucial del progreso de la Reforma Educativa, su desempeño se ha distinguido en estas pocas semanas, caracterizándose por la seriedad, pero sobre todo por su postura enérgica.

Como mejor ejemplo de ello, su resolución inflexible de descontar el día a los maestros faltistas que marcharon en varios estados en contra de la Reforma Educativa.

Su estrategia personal deja ver que, independientemente de sus eventuales aspiraciones electorales, como Secretario de Educación no va a relajar la aplicación de la ley, que no pretende sumar puntos a su causa desde una posición de debilidad.

Por el contrario, se ha empeñado en fortalecer el marco institucional, para ofertar un proyecto en el que se privilegia el orden más allá de simpatías efímeras, la suya es una actitud sobria, no se ha dejado seducir por los reflectores.

Nuño se ha dedicado como quizá ningún otro Secretario de Educación a tener una presencia constante en medios de comunicación. Todas las semanas, desde que tomó posesión, visita escuelas en las entidades para sostener encuentros con autoridades, docentes, estudiantes y padres de familia.

Pero hay que reconocer que aún y con toda esa exposición, su talante sigue siendo templado, incluso parco en donde lo que sobresale es el mensaje sin explotar el culto a la personalidad.

Desde el análisis de sus propias circunstancias, habría que decir que Aurelio Nuño se ha decantado por ofrecer una imagen adusta, pero efectivista, contrario a la usanza preelectoral; no ha modificado sus formas para presentar al juicio social, un personaje que no corresponde a sus características originales.

En términos estrictamente publicitarios, tal vez esa coyuntura no resulte ser la más favorable cuando de ganar adeptos se trata, pero no por ello limita la posibilidad de ganar en reconocimiento si los resultados lo avalan en el largo plazo.

Es innegable que Aurelio Nuño está en campaña, lo que llama la atención es la forma como la hace, de alguna manera hay que otorgarle el privilegio de la duda, ya que el objetivo, al menos hasta ahora, impone antes que nada priorizar el aspecto institucional por encima del personal.

Porque en este caso, a diferencia de cuando era Jefe de la Oficina de la Presidencia, se miden otros aspectos y uno de ellos, el más visible, es la exposición pública a la que él mismo y por decisión propia se ha expuesto.

Por las características de la Secretaría de Educación Pública, y tomando en cuenta el momento álgido por el que atraviesa este sector, se entiende que en comparación con la Sedesol, el lugar no es el más propicio para un proyecto electoral.

Pero en términos reales, hoy quien ha ganado en presencia es Nuño y no Meade, además y eso tampoco es cosa menor, dejando ver un crecimiento personal que hace percibir madurez y conocimiento de causa y del entorno.

Eso no puede hacer que de un día para otro se olviden los errores de interpretación y operación que cometió como jefe de la Oficina de la Presidencia; sin embargo, en Educación Pública se le nota empoderado, cómodo. Nuño está dejando claro es que su apuesta se orienta a buscar los resultados de la gestión, que a una tendencia publicitaria populista con tintes electoreros.

Eso se contrapone a los dictados de la doctrina electoral, pero también obliga a considerar que Nuño está construyendo un espacio de participación singular, aún en contra de los pronósticos iniciales,  que no sólo no lo descarta, sino que lo incluye.

Fecha: 
Martes, 20 de Octubre 2015 - 18:30
Redes sociales: 
1

Columnas:

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Los niños de Oaxaca

A decir de los pronunciamientos que se han dado en Oaxaca, respecto al sector educativo, se antoja decir que hay buenas noticias para los niños de esa entidad federativa.

Es incuestionable que una de las noticias más importantes de los días recientes, en pleno periodo vacacional y finiquitado el periodo escolar, es el punto de quiebre que se da para recuperar el control de la educación en dicho estado y dejar de lado a la CNTE, creando un organismo que sustituirá las funciones de lo que era el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca.

La estrategia, me parece, ha sido buena pues en el fondo es una refundación de la instancia educativa en el estado, al cortar de tajo aquellas estructuras dominadas, desde hace décadas, por la CNTE. El propósito manifestado por el gobernador de la entidad, Gabino Cué, es recobrar la rectoría del Estado en materia educativa, justo en donde domina una de las secciones sindicales más radicales, violentas y amenazantes.

Por supuesto, el hecho de que quien se declaró rebasado por la Coordinadora, hace unas semanas, haya estado acompañado en el anuncio por el Secretario de Educación, reviste una singular importancia cuando hemos visto que la injerencia de Gobernación en el trato con el magisterio “disidente”, ha sido la constante.

Es significativo también el hecho de que la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, acudiera al anuncio, así como el vocero de la presidencia. Los tres funcionarios del gobierno federal acudieron en una estrategia que más que apoyo y elementos para la foto, era cerrar el cerco en torno al gobernador que en muchas ocasiones ha demostrado falta de carácter para enfrentarse, justamente, con la sección 22 de la CNTE.

Y sí: hay noticias buenas para los niños oaxaqueños y deseamos que el anuncio se cumpla en todos sus términos. Esperaríamos que esta sea la primera de muchas acciones que revisen (y en su caso se enmienden) prácticas similares que han secuestrado al sistema educativo. La oportunidad está dada para que no solamente sea la parte laboral, sino se debe llegar más a fondo, fijando metas, objetivos, contenidos, tiempos y todo lo demás que modifique lo que hasta estos tiempos concebimos como educación en México. Tocará después el turno a Michoacán, Guerrero y el resto del país.

Mientras tanto, debemos estar en el entendido que la CNTE no se quedará de brazos cruzados y radicalizará aún más sus acciones. Ya ha anunciado bloqueos, tomas y otras acciones que les conocemos. De los gobiernos estatal y federal debe haber firmeza y respeto al marco jurídico; de la sociedad valdría la pena por lo menos vislumbrar el apoyo que pueda dar al caso de Oaxaca y que mande señales al resto de los estados.

¿Educar?, ¿para qué? Se entiende que para transformar al país, pero para ello no es suficiente sólo enseñar a mal leer y peor escribir a los niños que acuden a las escuelas públicas.

Fecha: 
Sábado, 25 de Julio 2015 - 10:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Cuidado con Cué

Con el 50.11% de los votos emitidos, Gabino Cué Monteagudo ganó la gubernatura de Oaxaca el 4 de julio de 2010. Fue el candidato de una coalición integrada por el PAN, PRD, PT y Convergencia (hoy Movimiento Ciudadano). También lo apoyaron el entonces perredista y hoy dueño de Morena, Andrés Manuel López Obrador, el exgobernador priista (hoy panista), Diódoro Carrasco y, extraoficialmente, los líderes de la revoltosa y disidente Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

Desde el primer día de su gobierno Cué solapó todas las acciones ilegales realizadas por la 22, tanto dentro como fuera de Oaxaca; autorizó el enorme endeudamiento de la anterior versión del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO), que hasta el martes administró a su antojo la 22; obedeciendo a los líderes de la 22 no permitió que el congreso oaxaqueño adecuara varias leyes estatales de acuerdo a lo establecido por la Reforma Educativa. En suma, el gobernador le entregó una porción importante de su poder a los agitadores profesionales que desde hace décadas han desestabilizado política y económicamente a Oaxaca y a amplias zonas de la Ciudad de México.

Ahora, después de cuatro años y medio en el cargo y presionado por el gobierno federal, Cué anunció la desaparición del IEEPO que hasta el martes estaba en manos de la Sección 22 y creó un nuevo IEEPO que quedó en manos del mismo director general del viejo organismo, Moisés Robles. Peor aún, en la junta directiva de la nueva institución colocó a personajes afines a él, al ex gobernador Carrasco y, para acabarla de amolar, al tristemente célebre ex Secretario de Seguridad Pública federal, Genaro García Luna.

En la flamante junta directiva del IEEPO 2.0 brillan por su ausencia personas que se hayan desempeñado exitosamente dentro del sector educativo oaxaqueño, federal o de otra entidades. Hay ex agentes del ministerio púbico, ex directores jurídicos, ex policías. Ningún educador o pedagogo distinguido.

Durante su carrera política Cué traicionó a muchos de los que lo apoyaron en algún momento dado. López Obrador y la Sección 22 son sus ex amigos más recientes.

Por lo que puedo observar. El gobernador decidió quedarse con el control del IEEPO para ser quien decida cómo se gastarán sus cuantiosos recursos, incluidos los 1,000 millones que ayer les regaló el Secretario de Educación Pública, Emilio Chuayffet, para que ahora sí mejore la calidad de la educación en Oaxaca.

Cué resultó ser un tipo de cuidado… ¡Cuidado con él!

Secciones:

Fecha: 
Viernes, 24 de Julio 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

CNTE, olvidando al Chapo Guzmán

Batalla tras batalla, la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) las ha perdido todas en los últimos dos años. Ni siquiera en las redes sociales, en donde habitualmente se apoya todo aquello que esté contra el gobierno federal, ha logrado simpatías. Su discurso sabe a viejo, a guerrilla oxidada, y sus métodos de “lucha” han alejado a casi todas las organizaciones que podrían apoyarlos. La sospecha de que los líderes disidentes del magisterio son corruptos ha desprestigiado todavía más a la organización. Además, parece que no se han percatado que hay una decisión clara de la administración del presidente Peña Nieto de aplicar la reforma educativa. Poco a poco, las autoridades han ganado espacios, han logrado presionar a los gobernadores reacios a aplicar los cambios. Incluso, lograron presionar al gobernador más reticente: Gabino Cué. Por el otro lado, los clavos del ataúd que amenaza con enterrar al movimiento magisterial los ha puesto la propia CNTE con sus torpezas políticas y su falta de previsión.

Sin duda, el anuncio del gobernador de Oaxaca, Gabino Cué Monteagudo, de desaparecer el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO) y crear un nuevo instituto educativo, libre ya de la influencia de los maestros disidentes, tomó por sorpresa a la Sección 22. El respaldo in situ de la Secretaría de Educación Pública federal no deja lugar a dudas de que se trata de un paso más en la estrategia de “contener y reducir” a la disidencia; un paso muy importante. El refuerzo que el presidente Peña Nieto y otros actores políticos le han dado al anuncio del gobernador Cué y el secretario Emilio Chuayffet, muestra un Estado que cierra filas y está decidido a actuar.

La buena noticia para el gobierno federal es que, además de golpear políticamente a la CNTE, se logró desplazar la noticia de la fuga del Chapo Guzmán. Más aún, de acuerdo a varias encuestas, la reforma educativa es la mejor posicionada de todas las reformas ante la opinión pública. Es en este tema en donde el gobierno federal puede lograr empatía con sectores de la opinión pública, organizaciones sociales y con miembros del círculo rojo. El acto muestra a un gobierno federal fuerte y deja atrás la imagen de torpe que le dejó el caso Chapo. El gobierno federal seguramente aprovechará los cambios de gobierno en Michoacán y Guerrero para que los nuevos gobernadores se sumen a las acciones de apoyo a la reforma educativa

La Sección 22 no se quedará tranquila, como ya lo ha demostrado. Ha convocado a todas las secciones disidentes del magisterio nacional para que este fin de semana se decida un curso a seguir. Si deciden con la radicalidad que los ha caracterizado, intentarán la toma del Congreso local de Oaxaca y del Palacio de Gobierno Estatal, tratarán de paralizar al DF, tomarán casetas y carreteras. Nada nuevo. Nada que en el pasado les haya resultado.

Fecha: 
Miércoles, 22 de Julio 2015 - 18:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Decepción

Ayer las cosas empezaron bien en Oaxaca. En la mañana, el gobernador Gabino Cué presidió un evento en donde anunció la desaparición del Instituto Estatal de Educación Pública (IEEPO), organismo creado el 23 de mayo de 1992 por decreto del entonces gobernador Heladio Ramírez dizque para dar cumplimiento al Acuerdo Nacional para la Modernización de la Educación Básica que Carlos Salinas había publicado en el Diario Oficial de la Federación cuatro días antes, el 19 de mayo.

Desde su creación, el IEEPO estuvo controlado por los líderes de la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), la cual desde entonces ya pertenecía a la disidencia agrupada en la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

Así, durante poco más de 23 años, la Sección 22 fue la autoridad educativa oaxaqueña, dueña de todos los derechos, obligaciones, bienes materiales, programas, planteles, recursos humanos y patrimoniales que hasta ese 23 de mayo de 1992 pertenecieron a la desaparecida Secretaría de Educación estatal. Los líderes de la 22 determinaron cada nombramiento, ascenso, descenso, contratación o despido dentro del sistema educativo oaxaqueño, también el uso y destino de los miles de millones de pesos destinados al sector educativo. Ninguna autoridad estatal o federal desafió sus decisiones y pobre de aquel maestro que osara no acatar sus órdenes.

Después de Ramírez gobernaron Oaxaca Diódoro Carrasco (1992-98), José Murat (1998-2004), Ulises Ruiz (2004-2010) y, desde el 1 de diciembre de 2010, el mencionado Cué.

Durante las gubernaturas de Carrasco y Murat la Sección 22 se conformó con controlar al IEEPO y sus cuantiosos recursos. Oaxaca no vivió los conflictos que empezaron cuando Ruiz llegó a la gubernatura y decidió enfrentar a los de la CNTE sin medir el poder de los líderes disidentes ni las consecuencias de sus actos. Ruiz llevo a su estado a una situación de caos permanente y así lo dejó cuando le entregó el poder a Cué, quien después de cuatro años y medio en el cargo ha demostrado no poder controlar la situación.

Durante el evento de ayer, Cué estuvo acompañado por el Secretario de Educación Pública, Emilio Chuayffet, por la Secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, y por el vocero de la Presidencia de la República, Eduardo Sánchez. La presencia de estos tres funcionarios muestra que el anuncio del gobernador está plenamente avalado por el gobierno de Enrique Peña Nieto. Los mal pensados dicen que es una manera de evidenciar que Cué actuó después de que el gobierno federal lo forzara a actuar después de hacerle una dolorosa “manita de puerco”.

Chuayffet aseguró que “no habrá maestros en la administración del IEEPO” y que los que hasta ayer laboraban ahí tedrán que regresar a dar clases en las escuelas. El vocero Sánchez dijo que “a partir de hoy el sistema de educación oaxaqueño inicia una nueva era”. Triunfalista, Cué dijo: “vamos a recobrar la rectoría educativa del estado para el bien del pueblo de Oaxaca… vamos a crear un nuevo instituto estatal de educación pública de Oaxaca”.

Hasta ahí todo iba bien. La decepción se dio más tarde, cuando el gobernador anunció que el nuevo director del nuevo IEEPO será el director del viejo IEEPO, Moisés Robles. ¿Las razones por nombrarlo? En palabras del mismo Cué: “Bueno, porque es una gente que yo nombré… es una gente que tiene ya la experiencia en esta materia y conoce a las maestras y maestros de Oaxaca y a su dirigencia, y lo que vamos a hacer en las próximas horas es nombrar a la nueva mesa directiva correspondiente al nuevo órgano, a los nuevos funcionarios que estarán al frente de esta dependencia”.

Robles llevaba ocho meses en el cargo, lo cual no le da ni la experiencia necesaria ni el tiempo para conocer a los maestros de Oaxaca. Los dirigentes de la 22 lo han ignorado y seguramente lo seguirán haciendo. Nada justifica su nombramiento.

Para variar, Cué decepcionó.

Secciones:

Fecha: 
Miércoles, 22 de Julio 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Érase una vez en la SEP

Corría el año 1958 cuando la política pública del libro de texto gratuito y obligatorio en México se gestaba durante el gobierno de Adolfo López Mateos con Jaime Torres Bodet al mando de la Secretaría de Eduación Pública. En 1959, nuestro país vió nacer la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos y finalmente, el 1° de septiembre de 1960, millones de niños y niñas a lo largo y ancho del territorio nacional recibieron por vez primera sus libros de texto que les permitiría complementar su eduación basica de manera homogénea; logro alcanzado gracias a la previa intención de llevar la eduación básica a todos los rincones del país del inolvidable José Vasconcelos décadas atrás.

Ciertamente, esta histórica acción de gobierno benefició a la economía doméstica de millones de familias. Sin embargo, comenzó una lucha constante derivada de la inconformidad por parte de autores, fabricantes y distribuidores de libros ante el absoluto e impositivo monopolio editorial y también por parte de los padres de familia a quienes se les violó su derecho de elegir los textos que deberían utilizar sus hijos. Como sucede cotidianamente: las decisiones del gobierno benefician a unos y perjudican a otros.

La historia escolar, como en tantos otros países, ha estado impregnada de patriotismo y nacionalismo (un ejemplo extremo es Corea del Norte). Una clara muestra de ello en nuestro país, es pensar en los siguientes casos:

  1. Si cuando llega el día del “Grito” en punto de las 11:00 hrs. exclaman a todo pulmón “¡Vivan los héroes que nos dieron Patria y Libertad…Viva México!”.
  2. Si cuando al ver un mexicano o mexicana subir al podio con medalla de oro en algún evento deportivo internacional se les inflama el pecho y hasta se les salen las lágrimas al escuchar el himno nacional.
  3. Si cuando viajan al extranjero portan la bandera tricolor a diestra y siniestra.

Si alguna vez en su vida han experimentado lo anterior, siento decirles que ustedes también han sido víctimas del sistema pragmático diseñado para programarnos patrióticos y nacionalistas que aprendimos en gran medida gracias a los instrumentos didáctivos con lomo, portada, contraportada y páginas, mejor conocidos como libros de texto otorgados por nuestra “flamante” Secretaría de Educación Pública.

Las fallas de la SEP siempre han existido; basta con destacar algunos penosos episodios en la publicación de estos materiales didácticos:

Ustedes recordarán la nota roja por allá de noviembre del 2013, que a todos indignó, referente a los 117 errores ortográficos en los contenidos de los libros de texto gratuitos impresos en 2012, todavía en la administración de Felipe Calderón, pero que fueron distribuidos en 2013 en el gobierno de Enrique Peña Nieto. Como era de esperarse, se culparon los unos a los otros sin determinación oficial de culpable alguno.

A los ojos de muchos, ambas administraciones son culpables por su evidente nulo control de calidad de los textos en sus procesos de edición, impresión y distribución. No olvidemos que el “detallito” nos costó a todos los mexicanos nada más $14.2 millones de pesos.

Otros desaciertos han sido el rechazo dirigido al libro de Ciencias Naturales por su contenido de educación sexual. Y al de Ciencias Sociales por considerarlo de orientación pro socialista en los años 70.

Durante los sexenios de Ernesto Zedillo y Vicente Fox el libro de Ciencias Naturales para quinto año otra vez fue criticado por el contenido sobre la reproducción humana.

Para el curso que se inició en septiembre de 2012 los textos de historia no incluyeron a la Conquista ni la Colonia.

La realidad es que la SEP ha estado en el ojo del huracán un sinfin de veces. El asunto de la reforma educativa con los “maestros”, sus protestas absurdas y sus “aviadores”, es el más escandaloso caso sin resolver de esta institución y de su titular en turno Emilio Chuayffet Chemor, quien es un verdadero elefante blanco andante que no sirve para nada pero ¡ah como nos cuesta dinero!

Cada error cometido por la SEP año con año queda impune sea quien sea el titular o ¿acaso sabemos de alguien que haya pagado multas o esté pagando sentencias por el tremendo gasto por errores en los libros? ¡No! Lo lamentable es que los únicos que pagan los platos rotos han sido, son y seguirán siendo nuestros niños y niñas en espera de una educación de calidad que, siendo realistas, se ve todavía muy lejana.

En contraste, no quisiera finalizar este artículo sin antes comentar algo de todos aquellos gratísimos recuerdos vividos en mi escuela primaria. Cómo olvidar aquellos trabalenguas, canciones, cuentos y refranes contenidos en los libros de lectura correspondiente a mi generación:

“Pepe pecas pica papas con un pico (…)". Trabalenguas

“Cu-cú cantaba la rana, cu-cú debajo del agua (…)". Canción Popular

Seguramente muchos de ustedes sonrieron al leer las líneas anteriores y muchos recuerdos de su niñez vinieron a su mente. Y, al decir verdad, si éstos libros cumplían o no con el contenido pedagógico deseable que dictaban los estándares internacionales, lo cierto es que de chiquillos nada de eso nos importaba; nos hicieron echar a volar nuestra imaginación con sus fabulosas ilustraciones de mil colores

_____________________________________________________________

Fuentes:

http://www.sinembargo.mx/13-02-2012/148509

http://www.excelsior.com.mx/nacional/2013/11/22/929877

http://www.conevyt.org.mx/cursos/cursos/mexico/contenidos/recursos/revis...

http://www.scielo.org.mx/scielo.php?pid=S1405-66662013000400008&script=s...

 

 

Fecha: 
Martes, 14 de Julio 2015 - 18:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

De 1959 - Fallece José Vasconcelos

(Oaxaca, 1882 - Ciudad de México, 1959) Político, pensador y escritor mexicano. Fue el fundador del Ministerio de Educación en su país, desde el cual desarrolló una fecunda y extraordinaria labor, lo que le mereció el sobrenombre de El maestro de la juventud de América.

Licenciado en derecho por la Escuela Nacional de Jurisprudencia en 1907, presidió en 1909 el Ateneo de la Juventud, del que fue fundador. Fue partidario de la Revolución Mexicana desde sus inicios, ya que participó en el movimiento maderista como uno de los cuatro secretarios del Centro Antirreeleccionista de México. Fue designado codirector del periódico El Antirreeleccionista por Félix F. Palavicini.

En la insurrección de 1910-11 fue secretario y sustituto de Francisco Vázquez Gómez, agente confidencial de Madero en Washington, y fundador del Partido Constitucionalista Progresista. Después del golpe de Estado de Victoriano Huerta, Venustiano Carranza lo designó agente confidencial ante los gobiernos de Inglaterra y Francia, para tratar de evitar que éstos otorgaran ayuda financiera al dictador.

En 1914 fue nombrado director de la Escuela Nacional Preparatoria. Huyó luego a Estados Unidos, ya que Venustiano Carranza pretendió arrestarlo por pecar de crítico. A su regreso asistió a la Convención de Aguascalientes y desempeñó el cargo de secretario de Instrucción Pública durante dos meses en el gabinete de Eulalio Guzmán.

En 1915 se exilió en Estados Unidos. En 1920 se entrevistó con Álvaro Obregón y ofreció su apoyo al Plan de Agua Prieta, que pretendía destituir de la presidencia de la república a Venustiano Carranza, y así consolidar la candidatura presidencial del general Álvaro Obregón. Adolfo de la Huerta lo designó jefe del Departamento Universitario y de Bellas Artes. En este cargo impuso a la Universidad Nacional el actual escudo y el lema "Por mi raza hablará el espíritu".

Continuó en el cargo bajo la presidencia de Álvaro Obregón, quién lo designó titular de la Secretaría de Educación Pública al crearse esta dependencia. Desde este puesto impuso la educación popular, trajo a México educadores y artistas destacados, creó numerosas bibliotecas populares y los departamentos de Bellas Artes, Escolar y de Bibliotecas y Archivos; reorganizó la Biblioteca Nacional, dirigió un programa de publicación masiva de autores clásicos, fundó la revista El Maestro, promovió la escuela y las misiones rurales y propició la celebración de la primera Exposición del Libro. Durante su gestión se encargaron murales para decorar distintos edificios públicos a los pintores José Clemente Orozco y Diego Rivera, aunque algunos han afirmado que dichos murales tuvieron que vencer la tenaz resistencia del ministro Vasconcelos, a cuyo entender Orozco hacía "horribles caricaturas".

Después de la firma de los Tratados de Bucareli condenó el asesinato del senador Field Jurado y renunció a su puesto en la SEP. Fue candidato al gobierno de Oaxaca pero fue derrotado y optó por el exilio. En París y Madrid publicó la primera época de la revista La Antorcha (1924-25). A su regreso a México fue candidato a la Presidencia de la República por el Partido Nacional Antirreeleccionista.

Al anunciarse el triunfo del candidato oficial Pascual Ortiz Rubio, los antirreeleccionistas denunciaron el fraude electoral y Vasconcelos proclamó en Sonora el Plan de Guaymas, llamando sin éxito a un levantamiento armado. Encarcelado después de promulgar su plan, se autodesignó "única autoridad legítima" y desconoció a las autoridades federales, estatales y municipales que "burlan el voto público desde hace treinta años". Ya liberado se exilió en París, donde volvió a publicar La Antorcha. A su regreso desempeñó la dirección de la Biblioteca Nacional durante la presidencia de Manuel Ávila Camacho (1940-1946).

La obra de José Vasconcelos

Su abundante obra literaria ha sido clasificada en cinco apartados fundamentales. En filosofía, influido sin duda por los escritos de Schopenhauer, al que tenía en gran estima, se convirtió en el adalid de la lucha contra el positivismo y el utilitarismo, que tan gran predicamento habían alcanzado en América por aquel entonces.

En el ámbito filosófico, pueden mencionarse libros como Pitágoras, una teoría del ritmo (1916), El monismo estético (1918) o Lógica Orgánica (1945), que organizan un sistema fundamentado en el juicio estético, donde la belleza se convierte en una forma superior de la realidad y el método sintético de la música pone de relieve lo universal concreto; él mismo afirmó que su doctrina filosófica era "un monismo basado en la estética".

Para Vasconcelos, la tarea de la filosofía consiste en coordinar todas las esferas del ser y todas las facultades del yo, para conseguir una suprema unidad, que ya no es el Logos, sino Armonía. El verdadero conocimiento se obtendría mediante una síntesis que coordinara elementos y modos de aprehensión emocionales, intelectivos y místicos. Cualquier distinción entre objeto y sujeto es sólo fenoménica. La verdad se alcanzaría en el juicio estético, por la vía de la belleza y de la armonía.

En segundo lugar, en las obras de sociología y pedagogía, como La raza cósmica(1925) y Bolivarismo y Monroísmo (1934), pone de relieve una concepción antropológica e histórica que postula la formación en Latinoamérica de una raza futura, que acabará imponiendo la forma superior de vida nacida e influida por su temperamento estético, contraponiéndola a la de la América anglosajona. La raza cósmica, ensayo sobre la identidad americana, incluye controvertidas ideas sobre la superioridad racial.

Un tercer y fructífero campo es el del ensayo y su dilatada labor como periodista:Gabino Barreda y las ideas contemporáneas (1910) o Prometeo vencedor (1920). En este apartado puede incluirse una abundantísima obra periodística, que abarca e incide en todas las vertientes de la actualidad y la cultura.

Otra faceta destacada de su actividad intelectual tuvo como escenario los trabajos históricos, como su Breve historia de México (1937) o Hernán Cortés, creador de la nacionalidad (1941). Dedicó volúmenes biográficos a Simón Bolívar y Evaristo Madero.

Es en sus memorias donde se encuentra un mayor vigor literario, y es gracias a ellas que permaneció como una presencia viva en las letras mexicanas después de su muerte. En éstas se involucran experiencias personales, acuciosas reflexiones conceptuales y la conciencia de haber vivido en una etapa histórica que incluyó la caída de un añejo régimen, la lucha armada de la fuerzas revolucionarias, la consolidación de las instituciones nacionales y la decepción provocada por los sucesivos gobiernos. El ciclo se inicia con Ulises criollo (1935), prosigue con La tormenta (1936), avanza con El desastre (1938) y culmina con El proconsulado(1939): los cuatro tomos se consideran un modelo del género. El postrer volumen de su obra autobiográfica, titulado La flama, apareció póstumamente (1959). Vasconcelos podría ser considerado un gran historiador si hubiera sido capaz de desprenderse de su pasión incontenible en algún momento.

Autor de una reducida producción dramática, ésta se considera la parte menos relevante de su obra, y sus piezas rara vez se escenifican por carecer de un auténtico sentido del dinamismo teatral. Quizás la más interesante de ellas sea Los robachicos (1946). Tampoco tiene gran peso su obra de ficción, de la que está ausente la auténtica literatura. No carecen de encanto, sin embargo, trabajos como La sonata mágica (1933) y El viento de Bagdad (1945).

Su ideario político

En su ideario político, inspirado en un regeneracionismo romántico antiimperialista, la Revolución sólo cabe como (en palabras de Joaquín Cárdenas Noriega) "hombría de bien y progreso, justicia social y dignidad humana, libre de personalismos y de charlatanería demagógica." Por ello desconfía tanto de las clases bajas como de las altas y considera que sólo la dirección política de las clases medias puede dar continuidad y estabilizar el proceso revolucionario.

Así afirma: "Pertenecía Manuel Rivas, lo mismo que yo, a la clase media profesional que inventa, posee y administra los tesoros de la cultura en todas las latitudes. Verdadera aristocracia del espíritu. Se halla esta clase colocada entre la rudeza y la incompetencia de los de abajo y la corrupción, el estulto egoísmo de los de arriba. Desventurado el pueblo en que la clase nuestra no domina, no impone la orientación y el sistema. Destruir la clase cultivada, echándole encima al indio que por sí solo no logrará sino acomodarse a ser paria en la Texas grande que será todo México, he allí uno de los propósitos del Plan Pocho Imperialista, y lo han estado cumpliendo metódicamente."

Este programa de regeneración de la Patria, y de América entera, tiene en la defensa de la verdad, aun a costa del sacrificio de la vida, el destierro o la cárcel, el norte que guía, en sus propias palabras, su acción profética: "Proclamar la verdad a la faz de los que apoyan su dominación en la mentira, es función del profeta, más aún que la del héroe. ¡Malhaya el que busca complacer al malvado en vez de denunciarlo! ¡Dichoso quien ve hundirse su barca en mares de traición y de cobardía, y no desiste de condenar la injusticia, el error, el engaño! ... Lanzada a la brega, la verdad no puede ser serena, debe ser agitada como la tempestad y luminosa como el relámpago, firme como el rayo que derriba las torres de la soberbia del mundo."

El gran admirador de la España colonizadora y de Hernán Cortés, y gran flagelador de lo que considera vicios de su país, con propósitos regeneradores paralelos a los de la generación española del 98, no se mordía nunca la lengua, como no se la mordía el español Miguel de Unamuno: uno y otro eran filósofos, individualistas, donquijotescos y geniales.

El ilustre pensador mexicano puso de relieve las alternativas que, a su entender, puede plantearse el continente en su ensayo ¿Qué es el comunismo? (1937), donde acaba, sin embargo, confesando públicamente su fe católica aun sin renunciar a sus primeras influencias intelectuales y sin que le escandalicen, en la campaña que realiza contra el imperialismo occidental cuando la Segunda Guerra Mundial está en sus inicios (1939-1940), las coincidencias que en su pensamiento pueden encontrarse con las tesis marxistas-leninistas.

Fecha: 
Viernes, 30 de Junio 2017 - 10:00

Efemérides:

Redes sociales: 
1