Se encuentra usted aquí

respeto

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Lo que el dinero no puede comprar: modales, ética, respeto y sentido común

“Salud, dinero y amor” es una frase muy común que escuchamos decir a la gente y que es un deseo o meta del ser humano que se esfuerza por lograr. Con dinero puedes comprar todas las cosas materiales que deseas, inclusive una educación que te va a forjar como un buen profesional. Pero hay cosas que el dinero no puede comprar. Empezaré por mencionar algunos aspectos o rasgos de la personalidad que solo se obtiene principalmente en el seno familiar.

Modales, son el conjunto de expresiones, gestos y actitudes que una persona utiliza para comportarse en público. Demuestran la calidad humana ante los demás y cómo influyen en una buena convivencia con ellos.

 Ética tiene su origen en el griego, proviene del vocablo “ethikos” que significa carácter.  La ética es la rama de la filosofía que estudia la conducta humana donde nos dice lo correcto y lo incorrecto, lo bueno y lo malo, el buen vivir, la virtud, la felicidad y el deber. Reflexión de la moralidad de manera crítica que tiene que ver con las actitudes (acciones)  del individuo.

Respeto es uno de los valores primordiales del ser humano que debe tener presente  a la hora de actuar con personas de su entorno. Es el reconocimiento al derecho ajeno, es una condición para vivir en paz y tranquilidad. Acepta y comprende las maneras de pensar y actuar distintas a las de ellas. Garantiza la convivencia entre los miembros de la sociedad. Es la libertad de acción de cada quien,  termina cuando empieza la del otro, en  la interrelación con otros, con amigos, familia y compañeros ante una misma situación donde cada quien tiene su punto de vista.

Sentido común nos ayuda a saber qué actitud mostrar ante cualquier situación. Por sentido común se hace o se dejan de hacer muchas cosas, ya que describe las creencias o proposiciones que se alimentan por la sociedad según su cultura, familia, pueblo y nación.

Estas características del ser humanos están en su naturaleza, son aspectos intrínsecos que se desarrollan por experiencias de manera individual o familiar,  son únicas en la personas y afloran el verdadero valor humano y que la sociedad necesita para un buen vivir. Por eso es necesario fomentarlas y traspasarlas a las generaciones futuras si cada persona en su entorno se aplica,  para tener una sociedad integral y por consecuencia un mejor país.   

 

Contacto

dra.elizabeth.cruzg@gmail.com

https://www.facebook.com/draelizabeth.cruzgarza.9   

https://www.facebook.com/RIEHMTY/

www.ruizhealytimes.com

Secciones:

Autor:

Fecha: 
Miércoles, 31 de Julio 2019 - 13:05
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Miércoles, 31 de Julio 2019 - 15:20
Fecha C: 
Jueves, 01 de Agosto 2019 - 04:20
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Lo cortés no quita lo valiente

“La educación y la cortesía abren todas las puertas”, Thomas Carlyle (Historiador, pensador y ensayista inglés)

En el marco de los derechos humanos y la no discriminación resulta difícil abordar ciertos temas pues se corre el riesgo de ser calificado como autoritario o retrógrado; en ese sentido, hablar de principios, valores, normas de conducta social o protocolos puede parecer un acto discriminatorio, aunque en el fondo esa no sea la intención. Anticipadamente, me disculpo si alguien se siente agredido u ofendido por la presente entrega, ya que justo la finalidad es hacer un acto de conciencia.

Todo lo anterior sale a cuento porque cada día es más frecuente encontrarse con situaciones que, cuando yo era niña, fueron inaceptables y ameritaban una fuerte llamada de atención por parte de los adultos. Me refiero a cuestiones relacionadas con expresiones como: “Gracias, Buen día, Por favor, Me permite, Con permiso, Disculpe, etc.”, las cuales eran enseñadas como frases de cortesía y que hoy han desaparecido del vocabulario de más de uno. Mi memoria me dice que todo empezó cuando paulatinamente el “usted” se borró de la comunicación bajo el argumento de crear un vínculo más cercano con el interlocutor y de eliminar la diferencia de clases o niveles en un contexto laboral, lo cual, de pronto también alcanzó otros ámbitos como el educativo, el familiar y, no digamos, el comercial. Fue entonces que, desde mi punto de vista, de paso nos llevamos el respeto y los buenos modales por delante.

De esta forma, una cosa llevó a la otra y al desparecer la cortesía verbal la cortesía en el trato también sufrió alteraciones y la omitimos como en automático, por lo que tampoco es extraño que, por ejemplo, en el transporte público los pasajeros se traten a empujones o que en pleno eje vial un auto cambie de carril o dé vuelta sin encender las intermitentes (o al menos saque la mano como se hacía antaño) y nadie se atreva a ofrecer una disculpa. Pero el asunto no para ahí, porque dichas conductas han dado como resultado la falta de autoridad moral y por ende, la indiferencia. Es decir, como no pasa nada si no saludamos, si no pedimos permiso, si no agradecemos o si no nos disculpamos, pues entonces: ¡Qué viva el caos!

Aunado a lo anterior, la globalización y el trato igualitario han originado que cada vez más personas, de todos los estratos sociales, tengan acceso a ciertos productos y servicios de consumo; lo que llamo adquirir una marca y aquí es donde el asunto se vuelve espinoso porque para mí, así como lo cortés no quita lo valiente, la marca no quita lo vulgar (entendiendo por vulgar, lo popular e impropio de personas cultas o educadas, según el Diccionario de la Real Academia Española) y digo que se vuelve espinoso porque habrá quien opine que el ser culto o educado no tiene que ver con el estrato social, lo cual es cierto; sin embargo, en cuestión de cortesía los cultos y educados también salen raspados porque, incluso, pueden ser los más prepotentes al sentirse respaldados por la esfera social a la que pertenecen, por contar con un título u ocupar un alto puesto en el entramado social.

De esta forma, no es grato que al salir de un estacionamiento otro auto se cierre al camino haciendo un alto en la caseta de cobro, quedando mal parado y que eso lo obligue a bajarse del auto para entregar el boleto, sin tomarse la molestia de voltear si quiera para ofrecer una disculpa o agradecer que le “cediste el paso”. Tampoco es lindo saludar a la cajera de un banco o a la taquillera del metro o al taxista y que no te respondan el saludo. Es inaceptable, que los maestros en la escuela se dirijan a los niños con malas palabras o con gritos. Imperdonable que los vendedores de una tienda departamental o el mesero que atiende tu mesa no se dignen a darte un trato como el cliente que eres. De vergüenza es que en un cine las personas platiquen o hagan ruido con sus bolsas de dulces y palomitas.

Todas estas acciones, que hemos ido aceptando porque las vemos como normales, no son más que una falta de educación y de respeto a uno mismo y a los demás, por más que vistamos de Chanel, viajemos en Audi, comamos en Bellini, visitemos las salas VIP de los cines o estudiemos en el Tecnológico de Monterrey.

Mi pregunta es: ¿Los derechos humanos y la equidad permiten que se violente el orden y la paz social y que el respeto en las relaciones humanas o los buenos modales en los recintos culturales, religiosos o de entretenimiento se pasen por alto?

Creo que estamos perdiendo la dimensión de las cosas y, lo más importante: el equilibrio, porque en aras de no violar los derechos humanos de los demás ya no tenemos la capacidad de señalar como inapropiadas ciertas actitudes y, menos aún, sancionarlas. Pero, del otro lado, estamos faltando a cuestiones esenciales de respeto y educación que buscan una mejor convivencia social. Se los dejo de tarea.

Secciones:

Fecha: 
Martes, 20 de Octubre 2015 - 16:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Códigos de Ética... ¿Quién los hace Cumplir?

Para saber que es un código de ética, pude encontrar en el internet ciertos conceptos y definiciones. Es importante conocer a qué se refieren exactamente, ahora que al entrenador de la Selección Nacional de Futbol, Miguel "el piojo" Herrera, se le despidió por no observar —violar— el código de ética redactado por la Federación Mexicana de Futbol (FMF). Encontré lo siguiente: 

"La ética está vinculada a la moral y establece lo que es bueno, malo, permitido o deseado respecto a una acción o una decisión. El concepto proviene del griego ethikos, que significa “carácter”. Puede definirse a la ética como la ciencia del comportamiento moral, ya que estudia y determina cómo deben actuar los integrantes de una sociedad".

"Un código, por su parte, es una combinación de signos que tiene un determinado valor dentro de un sistema establecido. En el derecho, se conoce como código al conjunto de normas que regulan una materia determinada".

"Un código de ética, por lo tanto, fija normas que regulan los comportamientos de las personas dentro de una empresa u organización. Aunque la ética no es coactiva (no impone castigos legales), el código de ética supone una normativa interna de cumplimiento obligatorio."

"No divulgar información confidencial, no discriminar a los clientes o los compañeros de trabajo por motivos de raza, nacionalidad o religión y no aceptar sobornos, por ejemplo, son algunos de los postulados que suelen estar incluidos en los códigos de ética".

"Las normas mencionadas en los códigos de ética pueden estar vinculadas con las normas legales (por ejemplo, discriminar es un delito penado por la ley). El principal objetivo de estos códigos es mantener una línea de comportamiento uniforme entre todos los integrantes de una organización. Al incluir instrucciones por escrito, no resulta necesario que un directivo explique a cada momento cuáles son las obligaciones que tiene un empleado."

"Por otra parte, aquellas personas que redactan el código de ética se encuentran en una posición jerárquica sobre el resto, ya que están en condiciones de estipular cuáles son las conductas correctas desde un punto de vista moral" y me parece que aquí está el meollo del asunto, de nada sirve tener un código de ética impecable si no hay quien lo aplique a satisfacción. En el caso del "Piojo" tras una auscultación rigurosa, Decio de Maria Serrano, el encargado de la FMF actuó en consecuencia y lo despidió. No he escuchado algo en contra de su decisión.

Ahora bien, también es interesante saber que dentro de las acciones que prevé la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos para garantizar el adecuado cumplimiento de los principios de legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficiencia que rigen el servicio público, se encuentra la de elaborar un "Código de Ética" que contenga reglas claras para que, en la actuación de los servidores públicos, impere invariablemente una conducta digna que responda a las necesidades de la sociedad y que oriente su desempeño en situaciones específicas que se les presenten, con lo cual se pretende propiciar una plena vocación de servicio público en beneficio de la colectividad.

codigo_de_etica.jpgAsí pues, en las empresas, organizaciones sociales y dependencias gubernamentales deben existir códigos de ética para su estricta observancia. Que falta hace conocerlos en toda su extensión para hacerlos cumplir y me parece que si así fuera, nuestro país fuera otro... Marcharía mejor.

Para abundar en el tema dentro de las organizaciones existen "Comisiones de Honor y Justicia", que se forman para cuidar que nadie se salga del redil y aunque estos "tribunales de honor", me dicen, están cada vez más en desuso ciertamente las redes sociales los han sustituido, con criticas claras, mordaces y a veces objetivas. Los llamados "memes" son implacables y realmente no hay figura pública que se salve de su juicio cuando alguien "la riega...". Así le ha ido desde al presidente de la República —como a su señora esposa— y hasta ahora al famoso "Piojo" que por sus agresiones se convirtió en la nota del día...

Sin duda el futbol es toda una pasión en nuestro país bananero y los códigos de ética —muchas veces— brillan por su ausencia.

Sí, necesitamos en todos los ámbitos de la vida pública y privada "códigos de ética" bien fundamentados y a las personas —tribunales tal vez— que se encarguen de hacerlos cumplir de forma expedita.

Fecha: 
Miércoles, 29 de Julio 2015 - 18:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

La boca habla, de lo que hay en el corazón

Lo privado afecta lo público, siempre. Por más esfuerzos que cierto grupo de gente realiza al afirmar que lo que practican, hacen o viven en privado no afecta el actuar en lo público, fallan. Siempre han estado equivocadas en su paradigma. No es posible evitar el que se afecte el hacer público, cuando lo privado se contrapone a lo que se promueve o se es en público. La inconsistencia tarde o temprano se manifestará. Casi siempre como un exabrupto o como un yerro. Y en estos tiempos de las redes sociales y  la “viralización” de videos y fotos en las redes sociales, todos hemos de estar precavidos o prevenidos. Cualquier cosa que hagamos o digamos puede ser usada en nuestra contra.

No terminamos de enterarnos del yerro, dislate o exabrupto de alguien, cuando ya nos estamos enterando del siguiente. Sobre todos de hombres y mujeres que ejercen la función pública. De artistas. Están en la mira de paparazis cibernéticos. De personas que por medio de la tecnología, les siguen a donde quiera que van. Graban las conversaciones que tienen a través de aparatos celulares y computadoras o sistemas especiales. Antaño, antes de la tecnología celular se decía que había; “pájaros en el alambre”. Por los de teléfono por supuesto. Los pájaros eran los que espiaban o escuchaban. Hoy serán virus en la microonda o algo parecido.

La víctima más reciente ha sido el señor Lorenzo Córdova. El Consejero presidente del INE recién formado. El encargado de velar que los procesos electorales y todo lo relacionado con la democracia mexicana marchen bien. Es decir, que la democracia se practique sin que exista algún tipo de discriminación. Que haya equidad. Piso parejo para partidos, ciudadanos, hombres y mujeres. Su función es otorgar una imagen pública que invite a la confianza. Que haya respeto, tolerancia e integridad. Sobre todo ésta última.

Un proceso donde no exista la integridad, no puede ser ni tolerante, ni respetuoso. Menos equitativo y confiable. Pues resulta, como ya sabe usted por los servicios informativos, que al señor Córdova, le sorprendieron haciendo comentarios racistas y discriminatorios. Ofensivos contra la etnia Chichimeca. Y estos comentarios han sido de lo más desagradables. No fueron pocos. Los hizo enfatizando su profundo sentimiento de repulsión ante ciudadanos mexicanos con los que se reunió y que no visten trajes Armani, Keneth Cole, sino que visten con calzones y camisa de manta, que usan paliacate rojo y huarache. No pañuelos de seda y zapato Florsheim.

Al señor Lorenzo Córdova, los virus de la microonda lo grabaron comentando con otro como él, sobre su encuentro con la etnia. Era una conversación privada la que sostenía. La grabación de la misma sería ilegal, no se debe de hacer. Pero tampoco se han de hacer comentarios tan faltos de respeto, tolerancia y desagrado en el teléfono celular. Pero al señor Consejero presidente del INE le ganó lo íntimo. Lo que piensa. Lo privado le ha afectado su vida pública de una manera muy sucia. Ha ensuciado la labor limpísima que debe tener como garante de la democracia.

Sabemos ahora que el señor Lorenzo Córdova, en su interior, en lo íntimo, abriga sentimientos retrógrados, racistas, de desprecio contra personas que no son como él. Superiores a los Chichimecas que apenas hablan el español, pero que lo hablan mejor de lo que él hablaría el lenguaje Chichimeca, si lo intentara. El señor Consejero presidente del INE, ha demostrado en lo público, que su criterio privado le incapacita para dirigir una institución que debe caracterizarse primordialmente por todo lo que él no puede hacer. Entonces finge, actúa, no es consistente. Y cuando hay una inconsistencia así, cuando se pone en evidencia que lo que se hace en privado no corresponde a lo que se presenta en público, sabemos que existe inconsistencia. En las personas ésta demuestra una falta de integridad. El señor Consejero presidente del INE, Lorenzo Córdova, no es persona íntegra. Se ha evidenciado él mismo como una persona no digna de confianza. Nadie le obligó a decir lo que dijo. A ser racista.

Ahora se disculpa. Dice que es un intento de desprestigio. No dice quién quiere hacer eso. Lo supone entonces. Alega que la grabación es ilegal. Como si eso fuera suficiente para que no contara el dislate que cometió, el comentario que vertió y el pensamiento y sentimiento racista que tiene y que rige su vida. Entendemos ahora que todo lo que diga en sus discursos sobre la democracia, la igualdad, la equidad, las oportunidades para todos, no es más que demagogia. Que no hay sinceridad en su discurso y por ello, si tuviera vergüenza, habría de presentar su renuncia. Pero no lo hará. Porque quien no tiene integridad, tampoco tiene vergüenza.

Sé que el señor Lorenzo Córdova seguirá ofendiendo a toda persona que no sea como él. Tal vez a mí o a usted que lee. Lo hará en privado, claro, se cuidará. Pero lo hará siempre. Porque como piensa una persona en su interior, así es. Y también sé que siempre, de lo que abunda en su corazón, hablará su boca. Ahí, El Meollo del Asunto.

Autor:

Fecha: 
Jueves, 21 de Mayo 2015 - 17:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Chusma digital

El Diccionario de la Lengua Española de la Real Academia Española define así las siguientes palabras:

1. Chusma: Conjunto de gente soez, muchedumbre de gente vulgar, persona chismosa y entrometida; persona de modales groseros y comportamiento vulgar.

2. Soez: Bajo, grosero, indigno, vil.

3. Vulgar: Que es impropio de personas cultas o educadas.

4. Grosero: Descortés, que no observa decoro ni urbanidad.

5. Chismoso, sa: Que chismea o es dado a chismear.

6. Chisme: Noticia verdadera o falsa, o comentario con que generalmente se pretende indisponer a unas personas con otras o se murmura de alguna.

Todas estas definiciones vienen a mi mente cuando leo algunos de los mensajes que recibo cotidianamente via Twitter o Facebook, Mensajes que provienen de la chusma digital conformada por personas soeces, vulgares, groseras y chismosas que han sido empoderadas por las redes sociales para manifestarse libremente a favor o en contra de ideas, organizaciones y personas.

Estoy totalmente a favor de que cualquier hombre o mujer se exprese libremente sobre cualquier asunto. Después de todo, la humanidad ha luchado durante miles de años para poder disfrutar del derecho a la libre expresión y las redes sociales definitivamente han hecho realidad ese derecho.

Con lo que no estoy de acuerdo es que al expresarse por medio de Twitter, Facebook o cualquier otra red social muchas personas insulten, descalifiquen y hasta amenacen con lastimar físicamente o matar a quienes no piensan igual que ellas.

Ahora bien, no me extraña que en México esto ocurra. Después de todo, la inmensa mayoría de los mexicanos ha sido obligada a adquirir sus conocimientos en la escuelas públicas y privadas que forman parte de un sistema educativo que nunca ha enseñado a los estudiantes a pensar, analizar, reflexionar y debatir. Un sistema educativo desde siempre fallido, propio de un país subdesarrollado, tercermundista y corrupto como el nuestro.

La chusma digital que tanto vulgariza las redes sociales mexicanas se mantendrá mientras el sistema educativo no tenga los niveles de calidad que se registran en Shanghái, Singapur, Hong Kong, Taipéi, Corea, Macao, Japón, Liechtenstein, Suiza, Holanda, Estonia o Finlandia, que son los 12 países cuyos niños de 15 años de edad obtuvieron en 2012 las mejores calificaciones en el examen PISA que la OCDE aplica en 65 países. Y en muchos otros países con sistemas educativos que sí educan.

En conclusión: la chusma digital mexicana seguirá reduciendo a su mínima expresión el nivel del debate que se da en las redes sociales durante por lo menos 30 años más. Lo anterior, suponiendo que a partir de mañana mismo el sistema educativo de nuestro país adquiriera las características de los 12 países arriba anotados.

Secciones:

Fecha: 
Miércoles, 18 de Marzo 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Derechos Humanos, 365 días al año

En 1950, la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas proclamó el 10 de diciembre como el Día de los Derechos Humanos por celebrarse ese día el aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, documento que detalla en sus 30 artículos los derechos fundamentales, civiles, culturales, económicos, políticos y sociales que nos dan identidad a todos los habitantes del planeta bajo los mismos ideales y valores.

La Declaración proclama el reconocimiento universal de los derechos y libertades fundamentales, los cuales son universales, indivisibles e inalienables a todos los seres humanos por el hecho de serlo, sin importar nacionalidad, residencia, género, origen étnico, color de piel, religión, idioma o cualquier otra condición; por lo que la comunidad internacional se ha comprometido a defender la dignidad y la justicia para todos los seres humanos.

Este año, la ONU, lanzó la campaña #Rights365 para recordarle a todas las naciones, pueblos y personas, que los derechos humanos se viven y se respetan los 365 días del año, no es un día es específico, todos los días tenemos que trabajar como comunidad para que se respeten en momentos de conflicto, para evitar la represión, la desaparición forzada, la discriminación, la tortura, y en general luchar contra las injusticias para lograr que en cada rincón del mundo se respeten y se disfruten, teniendo un acceso equitativo a la educación, oportunidades económicas, tradiciones culturales y atención sanitaria.

A lo largo de los años, se ha generado un compromiso internacional para difundir la cultura de respeto a los derechos humanos, por lo que en el campo del Derecho se han elaborado alrededor de 80 tratados y declaraciones internacionales, reformas a disposiciones constitucionales, acuerdos regionales o leyes nacionales.

Sin embargo, aún falta mucho por hacer en cuanto a la cultura de respeto y defensa de los derechos fundamentales, ya que en el caso de México, según informes de la propia Comisión Nacional de los Derechos Humanos, en el año inmediato anterior, el total de las quejas corresponde a 143,819 quejosos de violaciones a los Derechos Humanos, siendo las 10 principales autoridades federales señaladas en los registros de quejas del Organismo público las siguientes:

  • Instituto Mexicano del Seguro Social
  • Órgano Administrativo Desconcentrado Prevención y Readaptación Social de la Secretaría de Seguridad Pública
  • Secretaría de la Defensa Nacional
  • Procuraduría General de la República
  • Policía Federal
  • Secretaría de Educación Pública
  • Instituto del Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado
  • Instituto Nacional de Migración
  • Comisión Federal de Electricidad
  • Secretaría de Marina

Los motivos presuntamente violatorios de Derechos Humanos señalados con mayor frecuencia en los expedientes de queja son:

  • Prestar indebidamente el servicio público
  • Faltar a la legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficacia en el desempeño de las funciones, empleos, cargos o comisiones
  • Omitir proporcionar atención médica
  • Detención arbitraria
  • Trato cruel, inhumano o degradante
  • Obstaculizar o negar las prestaciones de seguridad social a que se tiene derecho
  • Omitir fundar el acto de autoridad
  • Negligencia médica
  • Omitir motivar el acto de autoridad
  • Incumplir con alguna de las formalidades para la emisión de la orden de cateo o durante la ejecución de éste, así como para las visitas domiciliarias

En total se emitieron 109 Recomendaciones a 43 Instituciones, de las cuales, sólo 57 se han cumplido de manera parcial, por lo que aún falta mucho que trabajar en México para que se respeten los derechos humanos, y se puede hacer, fomentando desde nuestras casas y nuestro entorno acciones contra cualquier forma de violencia, discriminación e inequidad.

___________________________________________________

Fuente:

Informe de Actividades 01 de enero a 31 de dieiembre 2013. CNDH. México. 2014.

Fecha: 
Miércoles, 10 de Diciembre 2014 - 18:00
Redes sociales: 
1