Se encuentra usted aquí

relaciones

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Cuento para Cecilia

Abril de 1993.

En ese momento, ignoraba si los celadores del conjuro maléfico, habían complicado su estrategia aún más; si para rematar sus acciones, habrían enviado ya a alguien que pudiera robarle su corazón.

  Si pudiera yo volver a los prunos…

Para poderse dar ánimos, dejo volar su mente hacia el instante preciso en que la dicha pareció sonreírle por primera vez en su vida sobre el planeta.

Cecilia se lo había recordado en las letras de marzo:

“Te sientes como nunca antes; tienes lo que nunca antes; todo lo que necesitas. ¿No es así?

-        El hijo que posiblemente llevas en ti,

No es parte de conjuros ni espejismos;

El ya nació en tu idea y en mi sueño/

-        Al aceptarme en ti, surgió su vida.

-        No le impidas que llegue.

-        Lo deseo con el alma/

-        No importa si lo tengo tomado de mi mano,

O si simplemente me permites soñar con él,

-        Acercándome a traves de los arboles

O detrás de los riscos.

-        Acepto ser la altura lejana de su cometa

Cuando sostenga con un cordón

Sus juegos y sus fantasías.

-        Si tú me amas (continuaría)

Y el precio de que me ames, es soñarte;

(Soñarte solamente)

-        Y si para soñarte necesito alejarme de esta vida,

Estoy dispuesto a hacerlo.

-        Solamente me quedan dos caminos:

(Y en ninguno de los dos puedo ser censurado sin misericordia).

-        Si tú, mi amor, eres en verdad la compañera (tanto tiempo silenciosa)

Con la que estuve desde mi infancia ya lejana/

(Esa infancia que todavía me espera)

-        Sabrás perdonar que hoy, este tan confundido como tú.

No tomaras a mal que te haya sospechado

Como parte de la estratagema y del conjuro;

-        De esa persecución que nos acosa.

-        Si finalmente nos encontramos aquí

Habremos terminado con el hechizo

Y seguiremos nuestro camino.

Podremos por fin, envejecer juntos (esta vez)

-        Por una vez

-        Entre todas las dimensiones y tiempos suspendidos.

Si por el contrario

No eres quien yo buscaba originalmente

Te amo lo mismo/

Porque tu ilusión

Tu espejismo

Ha generado en mi vida, actos de valor y decisión

Que no había intentado nunca antes.

-        El acto supremo de amor

Que ante tu “espejismo” querría realizar

Es precisamente, arrebatarte del dominio

De ese bando contrario del nuestro

Para llevarte donde los sueños ocurren en la luz.

-        Solamente si tú me rechazas por ambos caminos

Tendré que llevarme tus palabras

Grabadas en la mente

Puesto que aquí se quedarían contigo

Tus palabras; tus letras en papel

Las que dijiste en marzo

Para que así  evitemos un encuentro futuro.

-        Si hoy te devuelvo tus palabras de marzo

Que en tu ausencia serian tus vestigios

Y como vestigios, puentes;

No habrá conexión que nos mantenga unidos

Al menos no con la fuerza suficiente

Que pueda hacer factible coincidir de nuevo.

Yo envejeceré (entonces)

Mucho más rápidamente que tu/

Y moriré en el sitio que he escogido

Para dejar el mundo.

-        Envejeceré recordándote en silencio

Sin intentar buscarte nuevamente/

Nunca hablare de ti/

Alguna sonrisa (tal vez) escapara a mis labios

Cuando evoque tu cabello o tu mirada.

Cuando sienta tus manos en mi pecho

Mi cuerpo estará tenso, pero solo.

-        Lamentaré, si no eres quien buscaba,

No haber sido capaz de transformarte

O de arrebatarte al bando del conjuro

Que habrá segado el amor en mi horizonte.

Moriré de soledad y de sequía/

Me dejare morir

Porque en este final de mi verano

No deseo realidades ni espejismos

Diferentes de ti.

 

-        Roto el cordón astral que nos ha unido

No habrá en todo el universo una manera

De que nos volvamos a encontrar.

Se confirmara entonces, como una profecía

Esa carta de marzo

Y yo,

-        Vagaré  extraviado eternamente.

     ___________________________

Acapulco,  verano de 1993.

Fecha: 
Miércoles, 26 de Junio 2019 - 13:25
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Miércoles, 26 de Junio 2019 - 15:40
Fecha C: 
Jueves, 27 de Junio 2019 - 04:40
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

¿Se enamoró el Chapo?

El 10 de enero de 2012, con motivo del año que recién empezaba, la actriz Kate del Castillo difundió por su cuenta de Twitter un mensaje a sus seguidores. El texto de 922 palabras, que puede leerse en su cuenta @katedelcastillo, empieza con las siguiente frase: “Hoy quiero decir lo que pienso y pues al que le acomode bien”. Acto seguido enumera las cosas en que cree y en las que no cree. En la palabra 718 empieza, inexplicablemente, a dirigirse al capo del narcotráfico Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera.

Este es su mensaje al jefe del Cártel de Sinaloa que fue recapturado el viernes pasado. Lo transcribo tal como ella lo escribió y publicó:

“Hoy creo más en el Chapo Guzmán que en los gobiernos que me esconden verdades aunque sean dolorosas, quienes esconden la cura para el cáncer, el sida, etc. para su propio beneficio y riqueza.

¡SR. CHAPO, NO ESTARIA PADRE QUE EMPEZARA A TRAFICAR CON EL BIEN? CON LAS CURAS PARA LAS ENFERMEDADES, CON COMIDA PARA LOS NIÑOS DE LA CALLE, CON ALCOHOL PARA LOS ASILOS DE ANSIANOS QUE NO LOS DEJAN PASAR SUS ULTIMOS AÑOS HACIENDO LO QUE SE LES PEGUE LA REVERENDA CHINGADA, CON TRAFICAR CON POLITICOS CORRUPTOS Y NO CON MUJERES Y NIÑOS QUE TERMINAN COMO ESCLAVOS? CON QUEMAR TODOS ESOS “PUTEROS” DONDE LA MUJER NO VALE MAS QUE UNA CAJETILLA DE CIGARROS, SIN OFERTA NO HAY DEMANDA, ANIMESE DON, SERIA USTED EL HEROE DE HEROES, TRAFIQUEMOS CON AMOR, USTED SABE COMO.

“La vida es un negocio, lo único que cambia es la mercancía” que no?”.

Terminado su mensaje al responsable de decenas de miles de muertes, Kate concluye su texto con una serie de noes:

“-no a la culpa -no al remordimiento -no a la vergüenza -no a la impunidad -no a las diferencias raciales -no a la política -no a la religión -no a señalar -no al silencio -no a la corrupción -no al enriquecimiento ilícito -no a coartar nuestros sueños -no más sangre -si a la vida”.

Cuando Kate difundió su mensaje el Chapo llevaba 10 años prófugo, habiéndose escapado de la cárcel de alta seguridad de Puente Grande el 18 de enero de 2001.

La carta de la actriz causó polémica, especialmente en lo que a su mensaje al narcotraficante se refiere. La mayoría de las opiniones fueron negativas. La gente no podía entender como ella podía creer más en un criminal tan sanguinario como es El Chapo que en los gobiernos de México y el mundo que según ella “esconden la cura para el cáncer, el sida, etc. para su propio beneficio y riqueza”.

La gente tampoco podía creer que una mujer que entonces tenía 39 años de edad fuera tan ingenua como para pedirle a un multiasesino como Guzmán Loera que empezara a “traficar con el bien” para convertirse en “el héroe de héroes” al “traficar con amor”.

La mayoría de la gente no tomó en serio lo que hace cuatro años escribió la actriz. Sin embargo, quien aparentemente quedó impresionado por el mensaje fue el destinatario del mismo. Según las autoridades y el actor estadounidense Sean Penn, ese texto vía Twitter dio origen a una relación epistolar, vía el servicio de mensajería de Blackberry, entre Kate y El Chapo, lo que facilitó la reunión de ambos y Penn el 2 de octubre de 2015, cuando el narcotraficante estaba prófugo por segunda ocasión después de escaparse de la cárcel de alta seguridad del Altiplano el 11 de julio de ese año.

Es lógico suponer que antes, durante y después de que Del Castillo y Penn solicitaran la entrevista con El Chapo, muchos periodistas mexicanos y de otros países también pidieran lo mismo sin éxito alguno.

¿Por qué, entonces, Guzmán Loera aceptó concederle la entrevista que le solicitó Kate en nombre de un actor que no es periodista y la revista estadounidense Rolling Stone?

En su artículo en la mencionada revista, Penn subraya el hecho de que El Chapo tratara cariñosamente a la actriz (como a “una hija que regresa de la universidad”), que pidiera brindar con ella después de explicar que “no tomo regularmente”, que no se viera una sola arma a su alrededor con el fin de no asustarla, que personalmente la escoltara a la cabaña en donde ella dormiría, y que apenas ella se fue a dormir él y sus pistoleros se pusieran chalecos antibalas y dejaran ver sus armas largas. Es indudable que en esa ocasión el responsable de tanta muerte y destrucción se mostró sumamente cariñoso con Kate del Castillo. Un mal pensado podría suponer que la Bestia se enamoró de la Bella. Si no, ¿cómo explicar que solo a ella le concedió una entrevista que muchos periodistas hubieran pagado por realizar?

¿Se enamoró el Chapo de la bella actriz que meses antes de enviarle su primer mensaje vía Twitter personificó a una narcotraficante en La reina del sur?

Secciones:

Fecha: 
Martes, 12 de Enero 2016 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

El medio ambiente en las relaciones entre México y la Unión Europea

Una breve historia

La historia de la colaboración entre México y la Unión Europea empezó realmente en 1997, con la firma de «Los Acuerdos de Partenariado Económico y de cooperación política». Estos acuerdos entraron en vigor en el año 2000 y sus temas principales fueron el diálogo político, el comercio y la colaboración. Desde entonces existe una zona de librecambio entre México y la UE.

Desde 2008, México es unos de los dos países más grandes de América Latina que trabajan en colaboración con la UE. Pero es importante hacer notar que la cooperación entre se incrementa con el tiempo. En efecto, en 2010, otros acuerdos se han concluido, particularmente en materia de cambio climático, desarrollo sostenible, paz, seguridad y lucha contra la criminalidad, democracia, derechos humanos y educación.

¿Y ahora qué sigue?

El último 12 de junio, Europa y México se encontraron para reforzar más la colaboración. Durante esta cumbre, los temas visitados en 2010 fueron discutidos nuevamente para logar una modernización que correspondiera a la realidad de 2015.

Ahora hagamos un análisis más profundo sobre nuestro tema principal: la protección del medio ambiente en las relaciones UE-México. Por empezar, es importante saber que el medio ambiente es una cuestión que tenemos que debería de pensarse a nivel internacional y, frente a este hecho, los países tienen que hacer grandes reuniones, como la COP21 que será en Paris a principios de diciembre de 2015, en la cuál el papel de México en la UE al respecto del medio ambiente será relativamente ambicioso.

Un reparto de tecnología, información y peritaje fueron discutidos en 2010, así como otras políticas comunes que tienen como finalidad reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Las consecuencias

Hay que saber que México ha sido considerado como unos de los países los más contaminados del mundo durante muchos años. Por ello la UE no ha querido esperar más para reflexionar sobre la cuestión. En 2008, el Instituto Nacional de Ecología de México decía que de continuar por esta vía, habría una disminución de las precipitaciones de 20% y un calentamiento general de 4 grados Celsius para 2080. Aunque parezca lejos a primera vista, será de hecho un gran cambio el que se anuncia. Pero no es únicamente un problema de grados de calentamiento, sino el riesgo del aumento del nivel de aguas. 

Por otra parte, es importante señalar que luchar a favor del medio ambiente es también un desafío de tipo ético porque la capacidad de las generaciones futuras a vivir correctamente y sin problemas depende de nuestra manera de gestionar la planeta hoy. Podemos dejar esta situación por nuestros niños?

Las medidas tomadas:

¿Cuáles son las medidas que se han tomado para luchar contra la contaminación del medio ambiente? Afortunadamente, en la Unión Europea ya han sido tomadas algunas medidas desde hace varios años y existen varios subsidios para promoverlas. Un ejemplo de es la separación de residuos que favorece un modo de vida ecológico. O la construcción de nuevo tranvía que permita reducir los emisión de gas de efecto invernadero. Desgraciadamente México está muy atrasado en estos temas.

En Europa también hay complicaciones por el hecho de no tratarse de un Estado, lo que hace difícil la toma de medidas directas, ya que los Estados miembros tienen primero que estar de acuerdo. Es por eso que la políticas son decididas en las grandes líneas a nivel europeo.

Algunos ejemplos de los objetivos que se han trazado los Estados miembros de la UE son:

  • Reducir en 40% las emisiones de gas de efecto invernadero (en comparación con 1990).
  • Utilizar 27% de la energía total en energías renovables
  • Aumentar la eficiencia energética en un 30%.

Los temas abordados son más o menos los mismos: favorecer los mercados "verdes", propagar la toma conciencia de la educación ambiental, aumentar el número de transportes públicos, amparar algunas zonas con naturaleza para preservar la biodiversidad (con el programa "Natura 2000") y la gestión de productos químicos (elaborado por el programa "REACH").

¿Qué podemos hacer?

En un nivel más individual, en Europa o México, podemos intentar muchas cosas para conseguir la protección del medio ambiente. A continuación algunos ejemplos:

- Recolectar el agua pluvial. Por ejemplo, un grupo de alumnos de la Universidad Tecnológica de Querétaro ha creado un sistema inspirado en el maguey para  hacer una purificación del agua con un filtro creado con  arena y grava. Pero puede y también utilizarse el agua pluvial sin filtro únicamente por el váter.

- La permacultura: necesita de mucho de tiempo, pero es una manera de ser autosuficientes; el objetivo es hacer una gran producción en un pequeño lugar con el respeto del medio ambiente. Es posible.

- Disminuir el consumo personal y familiar de la energía: por ejemplo, apagar la luz cuando no se está en una habitación, disminuir la luminosidad del teléfono móvil o de la tableta, apagar la televisión en lugar de dejarla suspendida.

- Comprar productos con el menor embalaje posible, porque éste suele utilizar demasiados materiales inútiles: papel, cartón, plástico, etcétera. Es importante también comprar productos locales, debido a que necesitan menos de carburantes para la transportación.

Un grande cambio se puede lograr

Todas estas posibilidades, si se consiguieran, podrían tener un impacto significativo y positivo sobre nuestro medio ambiente. Ya sea en Europa o en Mexicana, somos ante todo ciudadanos del mundo y lo tenemos que cuidar.

Si bien las políticas públicas pudiesen ayudar a lograr este gran objetivo, la toma de conciencia debe empezar por los ciudadanos.

Por Adrien Buono, Bélgica

Fecha: 
Miércoles, 06 de Enero 2016 - 18:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

El amor es de dos

 

La pareja llegó y se sentó. Él con una sonrisa, nervioso. Ella se veía seria, ansiosa y molesta.

Los saludos fueron breves. Ella quería tratar de inmediato el asunto que los trajo aquí.

—Él me engaña, ya le dije que si va a seguir así mejor aquí la dejamos…

Mientras ella hablaba él miraba para todos lados, con su sonrisa permanente.

—No podemos seguir así. Él decía que todo era mentira, producto de mi imaginación, hasta que le comprobé su engaño. Los mensajes del celular los delataban a los dos.

Ella estaba exaltada, su enojo se manifestaba a cada momento con más evidencia, le costaba trabajo hablar, expresarse…

—Ya le dije que si prefiere a esa vieja nos va a tener que dejar de ver a mí y a sus hijos… De por si nunca me ha querido…

En este momento ella rompió a llorar. Nos quedamos callados por unos segundos. Ella continuó en silencio.

La infidelidad es un duelo que pone a prueba todas nuestras resistencias, requiere tiempo, paciencia, amor consigo mismo y para el otro.

—Es como si me hubieses dado una puñalada y yo ni siquiera pude meter las manos.

Confirmó ella, mientras volvía a quedarse en silencio.

Su esposo tomó la palabra, expuso sus pensamientos y emociones, desde su perspectiva cómo habían sido los hechos… Cierto que no se casó tan enamorado como ella, pero siempre la ha querido. Conocer a esta amiga no fue algo planeado, simplemente se dio, ella era su compañera de trabajo y el contacto diario fue orientando las cosas.

A pregunta expresa sobre si querían continuar, él tomó un aire serio y dijo:

—Sí, quiero seguir con ella y mis hijos. Sé que te lastimé y eso ya no lo puedo remediar, pero por eso ahora te aviso dónde estoy y qué hago todo el día. ¿Qué más quieres? Sabes todo de mí.

— ¿Y cómo sé yo que todo eso es cierto? Te vas y vuelves ya entrada la noche.

María estaba en un círculo de reproches, ella se había enterado de la infidelidad de su esposo apenas hacía un mes.

Enterarse de una infidelidad suele desestabilizar a la persona, ésta se siente engañada y el duelo puede durar mucho tiempo. Como todas las pérdidas es importante dar espacio para que se sanen las heridas, el coraje se manifieste y la paz llegue.

—Eso no es cierto, me pediste que dejara el trabajo y lo hice. Ahora, estoy trabajando en línea desde la casa y cuando salgo sabes a dónde voy… Y de todas formas sigues enojada y sin confiar en mi. Créeme, volveré a ser como antes. Saldremos a pasear. Dedicaré más tiempo para ustedes.

La infidelidad es una situación de pareja donde ambas partes han contribuido a tal situación, comprenderlo es un proceso que requiere la participación consciente de ambos, de lo contrario será complicado salir del atolladero en el que la pareja se encuentra.

María escuchó atentamente todo lo que su esposo expuso y tras una pequeña reflexión expresó su posición:

—Está bien acepto, porque yo te quiero mucho, te amo, sólo que no sé cómo sacarme este dolor que me traspasa el pecho…

En estas situaciones el sufrimiento es de ambas partes, él ante el temor de ser rechazado y perder a su familia, y cargar con esa culpa a cuesta.

Mientras ella, es un corazón lastimado que, en el mejor de los casos, tardará en sanar. La desconfianza, el orgullo herido, sentirse traicionado y la autoestima son elementos difíciles de superar, a pesar del amor a la pareja.

Recobrar la confianza en sí misma y en el otro, suele ser un acto de fe tan grande como la propia autoestima lastimada.

Secciones:

Fecha: 
Miércoles, 11 de Noviembre 2015 - 16:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

¡Ah, el amor!

Corría el año de 1945 cuando apareció por primera vez en televisión un curioso personaje de nombre Pepé Le Pew (Creado por Chuck Jones), el cual posteriormente se convirtió en parte del elenco de los Looney Tunes (seria animada estadounidense). El personaje es representado por un zorrillo mal oliente que camina por la calles de París con elegancia, siempre seguro de sí mismo, habla con galanura y acento francés marcado, se asume a sí mismo como un irresistible amante a la antigua y jamás acepta un “no” por respuesta. Su célebre frase: ¡Vive l'amour! evoca antiguas imágenes de galanes con ramos de flores en las manos, serenatas nocturnas, cartas con olor a perfume, intercambio de miradas de coquetería, rubor en las mejillas y poemas de amor; las cuales eran entre otras, tan sólo algunas de las estrategias que todo hombre aplicaba cuando quería conseguir el amor de la mujer elegida en el siglo pasado; es decir, andaba de conquista y le costaba un buen tiempo antes de recibir el anhelado “sí”.

Lejos muy lejos estamos de aquélla época en la que los emoticones, el Whatsapp, el Skype, el Facebook, el Twitter o el Instagram, (todas herramientas tecnológicas para comunicarse a través de la red virtual llamadas redes sociales) no existían; de tal suerte, que la emoción ante las muestras de galantería era innegable y lo que es más, significaba una especie de adrenalina para los enamorados (o también llamados tórtolos). Cierto es que la etapa del romanticismo en una relación, tanto en el pasado como en el presente no es garantía de una relación amorosa estable y comprometida o la construcción de un vínculo sano fincado en el amor; sin embargo, tanto conquistadores como conquistadas sabían que el cortejo era la antesala para la privacidad y la intimidad en pareja, algo así como una serie de pasos que había que seguir y que dotaban de ilusión a la relación. Y así lo cantaba Emmanuel en su canción el Rey Azul (1983): “Me hice una promesa hace unos días, para tocar tu mano y no me atrevo todavía” porque en verdad, apenas un roce de manos ponía el corazón a latir a mil por segundo.

Para las nuevas generaciones todo es más sencillo porque basta con navegar por la red (Internet) para conocer chicos y chicas de todas partes del mundo y hacer una cita o intercambiar toda clase de información. No entraré en el debate de si las relaciones surgidas en la red virtual son duraderas o no pero hoy son una opción. En el siglo XIX, los caballeros de la clase alta no se tomaban la libertad de dirigirle la palabra a alguna dama pero los que pertenecían a un estrato menos elevado y cuya formalidad no era obligatoria, recurrían a ingeniosas formas de acercarse a las féminas mediante unas tarjetas llamadas de acompañamiento o tarjeta invitación, que no eran otra cosa sino la forma en que se le cortejaba a una dama y se iniciaba la relación (véase la imagen abajo).

amor_1.jpg

Y es que paradójicamente, aunque hoy existen diferentes alternativas para el coqueteo o flirteo entre los jóvenes o los no tan jóvenes, resulta más difícil para ellos establecer vínculos, expresar emociones, conocerse y conectarse. Algo como lo que cantaba Miguel Ríos a principios de los años 80: “El teléfono es muy frío, tus llamadas son muy pocas, yo sí quiero conocerte y tú no a mí, por favor dame una cita, vamos al parque, entra en mi vida sin anunciarte” (Santa Lucía de Roque Narvaja, Argentino). Será también que la época de la inmediatez y de tantos estímulos visuales y auditivos en la que vivimos ha cerrado el paso a la sensibilidad y a esa espera que provoca ansiedad y ganas de querer ver, escuchar y estar de cerca con el ser amado en una relación cara a cara, sin mensajes de texto de por medio ni emoticones que limitan el cúmulo de emociones que se desatan cuando las hormonas se alborotan y que nada tiene que ver con sólo tener sexo una noche y al otro día olvidar el suceso y a la persona.

Cierto es que el pasado nos habla de un momento en la historia en que existían muchos tabúes en torno a las relaciones de pareja y el sexo, por lo que el tema es por demás interesante y tiene mucha tela de dónde cortar; sin embargo, en el caso del romance, la conquista y la galantería a pesar de que los tiempos han cambiado y de tener mayor libertad de expresión e información al alcance de la mano, nada como lo que cantaba Roberto Carlos: “Yo soy de esos amantes a la antigua que suelen todavía mandar flores, aunque yo sigo este mundo con sus modas y modismos, el amor es para mí siempre lo mismo” y podría ser que si exploramos ese mundo misterioso que no nos tocó vivir, recibamos gratas sorpresas y nos embriaguemos de ese amor meloso, romántico y emocionante del ayer que daba lugar a hermosas historias de amor que contar.      

________________________________________________________________

Fuentes e Imágenes

http://algarabia.com/118/pepe-le-pew/

http://www.upsocl.com/creatividad/las-inusuales-invitaciones-que-enviaba...

Fecha: 
Jueves, 22 de Octubre 2015 - 16:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Cisma entre Peña Nieto y Videgaray

La relación personal entre el presidente de la República y su poderoso secretario de Hacienda, Luis Videgaray, había sido hasta ahora de absoluta confianza, entrañable.

Es innegable que, como resultado de ello, Videgaray irrumpió con una extraordinaria fuerza en el entorno presidencial, ubicado como el hombre de mayor cercanía e influencia, inclusive por encima de la valoración de sus capacidades.

Sin embargo, en el plano profesional y político, esa coyuntura no necesariamente corresponde en igual medida a la del ámbito privado, el Presidente le confió plenamente a Videgaray poderes que sobrepasan el espectro de sus funciones, le permitió establecer márgenes de influencia que en ocasiones rebasaron sus facultades y lo posicionó como una especie de vicepresidente.

El asunto es que en la relación no ha habido correspondencia: ha sido mucho lo que el Presidente le ha otorgado a Videgaray y muy poco, si no es que nada, lo que ha recibido de éste a cambio.

En el análisis se entiende que en el balance ningún afecto puede estar por encima de los intereses, que el apego personal no se puede contraponer a los valores del ejercicio del poder y la estrategia para conservarlo.

De inicio habría que reconocer que en el tránsito de lo que va de la administración, Peña Nieto no sólo ha sido generoso con Videgaray, sino que se observa claramente cómo ha compartido espacios de poder con él sin ningún recelo.

El Presidente cedió de manera implícita en su Secretario de Hacienda la conducción y las decisiones relativas a la política económica, fiscal y monetaria del régimen.

Pero Videgaray fracasó estrepitosamente en la encomienda. Independientemente de la impopularidad que esto le ha acarreado individualmente, sus yerros lo colocan como un obstáculo que boicotea el correcto desarrollo del gobierno.

El desempeño errático de Videgaray ha ocasionado que el Presidente haya tenido literalmente que cargar sobre sus hombros con las criticas y el desprestigio subsecuente; los desatinos han provocado una severa crisis en varios frentes, sobre todo en el de la credibilidad.

Peor aún, un escenario que no sólo pone en riesgo la viabilidad económica del Estado y el país, sino que adicionalmente representa un enorme peligro para el gobierno y su partido en el aspecto electoral.

Considerando las fallas evidentes, combinadas con un talante arrogante, poco proclive al diálogo y una absoluta cerrazón dogmática en la defensa de sus ideas, para Videgaray no existe la negociación entre fuerzas, solamente la imposición y por ello hoy lo único que lo sostiene  en el cargo es, precisamente, la relación personal con el Presidente.

Sin embargo, ha trascendido que esta ya muestra signos inconfundibles de deterioro, el desgaste en el desempeño público deja entrever que se está afectando considerablemente la relación personal cercana y afectiva.

Pero esto no sólo se debe únicamente a los conflictos administrativos y políticos derivados, del desastre en los resultados de su gestión. El problema va mas allá, todo parece indicar que es de índole íntima, lo que sugiere que corresponde a otro tipo de fricciones y como resultado de ello, la complicidad entre ambos estaría debilitándose.

Las discusiones se han tornado en regaños, situación inimaginable al principio de este gobierno, el aprecio ya no es el valor fundamental que rige la convivencia.

Videgaray no sólo ha cometido graves errores en su responsabilidad oficial,  se especula que también lo ha hecho en el plano de la relación personal, que finalmente había sido su mayor fortaleza y escudo.

Esto porque en los círculos mas cercanos al mandatario, trascendió que el Secretario de Hacienda podría haber estado aprovechando su situación privilegiada para tomarse licencias sin consultar, sin informar y eso aún y sin tomar en cuenta su magnitud y características, representa un abuso que, desde la óptica del poder y la amistad, es imperdonable.

Lo que supone que, fracturada esa parte, todo lo que se deriva conjetura una transformación evidente de la empatía, que por necesidad tenderá a un franco debilitamiento de su posición que, podría ser causa de un alejamiento mucho mayor.

Para el Presidente, el equilibrio entre la amistad y el ejercicio gubernamental del que pende su apego a Videgaray se estaría desmoronando; queda claro que, en este caso, lo primero siempre importó más que lo segundo.

Pero parecería que eso ya no es más así. El Presidente le solapó demasiadas cosas a su Secretario de Hacienda, pero Enrique Peña Nieto a Luis Videgaray, el amigo y quizá Alter Ego, lo mide en un parámetro diferente.

No es la intención vaticinar cuánto más puede durar la permanencia de Videgaray en su cargo, sí de afirmar que su poder e influencia están en disminución, porque la relación afectiva entre el mandatario y su amigo atraviesa por un cisma.

Fecha: 
Martes, 29 de Septiembre 2015 - 17:30
Redes sociales: 
1

Columnas:

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Cebollitas para llorar

Las abuelitas solían decir que cada quien se busca su cebollita para llorar, refiriéndose a la forma en que algunas parejas viven su relación desde el sufrimiento e incluso, la violencia. Vincularse con los demás no es tarea fácil por una sencilla razón: no somos educados desde la emoción, sino desde la razón y ello incluye el deber ser lo que los convencionalismos sociales determinan, de tal suerte que un día olvidamos esa esencia natural y ligera que tenemos cuando niños, la cual nos hace amar a nuestros padres, familia, vecinos, compañeros de escuela, etc., hasta el grado de dejar de expresar emociones y llegar al extremo de padecer incluso ciertas patologías porque no logramos establecer vínculos sanos con nadie o casi nadie.

El amor, en sentido romántico es y ha sido tela de corte para todas las expresiones artísticas y es así que los referentes cercanos que tenemos al respecto, se derivan de lo que conocemos como cuentos de hadas; sin embargo, en la realidad y en el día a día el amor es tan complicado o tan simple según la actitud que asumimos ante él, pues mal llamamos amor a dependencias afectivas que derivan en relaciones destructivas. La cuestión es que si no tenemos de origen, en nuestra familia un modelo de amor no sólo romántico sino como pilar de la autoestima, le ponemos la etiqueta a cualquier relación que establezcamos en el camino aunque sea autodestructiva.

Decir del amor implica referirse a numeroso estudios que desde la psicología, la antropología o el arte se han hecho pero lo que llama mi atención es que siga siendo un tema que se trate con pinzas, con tantos tabúes, prejuicios e incluso, desconocimiento y que la falta de educación en las emociones sea una de las razones de sufrimiento.

¿Por qué elegí este tema? Por una sencilla razón que tuvo su origen en una conversación que no pude evitar escuchar en un vagón del metro en el trayecto de la estación Centro Médico a Deportivo 18 de Marzo y que más o menos tuvo el siguiente tenor:

Anilú (nombre ficticio) contó a su interlocutor de un chico que conoció y al que le había dedicado los últimos meses de su vida en atenciones, detalles, tiempo, emociones y pensamientos; es decir, se sentía enamorada sin duda pero el sujeto de su afecto a pesar de haberle mostrado cierto interés, de expresarle su gusto hacia ella y de agradecerle sus atenciones no daba muestras claras de quererse comprometer en una relación. La emoción que expresaban sus palabras al hablar del galán no dejaban duda de lo que ella sentía por él; sin embargo, más de una vez mencionó que a pesar de todo lo linda que había sido y de sus emociones nunca le había expresado en forma verbal su interés ni sus expectativas y, evidentemente, se sentía decepcionada al no haber recibido ninguna señal que le indicara que iba en el camino indicado o si tenía que abortar la misión de conquista.

El interlocutor de Anilú atinó a decirle que era muy corta de edad para sufrir por amor (tan sólo 17 años) y que tenía un futuro promisorio con todas las actividades que realizaba y su forma de pensar, como para desanimarse por el intento fallido de una conquista. La recomendación me pareció precisa a pesar de la también corta edad del amigo en cuestión (quizá unos 20 años) y me hizo preguntarme: ¿Cuál sería la historia de vida de Anilú a sus cortos 17 años? y ¿Cómo la habrían educado emocionalmente hablando?

Los psicólogos suelen remitirse a los años tempranos de la infancia para encontrar la raíz de los problemas que como adultos enfrentamos pues la forma en que somos criados y el contexto en que crecemos determina nuestra conducta futura y por ende, la forma de vincularnos en el trabajo, con los amigos, con la pareja y por supuesto, con nosotros mismos.

Las bases de un vínculo de pareja sano y sólido están en el amor (verdadero) y el respeto (por sí mismo y la otra persona) sin miedos que impidan mostrarse tal como se es y sin perder la libertad e individualidad pero, ¿Quién nos enseña tal cosa? Al parecer, la gran mayoría lo aprende en la escuela de la vida aunque sea a base de lágrimas, quien lo aprende como parte de la experiencia familiar, tiene un gran camino recorrido aunque no garantiza del todo el éxito, pues una relación es de dos, pero el impacto puede ser menos devastador.

Lejos de buscar cebollitas para llorar, hay que tener presente que no nos merece quien nos hace sufrir, aunque haya algunos que vivan lo contrario.

Secciones:

Fecha: 
Martes, 25 de Agosto 2015 - 16:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Chapomanía

La fuga del Chapo Guzmán de la cárcel de alta seguridad capturó la imaginación nacional y mundial. Aquí y allá se mofan del ridículo que hizo el gobierno de Enrique Peña y se pone de manifiesto el descrédito de México, que tendrá costos. En el ámbito interno un escenario posible es que puede complicarse, a medida que fenece el sexenio, la gobernanza. En el campo internacional es factible un deterioro de las relaciones con Estados Unidos por bloquear la extradición del capo; asimismo, existe el riesgo de que pocos gobiernos tomen en serio al régimen mexicano: el efecto Chapo puede acarrear una especie de aislamiento diplomático (¿y económico?) del país. A este penoso suceso le antecede la crisis de credibilidad por el conflicto de interés de las casas del presidente y de algunos funcionarios de su primer círculo. También le precede la crisis de derechos humanos en Tlatlaya e Iguala.

A tan delicados asuntos se le suma el descrédito de los poderes Legislativo y Judicial, ambos lastrados por la corrupción y el uso arbitrario y patrimonial del poder y de los recursos públicos en beneficio de sus camarillas. El mismo derrotero siguen los partidos políticos, que representan más bien a sus familias y pandillas. El distintivo de la clase política es la impunidad y la corrupción. El divorcio entre el pueblo y sus representantes es patente. El resultado es que México está al arbitrio del más fuerte, lo que genera más desigualdad. Si las instituciones están rebasadas por disfuncionales y, por tanto, están capturadas por los políticos y la gran empresa, si por ende el gobierno es incompetente, y si la ley está al servicio de las elites, entonces estamos ante una crisis de legitimidad política de las clases gobernantes. ¿Sigue la guerra civil?

Hay que evitar este posible escenario catastrofista. Es hora que el gobierno de Peña muestre que entiende que sí entiende. Ello implica un golpe de timón para cumplir y hacer cumplir la ley, para combatir a la impunidad –mediante la rendición de cuentas– y a la corrupción, llevando a los tribunales a los presuntos corruptos. También involucra un cambio de personas y en las políticas de seguridad y de lucha contra el narcotráfico. La seguridad debe centrarse en combatir a los delitos que más dañan y humillan a los mexicanos (secuestro, extorsión, asesinatos, etc.), y la estrategia contra el narcotráfico requiere sacar al ejército de ese infierno y replantear la política punitiva contra las drogas ilícitas ante Estados Unidos, pues esta inútil lucha nos arrastra a la guerra civil, que dañaría la seguridad del poderoso vecino norteño. Es lamentable lo que pasó, pero es atroz persistir en lo que nos lastima.

Fecha: 
Jueves, 16 de Julio 2015 - 17:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

¡Cuidado con Donald!

El gran editor y periodista estadounidense H. L. Mencken (1880 - 1956) ideó lo que a mi juicio es una de las mejores definiciones: “El demagogo es el que predica doctrinas que él sabe que son falsas a personas que él sabe que son idiotas”.

He escuchado y analizado tres entrevistas que muestran, sin lugar a duda, el aspirante a la candidatura republicana a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, “predica doctrinas que él sabe que son falsas a personas que él sabe que son idiotas”. Y no solo eso, sin titubear ni pestañear ignora los datos científicamente obtenidos que contradicen los números que con pasmosa facilidad se saca de la manga. Peor aún, sin el menor rubor le dice a sus entrevistadores que están equivocados, o son impreparados o carentes de imaginación.

Las entrevistas a que me refiero son: 1. La del 28 de junio en el programa “Enfoque con José Díaz-Balart” de Telemundo; 2. La del 8 de julio con la reportera Katy Tur de NBC News; 3. La del 8 de julio en el programa “Anderson Cooper 360” de CNN.

En cada una de ellas Trump dice, palabras más palabras menos, lo mismo, lo que indica que ya tiene muy ensayadas las preguntas a las respuestas que supone que le van a formular.

Insiste en decir que “Estados Unidos se ha convertido en un vertedero para los problemas de todos los demás. Cuando México envía su gente no está enviando a lo mejores. Están trayendo drogas. Están trayendo crimen. Son violadores. Y algunos, supongo, son gente buena… Vamos a tener terroristas que vienen a través de la frontera. No tenemos ninguna protección”.

Sobre lo anterior, él y Cooper sostuvieron el siguiente dialogo:

COOPER: He visto un montón de estudios que dicen que en realidad no hay correlación entre la inmigración ilegal y la delincuencia. Y que, de hecho, los inmigrantes en realidad cometen menos delitos que la población en general.

TRUMP: “Anderson, tú no eres un bebé, ¿OK? No eres un bebé”. Están causando problemas tremendos. En términos de crímenes, en términos de asesinatos, en términos de violaciones.

COOPER: Dos estudios. La Universidad de Northwestern citada por The Washington Post dice que no hay correlación entre la inmigración ilegal y los crímenes violentos. Pew, usando datos de la Universidad de Massachusetts descubrió, y cito, “las tasas de criminalidad entre inmigrantes de primera generación, aquellos que vinieron al país de otro lugar, son significativamente más bajas que la tasa general de criminalidad y la de la segunda generación”.

TRUMP: Anderson, si alguien es un inmigrante ilegal no debería ni siquiera estar aquí. No debería haber crímenes. Se supone que no deben estar en el país.

Del intercambio anterior puede verse como Trump nunca aceptó las cifras de las dos universidades, las ignoró olímpicamente y siguió afirmando que el crimen se debe a los inmigrantes.

He aquí algunas perlas de Trump que seguramente lo volverán más popular entre los millones de idiotas que lo están colocando en el primer o segundo lugar en las encuestas realizadas para medir la popularidad de los aspirantes republicanos a la presidencia estadounidense:

  • Sobre el muro que construiría entre México y Estados Unidos: “Voy a construir un mejor muro y lo voy a construir más barato, y México lo va a pagar”.
  • Sobre el pueblo mexicano en general: “Me encanta el pueblo mexicano. Muchos mexicanos trabajan para mí. Hago negocios con muchas personas mexicanas.  Me compran cosas, como apartamentos, etc., etc. Tengo buenas relaciones con México y con el pueblo mexicano. Me encanta el pueblo mexicano. Me encanta su espíritu”.
  • Sobre rival demócrata Hillary Clinton: “Ella tiene mucho que ocultar. Ella fue la peor secretaria de Estado en la historia de los Estados Unidos”.
  • Sobre su estrategia para combatir al ISIS: “Haría cosas que serían tan duras que ni siquiera sé si seguirían vivos para venir a la mesa [de negociaciones]. Bombardearía hasta el infierno esos campos petroleros [en Irak]. No enviaría muchos soldados, porque no los necesitará cuando haya terminado".

La historia demuestra que cuando un demagogo convence a las mayorías y accede al poder se vuelve una amenaza para su propio país y el mundo. Por eso, ¡cuidado con Donald Trump!

Secciones:

Fecha: 
Viernes, 10 de Julio 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Citas en línea: el romance está muerto (Pero el acostón está bien vivo)

¡Trata de blancas! ¡Secuestradores! Eso fue lo primero que pensé cuando me enteré de estas aplicaciones. ¿Soy la única a la que le da miedo la idea de conocer gente así? Tal vez sea porque mi mente siempre se va al peor escenario posible. ¿Ya no es válido llegar y decir "hola, me llamo tal"? Puede ser que  ahora suene antinatural hacer eso, "¿por qué no me mandas un whats, mejor?", algunos contestarían. Mi miedo es que con el Internet todos todos podemos crearnos un personaje y ser quienes queramos ser; claro que después viene el encuentro, ahí es cuando se revela qué tanto se parece la persona real a la de la foto (y con suerte vives para contarlo). Bueno, para conservar la integridad de la plataforma decidí superar mi rechazo y sumergirme en esta sociedad secreta. Sobra decir que terminé con más dudas que con las que empecé. ¿Es seguro? ¿Es sólo para acostones? ¿Ya nadie arregla el cuarto en el que están antes de tomarse la foto? No cabe duda que en el mundo virtual no siempre tenemos la suerte de Meg Ryan para conocer a nuestro Tom Hanks.

Todo esto no estaba en mi radar hasta hace apenas unas semanas, cuando mi amiga M. (sí, otra M.), me confesaba, con una margarita entre pecho y espalda, que era partidaria de estas cosas e incluso ya había tenido varias citas. Me impresioné pero, si alguien como M., una buena mujer, educada y de familia lo veía con buenos ojos, cabía la posibilidad que lo estuviera juzgando mal. Y la verdad es que le ha tocado conocer a hombres decentes, unos más rescatables que otros y, hay que decirlo, también a uno que otro malnacido. Así que, en contra de mi voluntad y buen juicio, decidí bajar una de las aplicaciones porque, ya saben, me gusta hablar desde un punto de vista informado; entonces me inventé un alias y me animé a explorar el mundo de las citas virtuales. La aplicación se enlaza con la cuenta de Facebook, o sea que tuve que volver a familiarizarme con esa red social del demonio después de que hace año y medio logré exorcisarlo de mi vida (honestamente nunca he sido más feliz). Ese fue un trago amargo pero bueno, dejé que Facebook hiciera su magia compartiendo mis únicas dos fotos.

Tenía que pasar el dedo sobre sus fotos y moverlo hacia la derecha si me gustaba alguien y a la izquierda para descartarlos, y así empecé a navegar mares de fotos desafortunadas. Algunas moví hacia la derecha por mensa, por quererme regresar a ver la foto anterior pero no funciona así la cosa, a menos que paguen por la versión plus. "Es adictivo porque tratas de darle like a la mayor cantidad de fotos para ver a cuantas personas les gustas", me explicaba M., pero para mí fingir que alguien me gusta es mucho trabajo para una levantada de ego a cambio; además mis prejuicios y paranoias de abuela me llevaban a descartar a casi todos. Había toda clase de selfies; unas estaban tomadas desde la barbilla para abajo (para quien tenga un fetiche de barba  hipster), en algunas el punto focal eran los músculos o falta de, en otras era la típica risa calculada casual ("¡no me di cuenta que me estaba tomando una foto a mí mismo, jaja!"); la selfie viendo al horizonte, la descarada frente al espejo flexionando con una pesa en una mano y el celular en la otra; en fin, muchas que está de más describir; y con unas cuantas no había pierde, las intenciones eran obvias. Trataba de mantener la mente abierta pero esos perfiles no ayudaban, terminé haciendo match con sólo seis personas y hablándole a cuatro.

Al principio estaba muy confundida. Ya había dado likes a propósito y ya le habían dado like a mi perfil, ¿y luego? "¿Tengo que ser yo la que inicie la conversación?" le preguntaba a M. por teléfono.  "Algunos esperan que tú seas la que les hable, así son los hijos de su madre", me decía  con irónica indignación. Al final todo es un juego, a ver quién da su brazo a torcer poniendo al que dé el primero paso en desventaja, como si tuvieran algo que probar haciéndose los difíciles. Yo no tenía tiempo para eso, esperé un periodo razonable de tiempo pero si quería acelerar el proceso tenía que ser yo la que iniciara la conversación. Normalmente, contrario a lo que se pueda creer, soy muy buena rompiendo el hielo... en persona; por medio de una aplicación es muy raro e incómodo. Me cuesta creer que de aquí nazcan conexiones, digo, hasta para un rechinido de catre se requiere un mínimo de esfuerzo al menos para convencer a uno. Empecé con un simple, "hola, ¿cómo estás?" a falta de algo mejor qué decir; luego aprendí que el saludo en este idioma es "¿cuándo nos vemos?", al menos en mi caso. "¿Ya de plano?", le pregunté a uno. "Pues sí, ¿no? ¿Por qué otra razón estás en Tinder?" fue su respuesta, seguido de guiño guiño carita feliz carita feliz.

Ojalá tuviera algo relevante que reportar pero no tengo nada. Llegó un punto en el que parecía que estaba haciendo entrevistas de trabajo, así de robóticas fueron mis conversaciones. Es como comprar un coche. No te quiero ver en perfil 3/4 con la iluminación poética de un atardecer en poses tontas y haciendo muecas, te quiero ver de frente abajo de un buen foco ahorrador de luz blanca. Lo único que tengo claro es que la sutileza no es el fuerte de muchas personas porque creen que una foto en los calzones más viejos es una buena manera de seducir.

Fecha: 
Lunes, 06 de Julio 2015 - 16:00
Redes sociales: 
1