Se encuentra usted aquí

psd

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Cuauhtemiña

Pues ya pasó todo, sin gran pena y mucha menos gloria, algunas sorpresas en los resultados de las elecciones y especial atención que habrá que poner en el desempeño de Morena en la Ciudad de México.

Lo que aún no logra asimilar mi cabeza son los resultados de Cuernavaca. Entiendo muy bien el hartazgo de la gente hacia la clase política y el escape ante un candidato tan peculiar pero...

Cuauhtémoc Blanco es un tipo que siempre ha luchado y acostumbrado al triunfo, ahora cosecha otro con su gol anotado en la política, definitivamente un gran logro, pero no confío en su capacidad para dirigir un municipio de la magnitud de Cuernavaca.

No dudo de sus buenas intenciones aunque no creo que esté preparado para el reto, ni siquiera creo que sepa a lo que se enfrenta y temo que alguien sin preparación alguna sea el indicado para el puesto.

A sus pies ha estado el país entero, ahora tendrá en sus manos a más de 300 mil habitantes, casi 500 mil si tomamos en cuenta el turismo chilango que se deja caer cada fin de semana ¿podrá con el paquete?

Es cierto que durante varios años ha administrado exitosamente sus negocios, pero de ninguna manera se compara con llevar las riendas de una ciudad. Tal vez sea algo incongruente lo que digo, estoy convencido de que ante la incompetencia de nuestros gobernantes es el pueblo quien debe tomar el poder, qué mejor ejemplo, pero de la misma manera pienso que se debe tener la preparación adecuada y un mínimo de cultura para ello. Por otro lado son muchos los políticos que nos han enseñado que no importa la ignorancia, saber leer, hablar inglés y en algunos casos ni español, para desempeñar tareas con tal nivel de responsabilidad.

Ya decía que no dudo de sus buenas intenciones e incluso de su compromiso. En campaña dio a conocer sus propuestas de gobierno: Mayor seguridad (sacar al mando único, regresar a los cuerpos policíacos y crear alertas vecinales), Mejora en los servicios públicos (alumbrado y bacheo), Transparencia y cero corrupción, Transporte público gratuito para estudiantes y personas de la tercera edad, Abastecimiento de agua potable, Generar empleo, Programas educativos, Mayor inversión turística y Fomento al deporte. Todos muy bonitos, la cosa es cómo logrará eso y hasta dónde lo dejará la gente de su partido y del estado.

Todos conocemos sus desplantes, sus reacciones impulsivas, los arranques de violencia y su inestabilidad ¿qué pasará cuando tenga que negociar, tomar decisiones o reconsiderar una estrategia? ¿Cómo pudo alguien que, según sus propias declaraciones, no cree en la política y nunca ha votado, ser candidato de un partido político a un puesto de elección popular? "Voy a demostrar a los políticos que un ciudadano puede trabajar bien y que si ellos no lo hacen es porque no quieren" dijo durante su campaña. Les deseo a él y los cuernavacenses que así sea. No es lo mismo perder un partido que la integridad de un pueblo.

Lo que tengo más claro que nunca es que queda demostrado que el sufragio es, en efecto, la mejor forma de protesta. Si ya tuvimos un presidente con botas, no les sorprenda que un día tengamos uno con "tacos".

¡Rafa para presidente!

Voy vengo.

Autor:

Fecha: 
Viernes, 12 de Junio 2015 - 17:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Las elecciones que vienen (parte 2)

La semana pasada se señaló en este espacio que el inicio de los procesos electorales ha comenzado a ser motivo de una cada vez más mayor atención mediática. También que el Instituto Nacional Electoral (INE), el gobierno federal y los partidos han fortalecido la causa de las elecciones en ese foco rojo que se llama Guerrero.

Se mencionaba que los partidos están por el momento ocupados en sus procesos internos. Por ejemplo, el PRI parece estar recurriendo a un cabildeo interno entre los posibles candidatos, en el que se dice que el presidente Peña Nieto opina y decide. En todo caso, la opinión presidencial parece estar dándose no en función de cercanías, sino de un real interés político. A los priistas no les ha ido mal con este método.

En el resto de los partidos el proceso de selección está igualmente cerrado, con direcciones que se han dado todos los derechos. En el PAN es el grupo de Madero Ruiz el que está decidiendo con apoyo de sus aliados. En el PRD son las direcciones de las tres corrientes más fuertes y en MORENA es Andrés Manuel López Obrador (AMLO) el que define. Parafraseando a Ricardo III, el PRI podría decir que lo critican por lo mismo que hacen los demás, sólo que el tricolor es más eficaz.

En el PAN hay dos candidatos ya seleccionados: Campeche (Jorge Rosiñol Abreu) y Michoacán (Luisa María Calderón). En el resto de los estados hay pugnas entre la dirección nacional y los grupos locales (Sonora y Querétaro, por ejemplo) o bien se buscan alianzas con otros partidos (por ejemplo en Nayarit, Colima y Guerrero con el PRD).

En el PRD la decisión de las candidaturas se cruza con la crisis interna que padece ese partido y con la salida de cuadros relevantes (Cárdenas y Encinas). Así, Silvano Aureoles se perfila para repetir como candidato en Michoacán. En Guerrero se ha dado de facto una alianza entre el exgobernador Aguirre y Nueva Izquierda para llevar a Sofío Ramírez a la candidatura y dejar a Beatriz Mojica a un lado con el riesgo de que decida sumarse a otra campaña.

En San Luis Potosí el PRD está en problemas, luego de que se descubriera que su mejor carta para la candidatura a gobernador tiene vínculos con la delincuencia organizada. Esta situación hace posible que de manera emergente se acerquen al PAN. En los demás estados, sólo Campeche (Fernando Dante Imperiale) y Sonora (Ana Gabriela Guevara) tienen candidato perredista. Es posible que, dada su crisis, el partido del Sol Azteca busque alianzas con los partidos menos representativos.

Por parte de MORENA, López Obrador lleva meses designando candidatos: Querétaro (Cecilia Maya García), Campeche (Layda Sansores), Michoacán (María de la Luz Núñez Ramos), San Luis Potosí (Sergio Serrano Soriano), Colima (Francisco Gallardo), Sonora (Javier Lamarque Cano) y Baja California (Víctor Manuel Castro Cosío). Por supuesto, AMLO habrá de confirmar quienes siguen siendo sus candidatos dado que a muchos de ellos los señaló desde mediados del año pasado y luego del escándalo en Guerrero es posible que cambie algunos nombres. En este sentido, se recordará que en mayo pasado el líder de MORENA presentó a Lázaro Mazón como su candidato, pero luego de conocerse la cercanía de este con los Abarca, cambio por Pablo Sandoval Ballesteros.

Hasta ahora, se asiste a procedimientos cupulares de parte de todos los partidos, designación de cuadros fieles, pero no necesariamente representativos, y la búsqueda de alianzas de última hora. Parece que a ninguno de los partidos se le ha ocurrido que seguir haciendo las cosas como siempre no los acerca a la ciudadanía.

Fecha: 
Lunes, 09 de Febrero 2015 - 17:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Las elecciones que vienen (parte 1):

El inicio de los procesos electorales ha comenzado a ser motivo de una cada vez más mayor atención mediática. Por lo pronto, el gran foco rojo se llama Guerrero. Sin embargo, a diferencia de los días pasados, ahora el Instituto Nacional Electoral (INE), el gobierno federal y diferentes personajes políticos han hablado fuerte a favor de la celebración de comicios en el estado.

Por ejemplo, el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, garantizó que habrá elecciones en Guerrero, por lo que anunció que en los próximos días el gobierno federal tomará acciones contundentes con algunos grupos para alcanzar acuerdos y garantizar la tranquilidad y elecciones libres. El propio líder de MORENA, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), ha declarado su oposición a cancelar los comicios y, en este sentido, ya ha nombrado a quien será el candidato de su partido en Guerrero. El INE, por su parte, ya adoptó una serie de medidas extraordinarias para garantizar la celebración de comicios en la entidad.

Por otra parte, entre los asuntos que han llamado la atención, se encuentra la postulación para distintos cargos de algunos personajes públicos conocidos, como es el caso de Cuauhtémoc Blanco, quien será candidato del PSD en Morelos, y de Guillermo Cienfuegos, “Lagrimita”, quien dijo que espera convencer a la gente para juntar las 23 mil firmas para contender como candidato independiente a la alcaldía de Guadalajara. Estos y otros casos son llamativos, pero fuera de su extravagancia es difícil que impacten en el ánimo de la ciudadanía. Si bien los votantes desconfían de los políticos profesionales, también es cierto que personajes alejados del ámbito político no necesariamente pueden ser votados, aunque sean populares.

Por la lógica del proceso mismo, los partidos están ocupados en sus procesos internos, más que en atacarse unos a otros. El PRI ha recurrido a un cabildeo interno entre los posibles candidatos, en el que se dice que el presidente Peña Nieto opina y decide. En todo caso, la opinión presidencial parece estar dándose no en función de cercanías, sino de un real interés político, como lo demuestra el caso de Nuevo León, en el que quedaron en el camino dos personajes (Ildefonso Guajardo y Cristina Díaz) mucho más cercanos a su persona, pero que en las encuestas aparecían abajo de quien finalmente terminó siendo la candidata: Ivonne Álvarez.

Hasta ahora, el PRI ha designado candidatos a las gubernaturas de: Baja California Sur (Ricardo Barroso), Campeche (Alejandro Moreno), Colima (José Ignacio Peralta), Guerrero (Héctor Astudillo), Michoacán (José Ascensión Orihuela), Nuevo León (Ivonne Álvarez) y Sonora (Claudia Pavlovich). La forma de selección ha sido criticada, pero hasta ahora ha resultado eficiente y sin conflictos. (El lunes continúa)

Fecha: 
Viernes, 06 de Febrero 2015 - 18:30
Redes sociales: 
1