Se encuentra usted aquí

plataformas

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Yo pagué una mordida: Sistema de denuncia de corrupción en la India

Según el Índice de Percepción de la Corrupción 2014 de Transparencia Internacional, México obtuvo una calificación de apenas 35 en una escala de 0 a 100. A ello hay que sumarle la inquietud que prevalece entre los mexicanos, donde 78% piensa que va a aumentar la corrupción para 2015, y 65% reprueba la manera en que se combate este fenómeno (Reforma, diciembre 2014).

El Dr. Robert Klitgaard, uno de los académicos más respetados en el mundo que estudia la corrupción, asegura que esta práctica afecta el desempeño económico. En algunos países se paga entre 10% y 30% para obtener contratos públicos. Señala que es dinero que se privatiza y, por lo tanto, no contribuye a la generación de prosperidad colectiva. Además, agrega, encarece las “barreras de entrada” y obliga a otras personas que aspiran a obtener un contrato a pasar mucho de su tiempo cultivando conexiones, relacionándose con gente poderosa, en vez de bajar costos e innovar.

El mismo Dr. Klitgaard concluye que la corrupción es un crimen económico que asigna y quita indebidamente oportunidades.

Para tener una idea de la dimensión del problema, de acuerdo con Transparencia Internacional, en 2014 se cometieron en México alrededor de 200 millones de actos de corrupción con un costo de 400,000 millones de pesos.

Yo pagué una mordida (www.ipaidabribe.com)

La participación ciudadana es vital en la lucha contra la corrupción. En la India unos jóvenes se hicieron pasar por traficantes de armas para exhibir a un Ministro de Defensa corrupto. Lo convencieron de acudir a una cita, y obtuvieron evidencia con una cámara. A partir de ello surgió Yo pagué una mordida (www.ipaidabribe.com), donde la gente denuncia. Van con su celular, sacan una foto de ese policía o ese funcionario y elaboran mapas de dónde están los focos rojos, en qué ministerios.

Ramesh y Swati Ramanathan son los creadores de esta plataforma y son fundadores de una organización sin fines de lucro denominada Janaagraha, con sede en Bangalore. Ellos decidieron hacer algo sobre los sobornos en la India.
Hoy, la plataforma Yo pagué una mordida (www.ipaidabribe.com), con cuatro años de existencia, ha registrado 44,790 quejas y denuncias de 779 ciudades de la India. Además la plataforma se ha extendido a 15 países, entre ellos Kenia y China.

Conclusiones

  • La corrupción tiene agraviados a los mexicanos. Hoy la corrupción en México ha llegado a niveles tales que afectan el desarrollo, la prosperidad colectiva, la competitividad, la cohesión social, la legitimidad de las instituciones, corroyendo los principios y valores de la ética pública.
  • En este contexto se acaba de aprobar el Sistema Nacional Anticorrupción.
  • Los especialistas aseguran que es muy complicado acabar totalmente con la corrupción, pues es parte de la naturaleza humana, pero que si se puede controlar para evitar que sean importantes sus daños. La platafoma india Yo pagué una mordida lo prueba claramente.
  • Otros países ya tienen claro que no hay desarrollo justo con corrupción y están tomando medidas drásticas para acotar este fenómeno que privatiza para algunos las oportunidades que nos corresponde a todos.
  • De ahí la importancia inspiradora del sistema ciudadano Yo pagué una mordida (www.ipaidbribe.com). Ojalá que en México salgan pronto propuestas ciudadanas para acabar con la corrupción. Nos urge. ¿Por qué no impulsamos una iniciativa similar en México?

Autor:

Fecha: 
Martes, 05 de Mayo 2015 - 17:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Democracia internetiana

La aparición de la Internet ha venido modificando la realidad política alrededor del mundo.

Barack Obama ganó la presidencia estadounidense en 2008 gracias al uso inteligente que hizo de las redes sociales para ampliar el número de sus seguidores, estar en contacto permanente con ellos, transmitir mensajes, generar trending topics y obtener financiamiento para su campaña. Hay analistas que aseguran que el triunfo del entonces inexperto senador por Illinois solo se explica por el uso inteligente que él y su equipo hicieron de la red social Twitter.

La caída del dictador egipcio Hosni Mubarak a principios de 2011, durante la llamada Primavera Árabe, se debió en gran medida a los millones de textos e imágenes que se transmitieron por las redes sociales desde los lugares mismos en donde los ciudadanos se manifestaban en su contra y las fuerzas del orden los reprimían. Twitter fue un factor clave para derrocar en cuestión de semanas a quien gobernó con mano de hierro durante 30 años.

En México, el ganador de la elección presidencial de 2012 se definió, en parte, en el ciberespacio. Ganó el candidato que más seguidores verdaderos logró atraer a sus cuentas en Facebook, Twitter y YouTube, el priísta Enrique Peña Nieto. Un dato, los videos en YouTube que más fueron vistos de principio a fin fueron precisamente los del exgobernador del Estado de México.

Los casos de Obama y Peña Nieto indican la importancia que tienen la Internet y las redes sociales para lograr que un candidato obtenga la victoria. El caso de Mubarak muestra como un gobierno autoritario como el que él presidió puede desmoronarse gracias a la acción colectiva de miles de ciudadanos interconectados por Twitter.

En pocas palabras, la Internet está modificando la relación entre los ciudadanos y sus gobernantes sin que nadie hasta ahora sea capaz de predecir hasta dónde y como se transformará dicha relación.

Por ejemplo, en el sitio change.org cualquier persona puede iniciar una campaña a favor o en contra de determinada idea, causa, organización o persona y, si ésta es lo suficientemente atractiva, sumar adeptos a su campaña. En su sitio, change.org se presenta como “la plataforma de peticiones más grande del mundo, nuestra misión es empoderar a las personas para que generen el cambio que quieren ver. Somos más de 70 millones de usuarios en 196 países, en los que todos los días personas como usted usan Change.org para transformar sus comunidades en lo local, nacional e internacional”.

Entre las campañas iniciadas en México a través de change.org figuran la exigencia de que Carmen Aristegui regrese a MVS Noticias (222,260 adherentes), la de que se le retire el registro al PVEM (80,628 adherentes) y la de que renuncie Enrique Peña Nieto (85,835 adherentes). Los números obtenidos por cada campaña representan un porcentaje minúsculo del total de los adultos de nuestro país pero conforme change.org tenga más seguidores aumentará su poder para promover cambios cada vez más substanciales.

Change.org y sitios similares en la red de redes están contribuyendo a que la democracia se vuelva más directa, en donde los ciudadanos necesiten cada menos a los llamados “representantes populares”.

Estamos presenciando el nacimiento de la democracia internetiana que liquidará mucho de la democracia decimonónica que cada vez es más disfuncional.

Secciones:

Fecha: 
Martes, 14 de Abril 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Gobierno Abierto: una opción basada en la tecnología

De acuerdo con el Barómetro Global de Corrupción, que elabora Transparencia Internacional, a través de una encuesta a 114,000 personas de 107 países, en México 71% de los entrevistados considera que la corrupción creció en los últimos dos años.

Además, en el Índice de Percepción de la Corrupción 2014 de Transparencia Internacional, México obtuvo una calificación de apenas 35 en una escala de 0 a 100. A ello hay que sumarle la inquietud que prevalece entre los mexicanos, donde, de acuerdo cuna encuesta publicada por el periódico Reforma en diciembre de 2014, 78% piensa que va a aumentar la corrupción para 2015, y 65% reprueba la manera en que se combate este fenómeno.
Estas percepciones disuelven el sentido de ciudadanía y de responsabilidad con lo público, agudizan la desconfianza en las instituciones y con ello el andamiaje básico de credibilidad social, minando así la calidad de nuestra democracia. Los gobiernos de todo el mundo atraviesan por situaciones similares, y están siendo severamente cuestionados por sus ciudadanos.

Gobierno abierto, basado en la tecnología: la solución

La creciente insatisfacción a nivel mundial de los ciudadanos con sus gobiernos está provocando un intenso debate a nivel global sobre cómo lograr la transformación de los poderes públicos a partir de una mayor fiscalización ciudadana. Como respuesta, en el 2011 se formó la Alianza para el Gobierno Abierto de la que México fue pionero junto con Brasil, Estados Unidos, Filipinas, Indonesia, Noruega, Reino Unido, Sudáfrica y Tanzania.

De acuerdo con Wikipedia (http://es.wikipedia.org/wiki/Gobierno_abierto), “el concepto de Gobierno Abierto se sustenta en tres pilares básicos: la transparencia, la colaboración y la participación… con dos ejes comunes:

“La apertura de datos públicos (Open Data): que implica la publicación de información del sector público en formatos que permitan su reutilización por terceros para la generación de nuevo valor.

“La apertura de procesos y el uso de redes sociales y plataformas de participación ciudadana (Open Action): con el objeto de facilitar la participación de la ciudadanía en las decisiones del Gobierno y la colaboración en el proceso de formulación de políticas y ejecución de políticas públicas (Guemes y Alvarez Alujas 2012).”

El 24 de septiembre de 2014, México asumió la presidencia de ese organismo en la figura de Enrique Peña Nieto, quien refrendó el compromiso de su administración con la promoción de la transparencia y la rendición de cuentas, la lucha contra la corrupción y el empoderamiento de la ciudadanía.

Sin duda, el Gobierno Abierto, con el uso estratégico de la tecnología, puede ser una muy buena solución para atacar la corrupción, a través convertir los trámites y gestiones de mayor riesgo de corrupción en servicios electrónicos, lejos de las injerencias de las personas, totalmente verificables y auditables. En su tiempo, COMPRANET fue un paso importante que llevo al reconocimiento internacional de nuestro país. Hoy tenemos que evolucionar y acelerar el concepto de Gobierno Digital.

Conclusiones

La tecnología puede darle competitividad al aparato gubernamental, atacar la corrupción, acercar los trámites y servicios a los dispositivos electrónicos como la computadora y el celular y, de paso, cambiar el enfoque hacia un gobierno orientado a servicios y al alcance de los ciudadanos.

Lo que me preocupa es que el Gobierno Abierto es una herramienta que implica el acceso a tecnologías como Internet, de la que están excluidos un importante número de mexicanos, ya sea por analfabetismo digital o simplemente porque no cuentan con una computadora y acceso a banda ancha.

La tecnología puede salvar a los cuestionados gobiernos sí, y solo sí, se aprovecha la crisis como oportunidad y se deciden a hacer de la tecnología y la innovación el nuevo eje de cambio y transformación de lo público.

 

Autor:

Fecha: 
Martes, 24 de Febrero 2015 - 17:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

UBER: ejemplo de economía colaborativa

Según Wikipedia, la economía colaborativa es un sistema económico en el que se comparten y se intercambian bienes y servicios a través de plataformas digitales. Se refiere a la manera tradicional de compartir, intercambiar, prestar, alquilar y regalar, redefinida a través de las tecnologías de la información y la comunicación y la nuevas maneras de medir la reputación de las personas a través de plataformas sociales.

Este nuevo enfoque económico supone un cambio cultural y económico en los hábitos de consumo marcado por la migración de un escenario de consumismo individualizado hacia nuevos modelos potenciados por los medios y las plataformas sociales entre iguales.

En los servicios de consumo colaborativo las barreras de desconfianza se ven minimizadas gracias al uso de perfiles de usuarios con valoraciones y referencias de otros usuarios, lo que da origen a nuevas maneras de relacionarse, intercambiar y monetizar habilidades y/o bienes económicos, lo que era impensable hace unos años.

Para algunos, el consumo colaborativo es una respuesta a la inequidad y la ineficiencia del mundo. Los números dan cuenta de ello: el 40% de los alimentos del planeta se desperdicia; los vehículos particulares pasan el 95% de su tiempo parados; en Estados Unidos hay 80 millones de taladradoras cuyos dueños solo las usan 13 minutos en promedio, y un automovilista inglés malgasta 2,549 horas de su vida circulando por las calles en busca de estacionamiento. ¿Más claro?

 

Uber: una propuesta de economía colaborativa

Uber es una empresa emergente financiada por capital riesgo con sede en San Francisco, California. La empresa proporciona a sus clientes una red de transporte, a través de su software de aplicación móvil (App), conectando pasajeros con conductores privados de vehículos registrados en su servicio, los cuales ofrecen un servicio de transporte. La empresa ya tiene presencia en decenas de ciudades de todo el mundo.

La mecánica de uso de este servicio es muy sencillo: 1) entras a la App y pides el servicio, 2) la plataforma te responde con el nombre de la persona y el vehículo que te dará el servicio, el tiempo que tardarán en pasar por ti y el costo, y una vez aceptado, 3) la plataforma le da tus datos a la persona que te prestará el servicio.

Para acceder a los servicios de Uber, los usuarios previamente se tienen que registrar. También los usuarios pueden dar su valoración del servicio recibido y conocer las opiniones de otros usuarios sobre las personas que participan.

Los datos

Uber tuvo, en la pasada noche de fin de año, la más ocupada en su historia. Ofreció sus servicios a 2 millones de personas en todo el mundo solamente en la víspera de año nuevo. La compañía ha cuadruplicado su presencia en el último año. Ahora opera en más de 260 ciudades de todo el mundo, mientras que en 2013 sólo operaba en 66.
Uber ha tenido muchas altas y bajas: desde demandas y cierres, hasta declaraciones críticas. Pero sus partidarios se sienten con la misma fuerza: la empresa consiguió financiamiento de 1,200 millones de dólares a principios de diciembre de 2014. Y no hay escasez de clientes: la empresa realizó 140 millones de traslados en el año que acaba de pasar.

Conclusiones

  • La economía y el consumo colaborativo es una respuesta para evitar el desperdicio y la inequidad del uso y disfrute de los bienes y servicios creados. Según la revista Times, es una de las 10 ideas que cambiarán el mundo en los años por venir.
  • El uso de la tecnología potencia las opciones de la economía colaborativa. Un buen ejemplo, como hemos visto es Uber, esta plataforma que le da trabajo a quienes tienen un vehículo disponible y lo ofrece también a quienes necesitan un servicio de transporte. Si bien hay temas de carácter legal y de competencia que se discuten sobre esta plataforma en varios países (en España ha sido prohibida su operación), sin lugar a dudas es cierto que resuelve un problema de una manera socialmente eficiente.
  • En las Ciudad de México hay varias plataformas parecidas (Cabify, Easy Taxi, Yaxi, etc.), pero con un uso mixto, esto es, sirven de apoyo a las empresas concesionadas de taxis.
  • Ideas como la plataforma Uber están siendo utilizadas para ofrecer otros servicios, como la renta de casas, departamentos o habitaciones por personas privadas. Seguramente veremos dentro de poco nuevos modelos de servicios basados en esta interesante idea de la economía y el consumo colaborativo.

 

Autor:

Fecha: 
Martes, 06 de Enero 2015 - 17:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Facebook versus Twitter

 

Las redes sociales se han convertido en el espacio de convergencia de la globalización cultural y un laboratorio de los nuevos comportamientos humanos, en un mundo donde desaparecieron las fronteras y las organizaciones públicas y privadas dejaron de tener el control.

En este nuevo mundo sólo algunos detacan y de qué manera. Es el caso de las dos redes sociales más famosas: Facebook y Twitter.

Facebook, una de las principales redes sociales, sigue manteniéndose en la primera posición a nivel global con 1,317 millones de usuarios activos, con un margen muy amplio respecto a otras redes, incluido su principal competidor Twitter. Hasta ahora, el imperio construido por Mark Zuckerberg ha conseguido imponerse entre las más potentes compañías tecnológicas con millones de usuarios y una cantidad considerable de beneficios que le aseguran un sitio entre los otros gigantes del Internet.

Por otro lado, Twitter, con 271 millones de usuarios activos, es una compañía cuyo servicio de mensajes que no superan los 140 caracteres le ha permitido ganar una de las mayores bases de usuarios activos de redes sociales del mundo. Actualmente la red de microblogs ha creado una verdadera tendencia de los tuits (mensajes) en directo durante los eventos, captando cada vez más el interés de los usuarios de dispositivos móviles de todo el mundo.

Facebook versus Twitter: Statista

Según un estudio reciente presentado por Statista, empresa de estadísticas líder en Internet, Facebook y Twitter tienen una cerrada lucha por el liderazgo en el mundo social.

Las cuentas con más seguidores en Twitter son: Katy Perry con 53.9 millones, Justin Bieber con 52.4 millones y Barack Obama con 43.4 millones. Por su otra parte, Facebook: Shakira 102.3 millones, Cristiano Ronaldo 94.7 millones y Eminem con 93 millones.

En el negocio publicitario, Facebook destaca sobre Twitter con amplio margen al obtener ganancias por 2,910 millones de dólares en el segundo trimestre del presente año, contra 312 millones de dólares de Twitter en el mismo periodo.

En cuanto a los ingresos que pagan sus acciones, Twitter gana aunque por poco margen pagando $6,791 dólares al mes contra $6,213 dólares que paga Facebook.

También compiten por el uso de plataformas, principalmente en cuanto a la creciente plataforma móvil. Cómo era de esperarse, el móvil ya lidera este campo. A la red del pajarito, 86% accede mediante el móvil y 14% desde una computadora; en Facebook lo hace el 68% mediante el móvil y 32% desde una computadora. Sin embargo, cuando comparados las plataformas publicitarias móviles, la ventaja la obtiene Facebbok pues es más completa y accesible y ello se refleja en los ingresos mencionados anteriormente por este rubro.

En cuanto a las interacciones, en Twitter se envían 350 mil tuits por minuto, mientras que en Facebook son 382 mil Likes por minuto.

Y por último, algo de lo más importante: el tráfico derivado de las referencias de los usuarios. Los datos indican que Facebook genera 20 veces más búsquedas a otros sitios web que Twitter.

Conclusiones

Esta claro que el futuro de Internet y de las redes sociales es móvil. Si bien tiene ventaja en el acceso, Twitter necesita mejorar su plataforma publicitaria para obtener más ingresos y hacerla más accesible, pero sin llegar al grado de saturarnos con trending topics promocionados. Aquí la red del pajarito tiene una clara oportunidad de crecimiento.

También hay que reconocer que Facebook va por buen camino y con las adquisiciones que ha tenido en los últimos años (Instagram, Whatsapp) seguramente hará un sólido ecosistema social de nueva generación. Algo que muchos estamos esperando como el nuevo horiezonte social en Internet.

Foto: www.taringa.net

Autor:

Fecha: 
Martes, 28 de Octubre 2014 - 17:00
Contenidos relacionados: 
En Entrevista: Marco A. Paz Pellat, Especialista en Estrategia Digital y Redes Sociales
Redes sociales: 
1