Se encuentra usted aquí

Los dos aviones de López Obrador

Miércoles, 22 de Enero 2020 - 08:45

Autor

julio_chavezmontes.jpg
Julio Chavezmontes Messner

Compartir

captura_de_pantalla_2020-01-22_a_las_8.45.31.png

Los dos aviones de López Obrador 

    _________________________________

El avion TP01 regresa a México.

En realidad estamos en presencia de dos aviones:

El traído y llevado TP01, y el avión de fantasía  que nos da el presidente López Obrador para ocultar sus ambiciones personales distrayendo a la opinión pública.

Su decisión de viajar en líneas aéreas comerciales, NO ES GRATIS ni más barato para los contribuyentes.

Por alguna razon sera que hasta San Evo Morales viajaba en el avión presidencial de Bolivia mientras estuvo al frente de ese país.


¡Quien en su sano juicio puede imaginar a Angela Merkel o a Lulla da Silva, o a Cristina Fernández  adaptando su agenda de trabajo a la disponibilidad de boletos en Lufthansa, Avianca o Líneas Aéreas Argentinas para poder realizar sus tareas oficiales!

López Obrador ha venido utilizando el escandalo mediatico del TP01, para darnos el avión con el que oculta sus múltiples maniobras electoreras con intenciones futuristas.

Basta leer algunos artículos del Código Civil Federal, del Código Penal Federal y de la ley de la Lotería Nacional, para darse cuenta de la magnitud de la farsa montada por López Obrador para distraer a la opinión pública.

La venta del avión TP01 está prohibida por el artículo 2270 del Código Civil Federal que a la letra dice:

Artículo 2270.- “La venta de cosa ajena es nula...

López Obrador tampoco puede rentar el avión, ya que lo  prohíbe el artículo 2480 del mismo código que a la letra dice:

Artículo 2480.- “El arrendatario NO PUEDE subarrendar la cosa arrendada en todo ni en parte, ni ceder sus derechos SIN EL CONSENTIMIENTO DEL ARRENDADOR...”

Por la misma razón no puede convertirlo en el primer avión “de tiempo compartido” cediendo a 12 millonarios para que lo ocupen como mejor les parezca.

No lo puede catafixiar con el gobierno de Estados Unidos a cambio de medicamentos; medicamentos para cuya compra, Lopez Obrador ha desviado los recursos necesarios, destinarlos  a la compra de votos a través de sus programas clientelares como Jóvenes Construyendo el Futuro de AMLO o el Banco para el Bienestar de AMLO...


La reina de sus  fantasías aeronáuticas, es la de la mentada RIFA.

#AMLO, alias “el recto” dijo que va a ordenarle a la Lotería Nacional que rife el TP01 mediante la emisión de seis millones de billetes con un costo de $500.00 cada uno.

Esta falacia  queda desmentida además por el artículo 2º de la Ley Orgánica de la Lotería Nacional que a la letra dice:

Articulo 2º.- “El objeto del organismo es apoyar económicamente las actividades a cargo del Ejecutivo en el campo de la asistencia pública destinando a ese fin los recursos que obtenga mediante la celebración de sorteos con premios en efectivo.”

Y mientras el ex fósil universitario que hoy habita el Palacio de los Virreyes de la Nueva España nos da el avion con otro avión, ¿por qué motivo Boeing no abre la boca?

¿Por que permite Boeing que López Obrador diga que el dinero que se obtenga de la venta del TP01 se va a destinar a la compra de los  medicamentos que el mismo le quitó a los niños con cáncer, o para devolverle al pueblo lo robado para engordar a MORENA?

El dueño del TP01 es Boeing Corporation.

El estado mexicano le sigue debiendo la renta a Boeing.

López Obrador ha mentido haciendo creer que la flota de aviones y helicópteros del estado mexicano, se destina únicamente para diversión y placer de los presidentes “de antes”.

Una cosa es la logística del gobierno que exige medios de transporte propios, y otra la diversión turística a costa de los contribuyentes.

Nos ha costado muchisimo mas el capricho de Obrador, que si hubiera destinado  el TP01 al uso legalmente previsto como transporte presidencial dedicado al servicio de los mexicanos.

 

Lo malo del TP01 no fue su adquisición sino el uso indebido que le dieron el comandante Borolas y Enrique el Hermoso, llenándolo de gorrones  y usándolo para sus excesos.

La falsa humildad de López Obrador (que lo que menos tiene es ser humilde), es mucho más costosa, porque cada vez que utiliza aviones comerciales para transportarse, pone en peligro a todos los pasajeros porque el, como jefe de estado, es una víctima potencial de cualquier atentado.

Lo anterior sin olvidar que  al peje lagarto no lo cuida el pueblo bueno y sabio, sino el mismísimo Estado Mayor Presidencial que lo único que ha dejado de usar, es su antiguo nombre; y si no, que se lo pregunten a Evo Morales que tampoco fue protegido por el pueblo bueno y sabio cuando el pueblo boliviano lo echo fuera por su fraude electoral de octubre pasado.

O sea, que el Peje Lagarto viaja con una comitiva que no por no ser tan ostensible, deja de ser comitiva (1).

Cómo puede usted ver,  aquí se trata de dos aviones:

El avión TP01, y el avión  de fantasías que López Obrador  le da a los millones de amlovers,  pejezombies, clientes electorales del Banco para el Bienestar de AMLO,  y jóvenes construyendo el futuro de AMLO, desviando fondos que le ha quitado a programas sociales y de gobierno que funcionaban bien,  para aprovecharlos en la compra de votos a su favor.

López Obrador no lidera ninguna  “cuarta transformación”; encabeza la cuarta decepcion.

1.- Fox decepcionó a quienes le creyeron que perseguiría a las tepocatas, víboras prietas y alimanas.

2.- Calderón decepcionó a quienes creyeron que su promesa de batirse a muerte contra los criminales, significaba luchar contra ellos en vez de batirse en su mismo cochinero.

3.- Peña Nieto decepcionó a quienes creyeron en su telenovela con todo y su primera madame de utileria.

 

López Obrador viene encarnando la cuarta decepción consecutiva.

¿No mentir, no robar, no traicionar?

Basta leer los artículos de las leyes que aquí he puesto a su vista  para evidenciar que “el recto” miente; que su supuesta enajenación, renta o rifa  del TP01 es un robo y un fraude, y que su avión de cuentos y fantasías es una traición a la esperanza de quienes  han creído y siguen creyendo en el.

Y mientras tanto Boeing nada dice...

Y el fiscal general autónomo, tampoco abre la boca...

    _________________________

(1) Comitiva. Dícese de un grupo de individuos que sigue a ricos y poderosos como la cauda de un cometa, y que además de viajar a su costa, se entregan con denuedo a la actividad comitiva de comer de gorram, como la comitiva de López Obrador.

chavezmontesmessnerjulio@yahoo.com









 


Leer también


Número 35 - Noviembre 2019
portada-revista-35.png
Descargar gratis







No te pierdas ningún artículo

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER