Se encuentra usted aquí

Las pasiones de Beltrones

Sábado, 21 de Noviembre 2015 - 10:00

Autor

rafael_orozco-foto.jpg
Rafael Orozco Flores

Compartir

beltrones.jpg

 

La lucha por la presidencia de la República en el 2018 empezó ya y eso lo sabemos todos. En la época del priísmo como partido único, se guardaban las formas y las fórmulas mediante las cuales el presidente en funciones decidía “en soledad” el nombre de su sucesor. Pero eso quedó en el pasado con la “madurez” alcanzada por nuestro sistema político y ahora los partidos y los suspirantes sacan sus cartas y la decisión del que antes ejercía el derecho de dedo, no determina el triunfo.

Todos sabemos que el proceso electoral para la renovación del ejecutivo federal ha iniciado con el reposicionamiento de posibles candidatos en las estructuras internas de los partidos o con las declaraciones un tanto veladas de posibles candidatos independientes.

Hay quienes ven a Margarita Zavala por la libre; inequívocamente se sabe que López Obrador estará en la contienda por Morena; no se ve a ningún Cárdenas, aunque el proyecto Por México Hoy que encabeza el ingeniero haga guiños de “aquí estoy”; por el PRD muchos perfilan a Mancera —aunque en Michoacán algunos simpatizantes de Silvano Aureoles lo ponen en la contienda—; y, desde el poder la caballada empieza a engordar, con miras a que el PRI continúe en la silla presidencial.

Podemos coincidir con Ciro Gómez Leyva cuando le reclama a Beltrones la tardanza con la que ha respondido a los spots de Morena y la figura omnipresente de Andrés Manuel en, se estima, un millón 100 mil impactos a nivel nacional. Beltrones ha emprendido una cruzada para la modificación de la ley electoral para evitar esos “fraudes” a la ley y qué bueno que así sea, pero la ganancia de Obrador nadie se la quita.

López Obrador respondió a Beltrones con la estrategia que le ha funcionado, victimizándose: “es como otro desafuero” ha dicho el que aseguró que no iría por una tercera contienda por la presidencia.

En efecto, Obrador incumple una declaración que hizo después de su primera derrota electoral por la Presidencia de la República en un evidente desprecio por Cárdenas diciendo algo así como “no seré un eterno candidato a la presidencia".

Pero no me sorprendo de que incumpla esa declaración. Con los resultados de Morena en las pasadas elecciones, tal vez se sienta con un escenario inmejorable para llegar al poder. Por eso es la actitud de Beltrones. La pasión con la que ahora el sonorense defiende los tiempos del Estado para que no se abuse o se saque un beneficio indebido de esa prerrogativa, se lee, con lógica, como una estrategia no necesariamente tardía para restarle presencia a quien ya la tiene y empezar a configurar los escenarios del PRI, justamente para ir abriendo el camino a su candidato.

Creo que se equivoca Obrador al estimar que la “ley Beltrones no pasará”. La habilidad política y la influencia de Manlio Fabio es incuestionable y seguramente encontrará eco en los demás partidos que también se beneficiarían de cualquier freno que le pongan al tabasqueño.


Leer también


Número 34 - Octubre 2019
portada-revista-34.png
Descargar gratis

No te pierdas ningún artículo

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER