Se encuentra usted aquí

Índice de Transparencia en la Ayuda 2020

Martes, 30 de Junio 2020 - 11:00

Autor

lilana_alvarado_web.jpg
Liliana Alvarado Baena

Compartir

logo-square.jpg

En el contexto de la pandemia originada por el Covid-19, billones de dólares han sido desembolsados por organismos internacionales, agencias de cooperación internacional, fundaciones filantrópicas y sector privado para la ayuda humanitaria. Muchos de los recursos que anteriormente se destinaban a proyectos de diversa índole, han sido reubicados para el gasto en salud pública y la atención de la crisis sanitaria.

En este contexto, resulta fundamental que los donantes otorguen los recursos de manera precisa, eficiente y transparente. Para ayudar en esta tarea, desde 2011 la organización “Publish What you Fund” (ONG con sede en Londres) ha lanzado el  Aid Transparency Index (Índice de Transparencia en la  Ayuda), el cual se publica cada dos años y, además de rankear a los organismos que prestan ayuda internacional de acuerdo al nivel de transparencia en su información, establece recomendaciones para mejorar en esta tarea.

El índice de Transparencia en la Ayuda 2020

La edición 2020 del Índice recoge datos de diciembre 2019 a abril 2020 y se focaliza en 35 indicadores. Estos indicadores se agrupan en cinco componentes: 1. Finanzas y presupuestos; 2. Datos sobre desarrollo; 3. Planeación organizacional y compromisos; 4. Atributos del proyecto; y 5. Desempeño. De igual forma, el índice agrupa el resultado de los donantes dependiendo su puntaje en 5 categorías: Muy bueno; Bueno; Justo o Regular; Pobre; y Muy pobre.

Resultados Generales y Ranking

En términos generales, la edición 2020 muestra que hubo una mejora significativa en la transparencia en relación a 2018. Por esta razón, más de la mitad de los 47 donantes evaluados, caen dentro de las categorías de “bueno” o “muy bueno”. En cuanto a los resultados, con calificación de  “muy bueno”, tenemos al Banco Mundial, al PNUD 2 , BID 3 y a UNICEF 4. Con calificación de “bueno” tenemos a USAID y GIZ que son las agencias de cooperación norteamericana y alemana respectivamente. La fundación Bill y Melinda Gates y la Oficina de asuntos exteriores del Reino Unido son ejemplos de “justo o regular”. 

Igualmente, la Defensa de los Estados Unidos es un ejemplo de “pobre”; y la Agencia de Cooperación Turca y el Ministerio de Comercio de China, ejemplos de agencias con calificación “muy pobre”.

Caso de éxito: Nueva Zelanda

El Ministerio de relaciones exteriores y comercio de Nueva Zelanda (MFAT) mejoró significativamente de 2018 a 2020, aumentando su calificación de 31 a 78  (47 puntos) en una escala del 0 al 100.

¿Cómo lo lograron? 

Se enfocaron en 4 áreas: liderazgo, tecnología, recursos y calidad de la información. Reconociendo la importancia de los datos transparentes y de alta calidad, así como el liderazgo en todos los niveles de la institución, instalaron un nuevo sistema de gestión de ayuda y establecieron un equipo de especialistas técnicos que produjeran datos de manera eficiente y repetible. Además, se aseguraron que los equipos de programación tuvieran los recursos necesarios para generar, revisar y aprobar los datos para su publicación. El equipo de especialistas también implementó un proceso que se centró en la calidad y en el cumplimiento de los requisitos de privacidad de la legislación de Nueva Zelanda.

Recomendaciones para mejorar en el índice

  • Los donantes deben compartir información que sea accesible sobre sus resultados y respecto al impacto de sus proyectos. Ello permite evitar duplicidad de esfuerzos. 
  • Los donantes deben hacer pública la documentación sobre el presupuesto de los proyectos y sobre la manera en que se asignaron las donaciones, es decir, los contratos y licitaciones. No se considera una buena práctica dar la información hasta que sea solicitada. 
  • La información debe estar disponible para el público en general y no solo para los funcionarios de las agencias gubernamentales o de cooperación internacional. 
  • Los donantes deben involucrarse directamente con los tomadores de decisión en los países en donde se invierten los recursos para crear conciencia sobre la disponibilidad de los datos, confianza, y proveer de retroalimentación para la mejora continua. 

Finalmente, resulta necesario contar con la información adecuada en el contexto de la pandemia para que la ayuda pueda responder a las necesidades. Es decir, se requiere transparentar cuánto, dónde y en qué se están invirtiendo los recursos para que los donantes tomen las mejores decisiones. 

1 El análisis de esta nota se desprende de: https://www.publishwhatyoufund.org/wp-content/uploads/dlm_uploads/2020/0...

2 Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) / United Nations Development Programme (UNDP)

3 Banco Interamericano de Desarrollo (BID) / Inter-American Development Bank (IDB)

4 Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia.

 

 


Leer también


Número 35 - Noviembre 2019
portada-revista-35.png
Descargar gratis







No te pierdas ningún artículo

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER