Se encuentra usted aquí

¡Cieeerrren las puertas, Señores!

Viernes, 16 de Diciembre 2016 - 18:00

Autor

federico-cabrera.jpg
Federico Cabrera

Compartir

pueblo-opresion.jpg

 

Carta al Director.

Ccp. Sra. Editora.

 

Muy apreciados:

Seguramente ávidos estarán de tener noticias mías. Y de paso noticias del “Imperio”.

Les saludo desde el Imperio de los Estados Unidos de América.

(¡Ya escucho la porra del respetable! “Puuuuuuuu#%&/t()$...ooo”)

¡Serenos morenos, tricolores, amarillos, verdes y azules! Dejemos por un momento el complejo de “sometidos” a un lado.

 

Imperare: “mandar, ordenar, ejercer el poder”. Ser, tener y hacer “Imperio”, ha sido el sueño guajiro Urbi et Orbi de tochos. Desde Moquetusoma, hasta el gerenalito Popo Anaya; quien sueña imperar -hasta donde su vista y su Visa le alcanzan- desde Mexicalpán hasta Atlanta… ¿A poco no?

Nos “puede” que otros imperen. Pero nos “urge” y soñamos con imperar.

¿Ya se nos olvidó el Imperio que “fuimos”? Lo que llegó a abarcar Nueva España, colindando con lo que hoy ocupan Ohio y los estados de la frontera norte de Estados Unidos; poderío que se extendía desde la Alta California, hasta Louisiana; y engulléndose toda Centro América hasta Colombia. Si no nos hubiesen engullido, nosotros nos la tragábamos toditita, toda.

Y ya desde endenantes, ¡salve Honorables defensores del Imperialismo Indígena! Entre 1325 y 1521 la “Triple Alianza” Excan Tlahtoloyan (Los tres lugares donde se dan órdenes) o como quien dice: “los tres lugares donde ¡aquí! Todos se chin#%)(/” y pasan a “coooopelal o cueelio”. Y de ahí pa’l real. Ofendidísimos “todos” por los intentos imperiales de Iturbide, pasando por Su Alteza Serenísima y Maximiliano.

Hablando de Señoríos y Servidumbre: Sirva este breviario kultural de El Viene-Viene pa’echarle “aguas” a la historia y pa’que no se nos olvide de donde venimos los hoy súbditos de la “mexique raz-politik”

El caso es que no paramos de moquear… que si ganó Trump; que si perdió Hilary. ¡Tan malo el pinto como el colorado!

“Cierren las puertas, Señores” y ¡callen las bocas! porque esto apenas “empieza a comenzar”. ¿Que se va a poner dura…? Mmmmta… y lo que le sigue…

¿Pero por qué, papi..? ¡Snif, snif! Porque así lo manda el Imperativo Imperial. Porque así conviene a sus voluntades y así los marcan sus designios.

¡Vooooy! ¿No sería mejor la democracia mundial y elegir –entre todos- al imperio más nais de todos...? ¡Sí, güey! 

Mientras, entre las ruinas de lo que fue el Imperio Mexica, las y los sabios ancianos del Senado Mexicano –entre otros, Marianita, Emilito, y Alesita- chacoteando de lo lindo, envueltos en sus camisetitas anti-Trump, para “defender a La Patria”.     

Y ya para rematar, Barbosa, de manera por demás babosa y “a falta de una estrategia para frenar a Trump”, dedicado a disculpar a un grupo de beodas y beodos perrederos por madrear a una “trumpiñata”. Un y una soldado y soldada –pero del cerebro- en cada una y uno de esos jijos te dio. ¡Señor, Señor.. perdónalos, porque no saben lo que hacen… andaban hasta su madre!

Mientras tanto, el país terminando de pudrirse. Los “poderes” locales coptados por las mafias. El ejecutivo federal, volteando pa’l otro lado; mientras el judicial se ufana del Nuevo Sistema Penal “exculpatorio”,  donde se sueltan cacos y cacas ¡fast-track! Así los imperios de los “señores de los cielos” y pandillas de matones, se adueñan pueblo por pueblo, estado por estado. Y la masiosare, ¡apechugando! Nos guste o no, ¡siempre! hemos terminado por ser “súbditos”, “gatos” de los poderes imperiales; tanto de fuera, como de dentro. Pero –no os arruguéis- así será por los siglos de los siglos, hasta que nuestro “reinadito” deje de ser de “este mundo”. 

Por lo pronto, “acá en la tierra” pa’cabarla de marchar, el Ejército –último bastión que nos queda para limpiar todo el cochinero- con las manos atadas. Ya lo dio a entender recio y quedito el General de esperanzador nombre “Salvador” y contundente apellido: “Cienfuegos” (Derechos Reservados). Si por él fuera, encantado se regresaba con sus muchachitos a los cuarteles. La carrera militar es demasiado cara y sacrificada como pa’cabar aplastando cucarachas.   

Pero ¡síganse proponiendo estupideces!, como la de “regresar al ejército y a la marina a los cuarteles” cuando por otra parte lo único que tenemos son unos cuantos genízaros mal nutridos, cero preparados, cooptados y amenazados por los criminales. Si acaso, por ahí, anónimamente uno que otro Héroe o Heroína dispuestos a dar su Vida a cambio de un sueldo de hambre. Como dijera el gavillero Pancho Villa: “Ora sí, mis mushashitos: van a sobrar sombreros”.

Tanta evidencia ancestral de vivir bajo estructuras “imperiales”, sí. Pero no acabamos de acabar de entender que ya no entendimos. ¡Si aspiramos a “sobrevivir” lo menos que debemos aceptar es que “alguien” venga a poner orden entre tanto desmadre!

Eso sí, muy defensores de Derechos Humanos. Pero nos “arrugamos” nomás de pensar en las “fuerzas militares”. Así es como nos damos nuestros baños de pureza democrática. Haciendo que no vemos.

Ojojetes: No se trata de tener “fuerzas militarizadas”. Sino “fuerzas del orden” con mística, preparación y disciplina militar. Ahí sí que hay miles, ya, entrenados, pero “frenados” jurídicamente. Es hora sí, de contar con Grupos de Élite, -los criminales también los tienen- para contrarrestar fuerzas. Y que dichos grupos, con remuneración y contraprestaciones óptimas; con un paraguas jurídico que los “blinde” puedan ejercer, de una vez por todas, la legítima Fuerza del Estado y cumplir con la Defensa Nacional.     

Por su parte, los mal llamados y peor nombrados “legisladores”, siguen sin ¡trabajar! para construir un Marco de Seguridad para el país. Los y las “frívoles” y “cretines” de la antes anunciada como “Cámara de Diputadas y Diputados” (membrete cuya derogación ha sido logro de Ruiz Healy Times a través de este Gran, pero Gran Reportero que Usted conoce y conoce bien) Al igual que los y las cobradores del Senado y la Senada que dicen “legislan con visión de futuro” (¿Os cae?). Eso sí, no dejan de repartirse cuanto bono y aguinaldo se les ocurra. Haciendo la finta de que lo han de “devolver”; siempre y cuando sea por “votación unánime, total y mayoritaria”. ¡Consulte la Secretaría quienes estén por la afirmativa de “tener madre”! Nadie ha levantado la mano siñor presidente… ¡Es cuánto! No se diga más, ¡Cierren las puertas! Y que descorchen “la champañe”.

¡Pruebas, Pruebas! Prueba tu dicho, Infeliz Viene-Viene, emisario lambe webs. Punto com. del imperio. (Se nota a leguas, quien te maicea).

¡Ahi voy! Quebrándose, quebrándose… déjese venir:

Se pavonean diciendo que van a buscar “estrategias de blindaje” contra los actos del “Imperio”. Mientras no saben, ni les interesa “frenar” la voracidad del autotransporte. Un verdadero monstruo engendrado, procreado y parido por estas y estos; y sus antecesores. Pavimentaron con chapopote demagógico el camino de la corrupción, la impunidad y el PELIGRO INMINENTE para los usuarios de caminos y carreteras. “Inventaron” el acto de “la multiplicación de los ¿Siete?, ¿ocho, doce, dieciséis?… Ejes” para transportar al “2x1”. Los accidentes, la muerte y las pérdidas, se pusieron de Oferta y alcanzaron una moda que llegó para quedarse. Mientras van cayendo en el olvido las penas y lágrimas de deudos y mutilados, en todos los niveles de “gobierno” esperan cómo librarán más y mejor lo que les queda de gestión. Mientras sigue creciendo y multiplicándose el pulpo del autotransporte, -contra natura de todo tipo de regulación y control- porque no se puede controlar, lo que debió ser amputado de origen.       

¡Y allá van! Surcando el ansiado Puente Guadalupe-Reyes. Dios quiera y no se encuentren ellos o sus familiares con un “Doble-Remolque” en sentido contrario o que los embista por detrás. El tema les ha valido madres, porque Su Madre es Primero. ¡Felices Fiestas!

Aparte, pero ¡muy aparte! Envío a Mr. Eduardo y a Mme. Francine –Dignos representantes del Imperio Periodístico de Ruiz Healy Times- mi mayor agradecimiento por las consideraciones recibidas a lo largo de este Año Imperial y todo mi afecto sincero. ¡Sin Ustedes, sería yo nada!

Quedo en deuda con Ustedes, no sin antes reiterarles que ¡Volveré!


Leer también


Número 33 - Septiembre 2019
portada-revista-33.jpg
Descargar gratis

No te pierdas ningún artículo

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER