Se encuentra usted aquí

militar

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Se dice matar

Fue una más de las genialidades del gobierno de Felipe Calderón para hacernos creer que la guerra contra la delincuencia organizada no era tan violenta como todos sabíamos que lo era. De un día para otro la palabra matar fue substituida por abatir, y por todas las que de ella se derivan, en los comunicados de prensa emitidos por las dependencias encargadas de combatir a narcotraficantes, secuestradores, traficantes de personas, extorsionadores y demás criminales organizados en cárteles, bandas o pandillas. En sus discursos, los funcionarios empezaron a decir que tantos delincuentes habían sido abatidos -no muertos- después de enfrentarse a las fuerzas del orden.   

Lo peor del caso es que la trampa verbal fue imitada por la mayoría de los periodistas de todos los medios de comunicación. Por arte de magia, en México se acabaron los criminales muertos para ser substituidos por los abatidos.

Después de leer por primera vez el uso incorrecto de la palabra abatir y de todas las que de ella se derivan critiqué a los comunicadores del calderonato y los acuse de querer manipular al público utilizando un término que no describe en toda su magnitud y violencia el acto de matar a una persona. También me lamenté que la mayoría de los profesionales de la comunicación se sumaran al juego verbal diseñado desde Los Pinos.

Desafortunadamente, el mal uso del término ha continuado durante la administración del presidente Enrique Peña Nieto, creándole esto un serio problema a la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) después de que el 2 de julio pasado el Centro Pro de Derechos Humanos presentara su informe Tlatlaya a un año: la orden fue abatir. En dicho informe se incluye copia de las órdenes giradas al teniente que iba al frente de los soldados involucrados en esta supuesta ejecución extrajudicial en donde se lee que “Las tropas deberán operar de noche en forma masiva y en el día reducir la actividad a fin de abatir delincuentes en horas de oscuridad, ya que el mayor número de ilícitos se comete en ese horario”.

La SEDENA ha negado que al teniente se le hubiera ordenado matar a alguien. Es más, en la misma copia de las órdenes que hizo pública el Centro Pro también se lee que “Las operaciones deben realizarse con estricto respeto a los derechos humanos, evitando cateos sin orden de la autoridad judicial, así como el traslado de detenidos al interior de instalaciones militares”.

Sin embargo queda ahí anotada la palabra abatir, que desde hace unos años para el gobierno es sinónimo de matar.

Una nueva prueba de que para las autoridades de nuestro país la palabra abatir es igual a matar la aportó ayer el Grupo de Coordinación Tamaulipas, el cual mediante un comunicado de prensa informó que “elementos de Fuerza Tamaulipas fueron agredidos por civiles armados en el municipio de Río Bravo, cuando realizaban reconocimientos terrestres. Al repeler el ataque, abatieron a nueve de los delincuentes, que aún están sin identificar… Los policías estatales repelieron el ataque y abatieron a nueve de los delincuentes, ocho de los cuales quedaron sin vida en diferentes puntos del referido ejido, mientras un noveno fue encontrado muerto en el interior de uno de los vehículos”.

¿Abatieron? Se dice mataron.

¿Abatir? Se dice matar.

¿Dudas sobre el significado de abatir? Ve a http://buscon.rae.es/drae/srv/search?id=mzPqJvd7kDXX2aMdwshW

Foto: regeneracion.mx

Secciones:

Fecha: 
Lunes, 27 de Julio 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

De 1935 - Fallece Lawrence de Arabia

(Thomas Edward Lawrence; Tremadoc, Reino Unido, 1888-Moreton, id., 1935) Escritor y militar británico. Hijo ilegítimo de un aristócrata, creció bajo la influencia de una madre dominante. Estudió lenguas clásicas y arqueología en Oxford y viajó por Francia, donde las fortalezas medievales despertaron su interés por las Cruzadas y las culturas del Próximo Oriente; con este destino partió en 1910 en una expedición arqueológica con el equipo del Museo Británico.

Recorrió en bicicleta Siria, Líbano, Palestina y otros puntos de Mesopotamia, lo cual le permitió conocer los pueblos y la lengua árabes. En el yacimiento de Carchemish conoció a Sheik Ahmed, un muchacho de quince años con quien se quedó a vivir, para escándalo de los nativos que trabajaban en la excavación. En 1914, poco antes del estallido de la Primera Guerra Mundial, entró en la Sinai Survey, compañía topográfica dirigida por lord Kitchener, que era en realidad una tapadera del espionaje militar británico, a cuya oficina de El Cairo fue trasladado al cabo de unos meses.

Trabajaba en ella cuando dos años más tarde se le encomendó la misión que le abriría las puertas de la leyenda. Fue enviado a la ciudad de Jidda para que convenciera al rey Hussein de que generalizara la revuelta árabe que tímidamente habían comenzado sus hijos Abdullah y Feisal contra los turcos. La corriente de simpatía mutua que se estableció entre él y el emir Feisal fue decisiva para el éxito de su cometido, el cual implicó la ardua tarea de coordinar a las ariscas tribus beduinas.

Ascendido a coronel, participó en las operaciones militares árabes, durante las cuales resultó herido varias veces e incluso fue apresado, torturado y vejado por un bey otomano, sin que en la ocasión llegara a revelar su identidad. Transmitió a los árabes la idea de unidad nacional, al mismo tiempo que apoyaba las acciones del general Allenby: ataque a la línea férrea Damasco-Medina y toma, en julio de 1917, del estratégico puerto de Akaba.

Durante el invierno siguiente, Lawrence y los árabes mantuvieron las acciones de apoyo del flanco derecho del ejército de Allenby en Palestina hasta que, el 1 de octubre de 1918, entraron con el general británico en Damasco. Poco después, comprobó que su idea de crear una federación árabe ligada al Reino Unido había quedado abortada dos años antes, merced al tratado Sykes-Picot, por el cual su país cedía a Francia un mandato sobre Siria, reparto que se confirmó en el tratado de paz de Versalles de 1919.

Aunque profundamente decepcionado, en 1921 aceptó un cargo en la Oficina de Colonias como consejero de Churchill, a quien asesoró en asuntos árabes y acompañó a Egipto y Palestina. En este cometido, medió entre árabes y judíos y al mismo tiempo contribuyó a consolidar políticamente a Abdullah, hermano de su amigo Feisal, como rey de Transjordania. Poco más tarde decidió retirarse y, rechazando las condecoraciones que quiso concederle Jorge V, se alistó en la RAF bajo el nombre de John Hume Ross.

Descubierta su nueva identidad, en 1923 se enroló, también con nombre falso, en una unidad acorazada. Durante dos años sirvió como soldado raso en la India, antes de reingresar en la RAF como mecánico. Sus vivencias en el desierto las recogió en Los siete pilares de la sabiduría (The Seven Pillars of Wisdom, 1926). Póstumamente se editaron El Troquel (The mint, 1936) y una recopilación de sus Cartas. El 19 de mayo de 1935 falleció en un accidente de motocicleta al intentar esquivar a dos ciclistas. Sólo Churchill y unas pocas personas más, aparte de sus parientes próximos, supieron que el Thomas Shaw que había muerto en el hospital militar de Wool era el legendario Lawrence de Arabia.

Fecha: 
Viernes, 19 de Mayo 2017 - 09:40

Efemérides:

Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Peña Nieto, a la caza del Mencho

Cuatro días después que ocurriera el ataque del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) a varios municipios de Jalisco y estados vecinos, se reunió en Guadalajara el Gabinete de Seguridad del gobierno federal, encabezado por el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y el gobernador Jorge Aristóteles Sandoval. Como es costumbre, a la reunión acudieron los titulares de la Procuraduría General de la República, Arely Gómez González; de la Secretarías de la Defensa Nacional y Marina, Salvador Cienfuegos Zepeda y Vidal Francisco Soberón, respectivamente; de la Comisión Nacional de Seguridad, Monte Alejandro Rubido; y del Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen), Eugenio Ímaz Gispert.

De la reunión destacaron dos compromisos: primero, que el objetivo principal de la Operación Jalisco es el desmantelamiento completo del Cártel Jalisco Nueva Generación y la captura de Nemesio Oseguera (el Mencho), líder del mismo. Segundo, que al frente de dicha Operación estará el general de división diplomado de Estado Mayor, Miguel Gustavo González Cruz, un militar que estuvo al frente de la comandancia en Reynosa, Tamaulipas, que frenó la embestida de Los Zetas en la zona.

Finalmente, el gobierno federal está haciendo lo que le corresponde en materia de seguridad pública al enfrentar el reto que representa el CJNG. En los hechos, se refuta la idea de que el gobierno federal tiene la intención de “invisibilizar” el problema del narco. Sin embargo, hay cuatro puntos importantes en los que el gobierno federal debe cuidar su estrategia:

1) Evitar la filtración de información sobre los operativos en preparación. Hay elementos para suponer que el pasado primero de mayo una filtración permitió al cártel tomar la iniciativa contra las fuerzas federales.

2) Lograr una mayor coordinación con el gobierno estatal. El gobernador Aristóteles Sandoval parece tener otra percepción de lo ocurrido el pasado primero de mayo. Según el mandatario estatal, los actos de violencia fueron a consecuencia de una exitosa estrategia que está mermando a dicho Cártel.

3) Mejorar la prevención a las respuestas del crimen organizado. En Tamaulipas cada vez que capturan a un jefe de plaza criminal, hay un contragolpe que vuelve caótica a las ciudades y siembra el pánico en la población. 

4) Mejorar los sistemas de inteligencia para reducir al mínimo los enfrentamientos y no basar la estrategia sólo en enviar más efectivos a la zona de conflicto.

Antes de la reunión, el presidente Enrique Peña Nieto lanzó como advertencia que “los actos violentos del crimen organizado, lejos de frenar la acción del gobierno federal, fortalecen la determinación del Estado mexicano para hacer valer la ley.” Parece que el presidente Peña Nieto se ha tomado como cosa personal la captura del Mencho.

Fecha: 
Miércoles, 06 de Mayo 2015 - 17:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

De 1822 - Nace Ulysses S. Grant, general, político y presidente de los Estados Unidos

Hiram Ulysses Grant, mejor conocido como Ulysses S. Grant (27 de abril de 1822-23 de julio de 1885) fue el décimo octavo Presidente de los Estados Unidos (1869–1877).

Logró fama internacional al liderar la Unión en la Guerra Civil Estadounidense, capturando Vicksburg (Misisipi) en 1863 y Richmond en 1865. Aceptó la rendición de su rival y máximo comandante confederado Robert E. Lee, en el palacio de justicia de Appomattox. Se opuso a la guerra con México y dijo:

Me despertó una enconada oposición a la medida, y hasta la fecha, considero la guerra de Estados Unidos contra México como una de las más injustas que jamás haya librado una nación fuerte contra una más débil.

También, refiriéndose al caso de Texas, Grant escribe en sus Personal Memoires:

La ocupación, separación y anexión fueron, desde la iniciación del movimiento, hasta su consumación, una conspiración para adquirir territorio del que pudieran formarse estados esclavistas para la Unión Americana... me doy cuenta de que un tratado hecho por los tejanos con Santa Anna, mientras éste se hallaba en aprietos, cedía el territorio entre los ríos Nueces y Grande; pero él era prisionero de guerra y su vida peligraba, cuando ese tratado se hizo... una guerra de conquista, una guerra política y la administración que la dirigió, deseaba aprovecharse de ella.

Fecha: 
Jueves, 27 de Abril 2017 - 09:20

Efemérides:

Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Lavadoras asesinas

El humo de los recientes escándalos políticos oculta la controversia que ahora mismo se da en Naciones Unidas sobre una tecnología que involucra la invención de las lavadoras, una obra de teatro de 1920 y el futuro de la guerra.

Tal vez sin el glamur de la carrera espacial o la ingeniería genética la lavadora automática bien merece si no el nombre de una calle, por lo menos un humilde monumento. La disputa sobre quién y cuándo fue inventada es solo una muestra más de lo poco apreciada que es para los historiadores de la ciencia y la tecnología. De la renuencia feminista para darle una “palomita” en la lucha por la igualdad mejor no hablemos. Generalmente se dice que fue inventada por un ingeniero llamado Alvin J Fisher en 1910, año en que se le otorgó la patente. Pero las fechas que cualquier escolar puede encontrar varían según la creatividad de blogueros y editores. De la misma manera en que la dirección en una credencial de elector no necesariamente indica que se resida ahí, las patentes tampoco indican por fuerza la autoría y fecha de invención para algún ingenio. Queda claro que lavadoras eléctricas se podían encontrar al menos desde la última década del siglo XIX. Las lavadoras automáticas llegaron ya entrado el siglo XX dando inicio a la automatización de nuestra vida cotidiana. Quizá si mira su lavadora en este momento le parezca exagerado llamarle robot, sobre todo si tiene en mente, ya no digamos a Robocop sino a WALL-E. Sin embargo sí lo es; el término hace referencia a elementos mecánicos que pueden desempeñar alguna actividad sin requerimiento de supervisión, manejo continuo de un ser humano. En principio, el robot puede conducirse y ser por tiempo indefinido, sin la presencia de los seres humanos.

La palabra fue acuñada por el ingeniero checo Karel Capek en 1920 para su obra de teatro de ciencia ficción Rossum’s Universal Robots. El término hace referencia al trabajo esclavo y en la obra los robots hacen de obreros que terminan en un alzamiento.

Así que la premisa de Terminator o Galáctica tal vez no era tan original como muchos adolescentes ochenteros llegamos a creer. La misma María de Metrópolis, azuzada por su creador, inicia una revuelta que la lleva a terminar fundida en una pira. El miedo a una rebelión robótica parece ser casi tan antiguo como las lavadoras.

Sin descartar que hasta ahora los temores a una asonada de lavadoras automáticas pudieran ser poco probables y hasta exagerados, el siglo XXI inició con robots matando gente. En 2002 un drone semiautónomo detectó un grupo de “sospechosos” milicianos de Al-Qaeda en Irak y literalmente los vaporizó con varios misiles. Para “fortuna de todos” la decisión de atacar al convoy enemigo fue tomada por seres humanos… a diez mil kilómetros de distancia. Precisamente el retraso en la señal debido a la distancia es uno de los alicientes para lograr la plena autonomía de los robots militares. Imaginemos el retraso durante una entrevista con un corresponsal en el lado opuesto del mundo. Ese tiempo puede ser fundamental en una batalla. En este caso, plena autonomía significa que el robot pueda tomar decisiones. Eso significa Inteligencia Artificial (IA) de acuerdo con el creador del término, John McCarthy. Se busca que una vez activado el robot pueda seleccionar y destruir blancos sin requerir de una supervisión humana.

El Comité Internacional de la Cruz Roja se ha preguntado durante su participación en esta conferencia si es moralmente aceptable que una máquina tome decisiones de vida o muerte. El camino a esta conferencia ha sido largo. En 2011, académicos británicos publicaron varias directrices para los diseñadores de robots con IA, entre ellas no diseñar robots exclusivamente para matar humanos y que siempre hubiera un responsable de cada robot. Una especie de versión real de las leyes de la robótica de Issac Asimov que se pueden ver en Yo, Robot con Will Smith, adaptación al cine de una novela de Roger McBride.

En 2013 Christof Heyns relator especial de las Naciones Unidas para las Ejecuciones Extrajudiciales propuso una moratoria mundial sobre los robots militares autónomos y precisamente hoy en Ginebra, se realiza la Segunda Conferencia sobre Armas Letales Plenamente Autónomas.

Si las conversaciones de estos días en Ginebra tienen el mismo éxito de las negociaciones sobre el cambio climático, pronto se hará realidad el absurdo diálogo de la película de Terry Gilliam, El Barón de Munchausen, donde éste se horroriza ante un arma capaz de destruir a miles de personas a distancia apretando un botón y sin el horror de ver sus muertes. Munchausen se sorprende y pregunta: “¿Bueno y entonces, en dónde está la diversión?”

Y es que también hay algo inmoral en no ver la muerte que causamos sin contar que puede facilitar el hecho de llevarlo a cabo.

En el mismo sentido el Departamento de Defensa de los Estados Unidos se pronunció en 2012 indicando que todo empleo de robots militares deben “tener un apropiado nivel de discernimiento humano en el uso de la fuerza.” Pero del dicho al hecho hay mucho trecho y la prueba es la colaboración entre el Ejército Norteamericano y Boston Dynamics. Esta compañía lleva años desarrollando robots de uso militar cada vez más autónomos. Por cierto que Boston Dynamics es una de las compañías de investigación en robótica e IA recientemente comprada por Google. Es claro que Google está invirtiendo en el desarrollo de robots militares capaces de tomar la decisión de matar a alguien.

¿Hasta dónde puede tomar una decisión una máquina?  En 2007 Noel Sharkey, profesor de inteligencia artificial de la Universidad de Sheffield, escribió en un periódico británico que “estamos delegando la decisión de matar humanos a máquinas que no son mucho más brillantes de lo que llamaríamos idiota.” No más que una lavadora. Una lavadora a la que no podemos enjuiciar tras un error o un abuso como en el caso de un humano.

Fecha: 
Jueves, 16 de Abril 2015 - 17:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Reacción vs prevención

Un conocido mío, propietario de una mina de plata en Durango, me comentó hace unos seis meses que le salía más caro satisfacer las exigencias monetarias de los soldados que supuestamente estaban para protegerlo a él y a los demás pobladores de la región que las que les hacían los delincuentes que operaban en la zona. En pocas palabras, los buenos le pedían más dinero que los malos para que su mina operara sin problemas.

El problema es que estaba obligado a darle a las dos organizaciones, la militar y la criminal, para no verse perjudicado por alguna de ellas.

Esto me lo platicó el minero hace seis meses, es decir mucho antes de que una banda delincuencial se robara, la semana pasada, 900 kilogramos de oro valuados en 8.4 millones de dólares de la mina El Gallo 1, ubicada en la zona serrana de Mocorito, en Sinaloa, uno de los estados más inseguros de nuestro país.

Lo que el minero me dijo no es nuevo, tal como le lo ratificaron varios de sus colegas con quienes hablé después.

Por eso me llama mucho la atención de que el robo del oro propiedad de la minera canadiense McEwen Mining haya causado tanto alboroto. Tal vez el escándalo obedeció a que el propietario de la empresa, Robert McEwen, declarara en un programa de finanzas de la televisión canadiense que ésta nunca había tenido problemas porque mantenía “una buena relación” con las organizaciones criminales de la región. Durante el programa McEwen explicó: “Si queremos ir a explorar a algún lugar les preguntamos y te dicen 'no', pero luego dicen 'regresen en un par de semanas cuando terminemos’ lo que estamos haciendo”.

Lo dicho por McEwen de alguna manera confirmó lo que meses atrás me habían dicho los mineros que entrevisté, aunque el canadiense después tratara de aclarar que no dijo lo que dijo sino que quería decir otra cosa.

A raíz del robo del oro propiedad de la empresa canadiense la Comisión Nacional de Seguridad anunció que investigará a las minas que estén colaborando con el hampa o sean víctimas de ésta. Para variar, se necesitó de un escándalo mediático con repercusiones en el extranjero para que las autoridades federales decidieran actuar en torno a una realidad que desde hace tiempo se conoce y se comenta en las zonas mineras afectadas, situación que desde hace meses denuncié en mi programa de radio y TV sin que algún funcionario del las áreas de seguridad pública o nacional me contactara para obtener más información sobre el caso que denuncié públicamente.

Conozco desde hace casi un cuarto de siglo al Comisionado Nacional de Seguridad, Monte Alejandro Rubido García, y no tengo porqué dudar de que es un funcionario probo y capaz. Por eso le sugiero que no solo investigue a las empresas mineras sino a los mandos del Ejército, la Policía Federal, la Marina y las policías estatales y locales que aparentemente descubrieron que vender sus servicios para proporcionar seguridad a las empresas es un negocio altamente redituable. No olvido lo que me dijo el minero duranguense: “Me sacan más dinero los soldados que los delincuentes”.

También le sugiero a los responsables de  los servicios de inteligencia que demuestren que la tienen atendiendo a las denuncias que se hacen a través de los medios de comunicación nacionales y no solo los extranjeros. Que sean capaces de prevenir los delitos y no limitarse a reaccionar una vez que estos se cometen, como aparentemente ha sido la norma hasta ahora.

Secciones:

Fecha: 
Miércoles, 15 de Abril 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

De Frente y Claro - Caso Ayotzinapa, de la Tolerancia a la Impunidad. Padres de Normalistas, buscan apoyo de narcos

Mientras más días pasan y no se fija una postura final en relación a los desaparecidos de Ayotzinapa, el tema sigue siendo confuso y con ayuda de algunos más, se ha convertido en perverso.

Señalo lo anterior, porque sigue siendo ilógico que continúen los supuestos padres de estos desaparecidos, que al final de cuentas algunos si lo son y otros, nadie sabe que hacen ahí, comenzando por quien los liderea, moviéndose por todo México y ahora hasta en el extranjero, cuando para ello se requiere dinero y pocas cantidades.

De igual manera, pregunto si no tienen que trabajar, sostener a una familia, porque estar aquí y pasearse por diferentes lugares, no permite trabajar en ningún lado sin que lo despidan. Y si bien perder un hijo es muy grave, sigue inquietando si no hay otros por quien preocuparse o cuidar también.

En esta línea de que los días pasan y estos “supuestos” padres han hecho y desecho por todo el país, cometiendo inclusive violaciones a las leyes, menciono la perversidad que los envuelve, al enterarnos que ¡ahora recurren al narco para que los ayuden a encontrar a su hijos!, verdaderamente de perversidad completa.

Ante esta actitud y decisión, no hay mejor frase que “ellos se los llevaron, ellos que los regresen”, ahí si coincido, y no exigiéndoselo al gobierno federal.

Y por si esta perversidad no fuere suficiente, resulta que la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero, la CETEG, y el Movimiento Popular Guerrerense, MPG, respaldaron la decisión de estos “supuestos” padres de los 43 normalistas, de pedir el apoyo al líder del grupo “Los Rojos”, Santiago Mazari Hernández, alias “El Carrete”, para la búsqueda de sus hijos.

La verdad esto rebaza toda coherencia y congruencia, es lo que se reflexiona, luego de esta decisión que los padres de los normalistas tomaron y anunciaron cerca de Iguala, de reunirse con el presunto Capo. Y de lo externado por estas organizaciones la CETEG y la MPG, en la que señalaron tienen todo su apoyo. Porque ante la falta de certezas y de resultados, los familiares tienen derecho de recurrir a cualquier medio, señaló el líder de la CETEG.

Mientras que Efraín Fierro, dirigente del Frente de Defensa Popular, FDP, e integrante del MPG, agregó, que la autoridad puso el mal ejemplo de buscar información en los delincuentes y darla como cierta, como la que difundieron respecto a que los jóvenes fueron incinerados en un basurero de Cocula, que la obtuvieron del testimonio de varios de los presuntos sicarios involucrados.

En verdad preocupa y mucho la actitud de estas personas, que sin importar a quien se dirijan, lo hacen, y además lo hacen público, en una abierta afrenta hacia no solamente las autoridades, sino al respeto irrestricto de las leyes e instituciones, que ellos mismos no han respetado.

Lo cual se frenaría, en el momento que se les aplique la ley, porque la han violado muchas veces, e inclusive llegaron al grado de buscar enfrentar a nuestras fuerzas armadas, que en caso de que hubiese sido cualquier otro ciudadano, le hubieran cargado todo el peso de la Ley, como debe ser.

Ya que en este país bien tenemos garantías y derechos, también hay obligaciones y responsabilidades que cumplir. La gran duda es ¿hasta cuándo será el límite de la tolerancia para estos padres de los normalistas?, ya que de la tolerancia que debe existir en toda democracia, se ha pasado a la impunidad para pisotear nuestras leyes y reglamentos, sin que nada se haga al respecto.

Espero por el bien del país y de todos los mexicanos, sea pronto. 

Fecha: 
Viernes, 10 de Abril 2015 - 17:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

De 1880 - Nace el militar Douglas MacArthur

Douglas MacArthur (26 de enero de 1880 - 5 de abril de 1964) fue un militar estadounidense condecorado con la Medalla de Honor. Actuó como Comandante Supremo de las Fuerzas Aliadas en el Frente del Pacífico del Surdurante la Segunda Guerra Mundial. Aunque perdió las Filipinas durante las fases iniciales de la lucha, lideró con éxito la defensa de Australia y la reconquista de Nueva Guinea, las Filipinas y Borneo. Era el jefe previsto para dirigir la invasión de Japón en noviembre de 1945, por lo que cuando el país se rindió, fue nombrado representante de los aliados en la ceremonia de rendición del 2 de septiembre. Supervisó la ocupación de Japón desde 1945 hasta 1951, y se le atribuye el mérito de los amplios cambios democráticos realizados en el país durante esas fechas.

Es el militar más condecorado de la historia de los Estados Unidos de América.

Fecha: 
Viernes, 26 de Enero 2018 - 09:40

Efemérides:

Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

1997

Revisando mi archivo encontré las columnas que en 1997 publiqué en ¡Buenos Días! Fax/Internet, diario electrónico que en aquel entonces dirigía. Me puse a leerlas y concluí que en nuestro surrealista país no pasa nada y al mismo tiempo sucede mucho.

He aquí porque lo afirmo.

El 27 de febrero de 1997, escribí: “Desde cuando Luis Echeverría era presidente hasta nuestros días, se ha comentado insistentemente como burócratas de primer nivel, incluso miembros de los gabinetes presidenciales, han obtenido ingresos extras por proteger a los narcos. En varias publicaciones periódicas y libros están anotados casos como el del secretario de Gobernación del echeverriato, Mario Moya Palencia, quien supuestamente protegió a Sicilia Falcón, aquel que se hizo célebre por las toneladas de mariguana que exportó a EEUU”.

Esto es lo que escribí el 3 de abril de ese año: “Ayer se dio a conocer que 40 de los más de 80 rifles AR-15 que el Ejército Mexicano decomisó del EZLN en enero de 94 fueron, según el gobierno de EEUU, vendidas originalmente a las fuerzas armadas de nuestro país. Hasta el momento las autoridades correspondientes no han explicado cómo fueron a parar a manos de Marcos y sus seguidores estos rifles que supuestamente obraban en poder del ejército cuando su comandante en jefe era Carlos Salinas de Gortari. ¿Cómo las obtuvo Marcos? ¿Quién se las dio? ¿Se encubrirá a los responsables?”.

El 19 de diciembre de 1997, al analizar lo que había sido el año que terminaba, escribí: “1997 pasará a la historia como el año en que la violencia y la inseguridad se institucionalizaron en la mayoría de las ciudades mexicanas, en una buena cantidad de estados de la república y en las zonas rurales más pobres. Narcotraficantes, asaltantes, secuestradores, homicidas, banqueros defraudadores, entrenadores de fútbol multiasesinos, asaltabancos, ladrones, rateros, robachicos, robacoches, narcomilitares, narcojudiciales, narcopolicías y demás criminales especializados se adueñaron de la República Mexicana sin que fuerza pública, civil o militar, demostrara poder hacer algo para evitarlo y así garantizar la vida y las pertenencias de los habitantes del país”.

Han pasado 17 años...

Pese a la evidencia en su contra, Moya Palencia murió en 2006 sin que se investigaran sus vínculos con el narcotraficante cubano Alberto Sicilia Falcón, quien quedó libre en 1994 después de pasar años en cárceles mexicanas. No pasó nada.

Hasta ahora nadie ha explicado como 40 rifles AR-15 propiedad de la Secretaría de la Defensa Nacional llegaron a manos del Comandante Marcos y sus guerrilleros del EZLN. No pasó nada.

Y 1997 pasó a la historia como “el año en que la violencia y la inseguridad se institucionalizaron en la mayoría de las ciudades mexicanas, en una buena cantidad de estados de la república y en las zonas rurales más pobres”. Y los años subsecuentes han sido cada vez peores. Sucedieron muchas cosas.

Secciones:

Fecha: 
Viernes, 14 de Noviembre 2014 - 12:00
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Está más cerca el fascismo que la revolución

Es alarmante la descomposición de la vida política en México. La desconfianza y el descrédito manchan al jefe del Estado en los albores de su gobierno, como lo revela el escándalo de su Casa Blanca –cuyo valor no corresponden a los ingresos del funcionario y su esposa– que, para alentar las sospechas, está a nombre de una de las empresas que habían ganado el megacontrato público para construir el tren rápido de las ciudades de México a Querétaro, pero que ante el presunto caso de corrupción fue revocado en aras de transparencia. ¿Qué va a hacer el presidente para sacudirse tamaño lastre que dificultará la gobernación? A la vez, el gobierno tolera la violencia –que va en aumento– de grupos radicales, en menoscabo de su uso exclusivo y legítimo por parte del Estado. ¿Son síntomas de descomposición, que anteceden al colapso?

Pero claro, lo que vemos viene de atrás, tiene causas profundas. La estrategia guerrera contra las drogas ilegales hizo crisis en Iguala y en Tlatlaya, donde parece emerger un nuevo patrón que explicaría, al menos en parte, el incontable número de víctimas de esa guerra que se perdió y terminó de podrir a México: criminales y cuerpos militares o policiacos matan a mansalva a quienes les parecen sospechosos. En un Estado que perdió el uso legítimo de la fuerza los bandos rivales (fuerzas públicas y delincuentes) hacen suya aquella orden de Porfirio Díaz a Luis Mier y Terán de “Mátalos en caliente”, con la que sofocó a una rebelión de leales a Lerdo de Tejada, y que a la postre gravitó en el fin del Porfiriato. Los daños van más allá: como es bien conocido, el poder económico de las mafias compró o amedrentó a gobernadores yalcaldes, con lo que se destruyeron las frágiles instituciones provinciales.

Cierra este círculo perverso el uso de la ley y de los presupuestos públicos para favorecer a los amigos del gobierno en turno. He aquí las causas que socavan la cohesión social y la paz. ¿Qué sigue? Algunos creen que viene la revolución, pero en momentos de incertidumbre y temores por la integridad personal ocurre lo contrario: la gente clama paz y seguridad, lo que da pie a las sediciones militares y a dictaduras. Dos datos parecen señalar hacia tal dirección: el Gabinete de Comunicación Estratégica revela en una encuesta que 74% de los mexicanos repudia las manifestaciones violentas en protesta por los 43 desaparecidos. El otro es el dicho del líder de las juventudes del PRI, Luis Adrián Ramírez Ortiz, quien en alusión a las protestas dijo que esas bestiasno merecen vivir. El fascismo está más cerca que la revolución. Sin un golpe de timón de las elites perecerá nuestra defectuosa, pero preferible democracia.

Fecha: 
Jueves, 13 de Noviembre 2014 - 17:30
Redes sociales: 
1