Se encuentra usted aquí

legislatura

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Cifras y medias verdades en el Tercer Informe de Gobierno de EPN. Jesús Sesma nos explica la agenda legislativa de su partido

Me acompañan Mariana Campos y Bernardino Esparza y comentamos: las cifras en el Tercer Informe de Gobierno de EPN; las medias verdades en el Tercer Informe; los bonos para obtener 50,000 millones de pesos para reconstruir escuelas. David Calderón Martín del Campo comenta sobre lo que debe venir en el sector educativo. El nuevo lider de los diputados del PVEM, Jesús Sesma, nos explica la agenda legislativa de su partido y la complejidad de la nueva Legislatura.

Secciones:

Fecha: 
Jueves, 03 de Septiembre 2015 - 19:00
Redes sociales: 
1

Mi programa:

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

La iniciativa preferente del Presidente

Los Diputados y Senadores iniciaron su periodo ordinario de sesiones  el pasado 1 de febrero y su agenda legislativa se encuentra saturada con temas de trascendencia nacional.

En mi columna anterior (del 26 de enero) lo había mencionado, son tres iniciativas de ley que dejaron pendientes en el periodo ordinario de septiembre y diciembre del año pasado: la de Seguridad Pública, la de la Reforma Política del DF y la del Sistema Nacional Anticorrupción.

Los legisladores al parecer toman los acuerdos para proceder a la  aprobación de las mencionadas iniciativas.

Las tres iniciativas son  de vital importancia para combatir los problemas sociales, sin embargo, la prioridad en su pronta aprobación, resulta ser con la iniciativa en materia de Seguridad Pública que envió el Presidente de la República a los senadores.

En otras palabras, en materia de facultades legislativas se pretende, como bien lo apunta la iniciativa del Presidente, “generar nuevos esquemas de cooperación y coordinación” para que “las autoridades locales puedan conocer de delitos federales y las autoridades federales de delitos locales”.

De tal suerte, la iniciativa del presidente, además puntualiza “la posibilidad de que la Federación asuma total o parcialmente las funciones municipales, cuando éstas se encuentren infiltradas por el crimen organizado”.

Ahora bien, se nos dice que en la reunión plenaria que llevaron a cabo los días previos al 1 de febrero en el PRI, habían planteado la idea de modificar la iniciativa del presidente. Los cambios son con base a los índices delictivos, es decir que las ciudades del país donde sean o demuestren una baja de ellos, no serán objeto de establecer la figura del mando único y la desaparición de municipios vinculados a la delincuencia.

En definitiva, estimado lector, el periodo ordinario legislativo comenzó el 1 de febrero, y  el tema principal es la iniciativa del Presidente, sin ser la iniciativa preferente que le concede presentar al Presidente.

La Constitución apunta que “el día de la apertura de cada periodo ordinario de sesiones el Presidente de la República podrá presentar hasta dos iniciativas para trámite preferente, o señalar con tal carácter hasta dos que hubiere presentado en periodos anteriores, cuando estén pendientes de dictamen”. No obstante, al parecer en ambos contextos no fue así sustentada en este periodo ordinario por parte del Presidente, ya que dice la Constitución que: "No podrán tener carácter preferente las iniciativas de adición o reforma a la Constitución".

Por tanto, la iniciativa de Seguridad Pública, es la iniciativa preferente de toda la población, pues con ella se otorgarían  facultades constitucionales para crear leyes que combatan con legalidad el problema de la inseguridad pública.

Asi qué, querido lector, los legisladores tienen una tarea primordial en modificar el texto constitucional, tendrán que  hacerlo de manera pronta, pues además tendrán que enviar la reforma constitucional a las legislaturas de los estados para que su mayoría apruebe la citada reforma, cuyo proceso legislativo no puede prevalecer otro periodo ordinario legislativo,  porque todos los diputados actuales terminan su periodo de representación popular el próximo mes de septiembre, y sobre todo porque es fundamental establecer el orden social mediante una efectiva seguridad pública en beneficio de conceder garantías de protección a toda población.

Al tiempo, tiempo…

Fecha: 
Viernes, 06 de Febrero 2015 - 19:30
Redes sociales: 
1
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Legisladores vividores

Ernesto Cordero, senador de la República, ex líder de lo senadores panistas, ex secretario de Hacienda y de Desarrollo Social, ex aspirante a la candidatura presidencial panista y cabeza visible del calderonismo, decidió que el partido de fútbol americano denominado Super Bowl 2015, realizado el domingo pasado en el estadio de la Universidad de Phoenix, en Arizona, era un evento más importante que la sesión de apertura del último período de sesiones de la histórica LXII Legislatura del Congreso de la Unión que también se efectuó ese día.

Por eso decidió irse a Phoenix para presenciar el Super Bowl, acompañado por el ex panista Luis Ignacio Zavala, cuñado de su jefe y hermano de la ex primera dama Margarita Zavala de Calderón.

En entrevista concedida a Ciro Gómez Leyva en Grupo Fórmula, Cordero justificó su viaje diciendo que la sesión de apertura del período se sesiones sólo dura diez minutos y “es claro que no se iba a discutir absolutamente nada”. Es decir, para quien llegó al senado de la misma manera en que llegó a sus demás cargos públicos -por el dedazo de Felipe Calderón-, la apertura de los trabajos del Congreso no es un evento importante. Si todos los legisladores pensaran como él no se hubiera dado el quórum necesario para realizar la sesión.
 
Con el cinismo que lo caracteriza desde la vez en que se atrevió a decir que un mexicano que gana 6,000 pesos puede vivir sin mayores apuros económicos, el senador dijo que pidió que se le descontara de su sueldo el día que faltó a trabajar y que “el tema de que los servidores públicos no podamos hacer una vida como la hacen todos los mexicanos también parece ya un exceso”. Cordero aparentemente cree que cualquier mexicano puede dejar de trabajar cuando se le antoje con solo pedirle a su jefe que le descuente el día y también supone que todos los mexicanos pueden asistir a un juego de Super Bowl, evento cuyos boletos de entrada teóricamente cuestan entre los 500 y 1,500 dólares pero que en realidad se venden en varios miles de dólares –algunos hasta en 10,000- en un mercado secundario dominado por revendedores. ¿Cuánto pagaron quienes, como Cordero y Zavala, se sentaron en las primeras filas del estadio?
Ahora bien, Cordero no fue el único legislador que no asistió el domingo al inicio del período ordinario de sesiones del Congreso. Centenas de sus colegas tampoco estuvieron en la Cámara de Diputados. De acuerdo a la información disponible, 205 diputados y 42 senadores (Cordero incluido) decidieron que tenían cosas más importantes que hacer. No dudo que muchos de ellos también estuvieran en el Super Bowl.

Lo ocurrido el fin de semana pasado es un ejemplo más de la irresponsabilidad que caracteriza a un buen número de legisladores vividores que, como Cordero, para nada están preocupados de los problemas que afligen a los mexicanos y cuyas conductas dañan la de por sí maltrecha imagen de los políticos de nuestro país.

Foto: www.foxsportsla.com

Secciones:

Fecha: 
Martes, 03 de Febrero 2015 - 12:00
Redes sociales: 
1