Se encuentra usted aquí

homicidios

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

¡Cuentos de hadas…!

Sigue la violencia extrema en muchas partes del país en el que nos tocó vivir y para desgracia de los mexicanos, nunca sabemos cuándo nos va a tocar sufrir una agresión de un delincuente común que ante la impunidad de que gozan cualquiera de nosotros estamos a su merced.

De acuerdo con el reportaje de Lidia Arista @lidstelle de la revista Expansión que intituló ¿Vamos bien en seguridad como dice el presidente?; tras las ejecuciones y asesinatos de las últimas semanas y revisar las cifras oficiales asegura:

En los primeros 10 meses de la administración de Andrés Manuel López Obrador, se registraron 1,670,064 delitos, de acuerdo con cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública”.

…es en el delito de homicidio donde esta administración tiene los peores números. En los primeros 10 meses se han registrado 36,450, pero si se le suman los reportados los 31 días de octubre al gabinete de seguridad, la cifra asciende a 38,806. Por lo que este año se perfila para ser el más violento de los últimos años. De acuerdo con el INEGI, en 2018 fueron 36,685 homicidios, es decir, los registrados este año ya superaron la cifra de 2018 por 5%”.

Así pues, las cosas no pintan nada bien y se confirma que 2019 será el año más violento de la historia reciente de México.

Ahora, ante la noticia que cimbró al país y al mundo entero del asesinato de los miembros de la familia LeBarón sufrido en alguna carretera de los estados fronterizos de Sonora y Chihuahua es una tragedia terrible: madres con sus hijos pequeños son asesinados a mansalva. ¡Otros se salvan de milagro!

En mi opinión, este grave evento tiene que hacer que el Gobierno de la República cambie su visión en materia de seguridad pública o, qué tiene que suceder para cambiar la estrategia y el relevo de los servidores responsables que no están dando resultados. Por sus declaraciones el presidente López Obrador no se mueve un ápice de su postura inicial cuando afirma que son 35 años de gobiernos neoliberales que se dedicaron al saqueo, la corrupción y abandonaron al pueblo de México a su suerte y por ello hay corrupción e inseguridad pública. Para el presidente la única forma para acabar con la inseguridad es creando condiciones que superen la desigualdad y que haya trabajo. Es probable que tenga algo de razón, pero no basta. Es muy estrecha su visión y al parecer no comprende cómo reaccionan los seres humanos en su perversidad.

La condena nacional e internacional con esta postura puede llegar a un límite: ¡Cuidado!... las consecuencias pueden ser inimaginables. La desconfianza que se puede generar para invertir en el país la podemos pagar muy caro.

En el portal Político.mx el senador estadounidense Tom Cotton criticó la política del presidente Andrés Manuel López Obrador de “abrazos no balazos” para lidiar con los cárteles del narcotráfico.

Ante la masacre de la que fue víctima la familia LeBarón, el legislador afirma que “lo único que puede contrarrestar las balas, son más balas y más grandes”. 

¡La violencia no se combate con violencia!, asegura el presidente de México.

Cotton expresó que, si el Gobierno de México no puede proteger a ciudadanos estadounidenses, entonces aquel país debe tomar el asunto “en sus propias manos”. 

Tom Cotton añadió, finalmente, que Estados Unidos tiene la capacidad de proteger a sus connacionales en México, “si México no está dispuesto o no es capaz de hacerlo.”

Así pues, el senador aseguró que la estrategia para combatir la inseguridad es como de un “cuento de hadas”. ¡Al parecer tiene razón!

Fecha: 
Jueves, 07 de Noviembre 2019 - 09:50
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Jueves, 07 de Noviembre 2019 - 12:05
Fecha C: 
Viernes, 08 de Noviembre 2019 - 01:05
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

El Meollo del Asunto: Violencia Social

El Rey Salomón, en una de sus frases llenas de sabiduría diría: “A muchos malvados, muchos delitos”.

Nuestro país está sumido en una gran masa pantanosa de violencia de la más execrable y maldita materia. La maldad humana. Para muchas personas esto no es más que un cuento. La maldad no existe. (Ver; “Maldad Luciferiana”, www.danielvallesperiodista.com)

La realidad es que como nunca antes estamos viendo hechos delictivos que no sólo enlutan los hogares mexicanos, sino muestran la inoperancia, las carencias y la falta de sentido común de las diversas autoridades en el país para combatir la violencia. Existen excepciones, pero en lo general, todas están, “perfectamente mal”.

En la Ciudad de México, apenas este día 28 de septiembre, más de dos mil feministas radicales marcharon en la ciudad e intentaron incendiar la Catedral Metropolitana y el edifico que alberga la Cámara de Comercio.

Agredieron a transeúntes y causaron destrozos en el primer cuadro de la ciudad. Esto con la “complacencia” de la autoridad que hace como que no pasa nada.

Pero que si usted o yo vamos a hacer lo mismo, seguro terminaremos en la cárcel y habremos de pagar los daños y una gran multa.

De esta manera vemos un atentado contra el estado de derecho que la autoridad no puede garantizar para los ciudadanos. Siendo esta su principal función. Así sucede en todo el país.

Tenemos violencia en el hogar, en la escuela, en el trabajo. Hacia personas incapaces de defenderse. No es algo accidental. Es un maltrato premeditado cuya naturaleza oculta impide que la gente vea y note el alto grado de intolerancia de quienes la ejercen.

Esta es la violencia social. La que debemos sumar a la violencia criminal. La que comprende los asesinatos, los robos de todo tipo, extorsiones, secuestros, etc.

Este tipo de violencia, la criminal, nos cuesta a usted y a mí la cantidad de 6 mil 468 pesos al año. Cantidad a la que hay que sumar 14 mil pesos anuales que representan el costo de la corrupción en el país.

Tenemos entonces que este es un “tipo de impuesto o costo” indirecto que todos pagamos queramos o no. Sepámoslo o no. Nos guste o no. Estemos de acuerdo o no. Seamos de Morena o del PAN, del PRI o del PT.

Durante 2018 se cometieron en el país más de 33 millones de delitos, que tuvieron un costo de 286 mil millones de pesos para las víctimas, de acuerdo con los resultados de la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (Envipe) 2019, realizada por el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi).

Alguien diría: “¡Ah!, pero eso fue antes de que entrara la actual administración, la que va a terminar con la violencia y ya terminó con la corrupción”.

Pues vuelva a decir ¡Ah! Y no vaya tan rápido, porque tiene que elevarla a la 4T.

La misma encuesta, la Envipe 2019, estableció que en el presente año, 82.4% de los encuestados se siente más inseguro en un cajero automático, seguido de un banco con 72.6 por ciento.

José Antonio Polo, presidente de la organización “Causa en Común”, explicó que; “el cálculo de crecimiento de homicidios en el país podría terminar en una tasa de 31 mil por cada cien mil habitantes, lo que significaría la peor crisis de violencia en el país”.

Si se compara con el año más violento del sexenio de Felipe Calderón, la tasa 2019 estará por arriba de la de 2011 por siete puntos al pasar de 24 mil a 31 mil por cada cien mil habitantes, “México está al revés, los índices delictivos van al alza”, dijo.

Agregó: “De niveles altos, estamos a niveles cada vez más altos mes con mes y todos nuestros procesos de desarrollo institucional, todos, sin excepción, van para abajo”.

Esta violencia no aparece o brota simplemente porque salió el sol.

Para que se manifiesten los signos de violencia que estamos viendo en México, se requieren de muchos años de “deshumanización masiva”. La que es paulatina.

Para lograr el efecto contrario, es decir, para que se mejore lo que estamos viendo, se requiere de mayor empeño, consistencia y años. Pero principalmente de arrojo, coraje, carácter y determinación en las personas para llevar a cabo una obra que vaya a la vanguardia y provoque a otros a seguir el ejemplo.

Entonces, se requiere de líderes. Pero de líderes sociales, no sólo de líderes políticos.

Los identificados con las causas y necesidades de la ciudad, sintiendo un “dolor en el alma” por la deshumanización, por la maldad imperante y lleven a cabo un proyecto firme y consistente para revertir la maldad.

Afirmo que se requiere de verdaderos mensajeros que implementen el método y lleven el mensaje que la ciudadanía está esperando para experimentar una transformación.

Porque el que escuchamos diariamente por las mañanas, de acuerdo a la encuesta, no está haciendo esa labor que se requiere. Y eso es, El Meollo del Asunto.

Autor:

Fecha: 
Lunes, 30 de Septiembre 2019 - 11:20
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Lunes, 30 de Septiembre 2019 - 13:35
Fecha C: 
Martes, 01 de Octubre 2019 - 02:35
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

La muerte le cuesta cada vez más a la vida

En México la muerte le cuesta cada vez más a la vida. La sobrepoblación de cuerpos en los anfiteatros del país y el profundo dolor de familiares y amigos de aquellos que, aún continúan desaparecidos, demandan inversiones. Mientras la vida se debate entre una desaceleración económica mundial, la austeridad republicana, y el golpe de suerte en que se ha convertido la supervivencia a la crisis de violencia por la que atraviesa el país.

El subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas, ha informado que el Gobierno dedicará una primera partida de 410 millones de pesos para construir cinco institutos regionales forenses en el país además de 15 panteones.

Los institutos estarán en Coahuila, Nuevo León, Sonora, Baja California Sur, Sinaloa y Veracruz. Mientras que de los 15 cementerios 3 estarán en Veracruz, 3 en Sinaloa, 2 en Jalisco, 2 en Guerrero y uno en Michoacán, Baja California, Colima, Nayarit y Tamaulipas.

Desde 2006 se han acumulado 37,443 cadáveres no identificados. De los cuales 8,116 se encuentran apilados en los 263 anfiteatros del país, que presentan una “sobrepoblación” de 2,945 cuerpos, según han confirmado las propias autoridades nacionales.

La tendencia no parece atenuarse. En el 2019 los homicidios han aumentado respecto al mismo periodo del año anterior. Decenas de fosas siguen apareciendo en todo el país, y se calcula que al menos 426 han aparecido desde la entrada del Gobierno actual. En las cuales se reporta que de los 551 restos humanos encontrados solamente 529 cuentan cómo cadáveres porque los demás no están completos. Así las cosas.

Solamente estados como Baja California, Chiapas, Ciudad de México, Guanajuato, Hidalgo, Puebla, Querétaro y Yucatán permanecen sin declarar el hallazgo de fosas desde que la crisis comenzó a azotar al país. En tanto que estados como Veracruz con 332 fosas, Tamaulipas con 280, Guerrero con 216, Chihuahua con 194, Sinaloa con 139, Zacatecas con 138, Jalisco con 137, Nuevo León con 114, Sonora con 86, Michoacán con 76 y San Luis Potosí con 65 se coronan por totalmente los contrario.

Lo triste del caso es que mientras la muerte avanza y la vida disminuye, la esperanza de los familiares y amigos de los desaparecidos, también disminuye, y se reduce al anhelo de volver a ver los huesos de los que en vida fueron sus seres queridos. Para que ahora ellos puedan descansar en paz, en vida, y liberarse de las cadenas de la incertidumbre.

Por eso es que digo que en este país la muerte le cuesta cada vez más a la vida. Porque va mucho más allá de inversiones y mata, no sólo aquellos que cayeron en las manos equivocadas, sino que también mata, de angustia, a todos aquellos que los esperan en vida.

Esperemos que la violencia y la incertidumbre acaben pronto.

El último en salir apague la luz.
 

Facebook: Stephanie Henaro

Instagram: steph.henaro

Twitter: @HenaroStephanie

Fecha: 
Martes, 25 de Junio 2019 - 13:20
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Martes, 25 de Junio 2019 - 15:35
Fecha C: 
Miércoles, 26 de Junio 2019 - 04:35
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

¿López Obrador se desinfla?

Sin lugar a dudas, el presidente López Obrador es el político más popular de los últimos tiempos. Las encuestas siguen diciendo que goza de una popularidad envidiable, una de las más altas en el mundo para un dirigente de un país. Ha hecho esfuerzos en muchos sentidos para seguir conservando ese patrimonio. Hasta ahora ha logrado enfrentar los errores y fracasos con habilidad, pero estos se acumulan. Muchos se preguntan cuándo será el momento en que todo esto alcance al mandatario que ahora luce invencible. El momento ya llegó, pero tardará en ser evidente.

De hecho, AMLO es un personaje muy vulnerable, pero procura crearse un ambiente controlado y protector. Cuando sale de gira, sus partidarios se dan a la tarea de abuchear a los gobernadores anfitriones. El truco funciona: la nota al otro día es el abucheo y no la cantidad de cosas sin sentido y contradictorias que el presidente suele decir. Las mañaneras son otro buen ejemplo. La mayoría de los presentes, sean periodistas reales o fabricados, rara vez hacen preguntas difíciles. El clima no ayuda para que los más avezados hagan su trabajo. ¿Para qué arriesgarse y perder el pase de entrada a las mañaneras?

Sin embargo, cuando el contexto no está controlado y surgen preguntas difíciles o actitudes confrontativas, sale a relucir el político corto de miras, con poca información y escasos atributos en el debate. Cualquiera que recuerde los debates, se acordará de que no le gustan al ahora presidente y lo hace mal, muy mal. El pasado lunes 24 de junio, durante una mañanera celebrada en Quintana Roo, una periodista le reclamó dos cosas: que no considerara como algo grave el tema del sargazo, que está llenando varias de las playas del estado, y que sea optimista con relación a los homicidios. López Obrador había afirmado que “sólo” ocurría uno diario y la periodista le aseguró que todos los días encontraban dos o tres cuerpos. Cada vez que el presidente le decía algo, las más de las veces sin relación con las impugnaciones, la periodista volvía a la carga. Al final, el presidente tuvo que recurrir a su muletilla favorita: yo tengo otros datos, pero respeto su opinión. Que el jefe del Ejecutivo rebaje la discusión a datos distintos es preocupante, es como si pretendiera que coexisten dos universos, uno a modo de López; el otro para todos los demás. En este sentido, ha perdido el rumbo como lo hicieran Peña Nieto y Calderón Hinojosa, que parecían vivir en una realidad distinta a la del resto de los mortales.

El asunto fue más allá. Ante la petición de una periodista de que no vendiera la casa de descanso presidencial en Cozumel y que en su lugar la convirtieran en un museo, el presidente se negó. Es claro que necesita todo el dinero que sea posible y no entiende lo que un museo en la zona hubiera significado. De igual manera, cuando se le señaló que las grandes cadenas de hoteles no están sufriendo pérdidas por el sargazo, pero los pequeños negocios sí, López Obrador divagó sin contestar nada.

Mientras el presidente no sea confrontado, todo irá bien; si se le refuta, él tiene otros datos y otras realidades.

Fecha: 
Martes, 25 de Junio 2019 - 13:10
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Martes, 25 de Junio 2019 - 15:25
Fecha C: 
Miércoles, 26 de Junio 2019 - 04:25
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

El gobierno de AMLO debe combatir el contrabando de armas

Durante los años 2016, 2017 y 2018 miles de homicidas mataron, con una casi absoluta impunidad, a 74 145 personas, de las cuales 49 374 (el 66.6%) fallecieron por arma de fuego. En ese mismo periodo se cometieron, con arma de fuego, 464 homicidios culposos y 527 feminicidios. O sea que en tres años 50 365 personas murieron a balazos.

En esos mismos años las armas de fuego hirieron a 26 675 personas: 25 800 fueron víctimas de lesiones dolosas y 875 de culposas.

De acuerdo con un estudio realizado en 2018 por el Center for American Progress, entre 2011 y 2016 el 70% de las 106 000 armas de fuego utilizadas en delitos violentos en México y recuperadas por la policía provenían de EEUU.

Un artículo que se publicó el 24 de mayo de 2018 en el diario Los Angeles Times anota que “cada día, la tienda de armas de la Secretaría de la Defensa Nacional [localizada en la CDMX y administrada por la Dirección de Comercialización de Armamento y Municiones de la SEDENA] vende en promedio solo 38 armas de fuego a civiles, mientras que aproximadamente 580 armas se introducen de contrabando desde Estados Unidos”.

580 armas al día implica que al mes entren ilegalmente 17 400 armas de fuego y al año 208 800.

Si tomamos en cuenta que, de acuerdo con datos de la extinta Procuraduría General de la República (actual Fiscalía General de la República o FGR), de 2007 a 2017 fueron decomisadas 179 727 armas de fuego, es evidente que nuestro gobierno perdió hace mucho tiempo su lucha por frenar su contrabando.

Si se introdujeron 2 088 000 armas en esos 10 años y se decomisaron solo 179 727, significa que en todo el país hay un mínimo de 1 908 273 escopetas, fusiles, subfusiles, carabinas, pistolas, revólveres y pistolas ametralladoras.

Por si lo anterior no bastara, el estudio Estimating Global Civilian Held Firearms Numbers, realizado por el Instituto de Posgrado de Estudios Internacionales y de Desarrollo (GIIDS por sus siglas en inglés) de Ginebra (Suiza) difundido en junio del año pasado, calcula que en México hay 16 809 000 armas de fuego en posesión de particulares, la mayoría de ellas ilícitas en vista de que solo 3 118 592 están registradas en la SEDENA. Esta cifra es la que calcularon los expertos del mencionado instituto y es la mejor aproximación de la realidad.

De ser cierta la cifra del GIIDS, México sería el séptimo país con más armas en posesión de particulares, detrás de Estados Unidos, India, China, Pakistán, Rusia y Brasil. En lo que armas por cada 100 000 habitantes se refiere, México ocupa la posición número 60 (12.9).

Para resolver este problema, el gobierno de EEUU no ayudará en nada a México pese a que nuestro gobierno lo ha solicitado durante años. La campaña de reelección de Donald Trump recibe mucho dinero de la Asociación Nacional del Rifle (National Rifle Association o NRA), que representa a los fabricantes de armas, y de muchos propietarios de las 393 347 000 armas de fuego que hay en ese país.

Para impedir que sigan entrando armas de fuego al país, el gobierno de AMLO debe acabar con la gran corrupción que hay en las aduanas, implantar controles rigurosos en nuestra frontera norte y castigar con las penas más severas a quienes sean atrapados cometiendo el ilícito. No le queda de otra.
 

Twitter: @ruizhealy

Facebook: Eduardo J Ruiz-Healy

Instagram: ruizhealy

Sitio: ruizhealytimes.com

Secciones:

Fecha: 
Martes, 18 de Junio 2019 - 13:00
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Martes, 18 de Junio 2019 - 21:45
Fecha C: 
Miércoles, 19 de Junio 2019 - 09:00
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

¿Le está quedando grande la CDMX a Claudia Sheinbaum?

La Cuarta Transformación está transformando a la Ciudad de México en un lugar más insalubre e inseguro de lo que ya era. La percepción de muchos habitantes es que la delincuencia está desatada y que el gobierno de Claudia Sheinbaum ha sido rebasado. Es muy común saber que personas de nuestros círculos cercanos han sido víctimas de algún delito. Antes se hablaba de las víctimas, digamos, en abstracto, porque no se tenía una relación cercana con ellas; pero ahora se habla del familiar, del amigo, del compañero de escuela o de trabajo, de personas con las que convivimos. Ya no son cifras ni estadísticas lejanas, sino personas de carne y hueso que conocemos, gente con la que interactuamos, o bien nosotros mismos.

Claudia Sheinbaum es jefa de gobierno porque así lo quiso Andrés Manuel López Obrador. ¿Se acuerda usted que la candidatura se la disputaban ella, Martí Batres y Ricardo Monreal? ¿Se acuerda usted que Batres, muy disciplinado e institucional, no formuló ninguna objeción cuando Sheinbaum fue designada como candidata, y en cambio Monreal hizo un berrinche? A seis meses de iniciar su gobierno, Sheinbaum tiene un problema mayúsculo que no ha podido, ya no digamos resolver, como prometió, sino ni siquiera medianamente disminuir: la delincuencia va en aumento y está incontrolable.

Todos los días hay casos nuevos de violencia. Los vemos en twiter, facebook y todas las redes sociales, y además son captados en video, lo cual da mayor realismo. No es lo mismo leer una noticia sobre un asalto en Santa Fe o sobre un secuestro en la alcaldía de Coyoacán, que ver el video en redes sociales. La sensación de vulnerabilidad que experimentamos todos es mayor. Estamos viviendo una escalada de horror que parece no tener fin y no se ve una acción clara e inteligente del gobierno que pueda eventualmente solucionar el problema. El gobierno de la Ciudad insiste en que las cosas no van mal. El mismo López Obrador ha dicho en público que está muy contento y que se siente muy confiado de que Claudia Sheinbaum gobierne la ciudad, pues eso le da tranquilidad para concentrarse en los temas nacionales, como si ella fuera una especie de delegada o regente que gobernara en nombre del presidente –como fue la norma hasta 1997, año en que Cuauhtémoc Cárdenas se convirtió en el primer jefe de gobierno electo–. Son dos ámbitos de competencia completamente distintos, ninguno subordinado al otro. AMLO no es el jefe de Sheinbaum, aunque en el discurso ambos personajes se empeñen en dar esa impresión.

El caso es que la situación de inseguridad en la Ciudad de México es insostenible. Vivimos con miedo y bajo una preocupación constante. Hay gente que de plano mejor ni ve las noticias, pero eso es querer tapar el sol con un dedo. La delincuencia está desbordando por completo al gobierno de nuestra ciudad. No hay manera de ver las cosas favorablemente: Claudia Sheinbaum, Ernestina Godoy (titular de la Procuraduría de la CDMX) y Jesús Orta (titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana) están fallando. Y están fallando de manera extraordinariamente grave. No lo digo yo; lo demuestra la frialdad de los números.

He aquí el incremento de los delitos de alto impacto en la Ciudad de México durante el primer trimestre (enero-marzo) de 2019. Al decir “alto impacto” me refiero a los delitos que más inciden en la sensación de vulnerabilidad de las personas. El secuestro, por ejemplo, tiene una fuerza mucho más demoledora en la psique colectiva que, digamos, el fraude. Veamos el incremento de estos delitos en el primer semestre de este año:

Secuestro: 550%

Violación: 454%

Extorsión: 127%

Robo a establecimiento: 62%

Homicidio doloso: 48%

Horrible situación. Pero déjeme decirle que el incremento en el segundo trimestre (abril-junio), cifras que se darán a conocer en julio, será todavía peor. No estamos avanzando ni un ápice; por el contrario, estamos retrocediendo.

De nada sirve acusar al llamado viejo régimen de inventar estas cifras y difundirlas a través de su aparato propagandístico para desprestigiar a AMLO y a Morena. Inaceptable la sugerencia de Epigmenio Ibarra en el sentido de que el secuestro y homicidio del estudiante Norberto Ronquillo fue perpetrado por los que quieren restaurar al régimen autoritario. En un tuit publicado el 10 de junio, Epigmenio escribió: «Me uno a la enérgica condena y a la exigencia de justicia para el estudiante Norberto Ronquillo secuestrado y asesinado en CDMX. El aumento exponencial de la violencia alentado por quienes intentan, a todo trance, la restauración del régimen autoritario cobra una víctima más.» Por más que uno sea incondicional del nuevo gobierno, no es lícito ni humano llegar a semejante grado de estupidez y aprovecharse del dolor y la desgracia de una familia. Si de verdad el señor Epigmenio se cree sus palabras, qué pena; y si no se las cree, qué cinismo.

Las cifras que estoy comentando fueron difundidas por Semáforo Delictivo, pero están sustentadas en datos publicados por la propia Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México. En este link del sitio web de la PGJ de la CDMX usted puede consultar las cifras, mes a mes, de la incidencia delictiva en la Ciudad, desde enero de 2014 hasta abril de 2019. Nadie se está inventando números –ojalá que no fueran reales, pero son inevitablemente reales–. He aquí el link: https://www.pgj.cdmx.gob.mx/procuraduria/estadisticas-delictiva

A nivel federal, el nuevo gobierno ha desmantelado las Unidades Especializadas Contra el Secuestro (UECS), por falta de recursos y en pro de la austeridad republicana. A nivel de la Ciudad de México, también la Fuerza Antisecuestro, por motivos presupuestarios, ha sido cancelada. Es terrible, pero los ciudadanos hemos quedado en la total indefensión. Si uno de nosotros es secuestrado, no hay un cuerpo especializado, ni a nivel federal, ni a nivel de la CDMX, que pueda con estrategia e inteligencia rescatarnos.

La gente votó mayoritariamente por Morena y sus aliados y otorgó un voto de confianza a Claudia Sheinbaum, quien fue muy puntual en criticar los defectos de la administración –muy mala y corrupta, por cierto– de Miguel Ángel Mancera. Muchos capitalinos vieron en Claudia Sheinbuam la solución a los graves problemas que aquejan la ciudad. Pero después de seis meses, al menos en materia de Seguridad, las cosas no podrían estar peor. El gobierno de Sheinbaum está fallando gravemente a sus electores y está traicionando la confianza y la esperanza que fueron depositadas en ella. Ojalá recule, rectifique, corrija y esta pesadilla/psicosis que estamos viviendo millones de capitalinos llegue a su fin.

Si Claudia Sheinbaum alberga aspiraciones para llegar a la presidencia –el gobierno de la CDMX sería un gran trampolín–, su infructuosa gestión como jefa de gobierno las está destruyendo. Apenas empieza su gobierno. Falta cinco y medio largos años. No podemos esperar tanto tiempo. Queremos resultados ya. No creo que exista una sola persona en la Ciudad de México, ni siquiera ella, que no desee que los capitalinos podamos vivir en paz. No creo que haya alguien que no quiera ver a la delincuencia sometida y controlada, ni siquiera los más férreos, incondicionales e intransigentes simpatizantes de Morena y la 4T.

Autor:

Fecha: 
Martes, 11 de Junio 2019 - 13:25
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Martes, 11 de Junio 2019 - 15:40
Fecha C: 
Miércoles, 12 de Junio 2019 - 04:40
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

De Frontera a Frontera: Lo que calienta…

Cuando usas esa expresión muy mexicana, es porque estas a punto de reventar, es la ante sala del estallido de tus emociones. Cuando llegas a este punto dejas de ser lo que está de moda… ¡Prudente!

Y como parafrasea nuestro Sr. Presidente de la Republica… ¡Con todo respeto, pero!...

Lo que calienta y desata la furia interna es el dolor de ver el sufrimiento de una familia mexicana, rica o pobre ante las injusticias de la vida.

Lo que calienta es ver con impotencia como el grado de maldad crece entre todos nosotros, todo debido a la maldita lucha del pobre contra el rico en la que nos han metido y se ve reflejada en las redes sociales como FACEBOOK o TWITTER, donde el pueblo sabio da rienda suelta de sus rencores internos expresados en medio de odio y con horrores de ortografía, que hacen que el lector caiga aún más en la desesperación de ver como los ignorantes están dando rienda suelta a sus más bajas pasiones por todo el territorio nacional.

Lo que calienta es ver como en el caso del Secuestro y Asesinato del joven Norberto Ronquillo Hernández se dieron anomalías que claramente están tendientes a encubrir este asesinato disfrazado en secuestro, donde intervienen autoridades policiales que ya sabían que el joven está muerto y que lo que hoy sabemos cómo fue su asesinato en base a ahorcamiento y cuchilladas da muestra que el asesino o conocía, muestra que el asesino o asesinos le tenía odio por alguna cuestión pasional y que las investigaciones van lentas muy lentas por el encubrimiento policiaco inicial al no incautar el auto y promover ante la familia que se lo llevara.

Lo que calienta es que esta nueva filosofía político-policial de “abrazos no balazos” está haciendo que los delincuentes estén envalentonados a cometer robos y crímenes. Los criminales de cualquier fuero ya no tienen temor a delinquir porque saben que tienen más derechos que los ciudadanos y tienen comisiones, organizaciones y colectivos que los defienden.

Lo que calienta es ver como todos se quejan en las redes sociales y nadie pone manos a la obra, sino que están como plañideras que lloriquean al mejor postor.

Lo que calienta es ver como diariamente a la mujer, a las niñas y niños, se les viola y mata impunemente y los violadores asesinos tienen un debido proceso presumiéndoles su inocencia cuando deberían ser pasado por las armas y la tortura del mismo nivel y odio que les aplicaron a sus víctimas.

Lo que calienta es ver como en muchas partes del país, Ejércitos completos dominan las vidas de millones de mexicanos y no se les combate de manera completa y contundente, sino que a tientas y a medias los enfrentan manteniendo una guerra de baja intensidad desde hace décadas buscando solucionar las causas sociales de un problema que ya se salió de las manos desde el primer disparo que inicio esta gran desgracia nacional. No los combaten como debe de ser, toques de queda en esas ciudades, córtales el financiamiento económico y de suministros de pertrechos de armamento para la batalla, tener el manejo completo de la información de cada lugar donde se encuentren los delincuentes y coparlos, si se resisten los policías, guardia, marinos o militares tengan la seguridad de que ellos tienen más derechos por defender a los mexicanos.

Lo que calienta es ver como las mafias y poder locales de cada municipio ciudad o pueblo no es cortado de raíz y llevados ante la justicia. Como el caso del Rastro Municipal de Tapachula, que se ha convertido en el pequeño imperio de unas cuantas personas ligadas a las grandes transas del sexenio anterior estatal de Manuel Velasco, que en lugar de ser perseguido como Emilio Lozoya Austin por sus supuestos crímenes es mimado como querubín.

Lo que calienta es no ver que estén siendo detenidos todos los que robaban impunemente en el ámbito federal, estatal y municipal, que se haya “acabado el Huachicoleo” y no haya ningún detenido… Que se combata la corrupción y que no haya detenidos.

Lo que calienta es ve como ahora los mexicanos valemos menos que los migrantes hondureños, salvadoreños y guatemaltecos, porque a ellos se les va a dar trabajo, apoyo económico, casa y hasta ya están contemplando meterlos en los beneficios de “Sembrando Vidas” ¿Que van a sembrar si ni tierra tienen? ¡Porque a ellos si a los mexicanos nada!... Es difícil ver como familias mexicanas viven en la pobreza, es difícil ver como desde niños hasta adultos indigentes están en las calles durmiendo y cayendo cada día más en la desgracia de vivir en una sociedad y un gobierno que no los recoge, quieran o no y les mejoren sus vidas… ¡Candil de la calle y oscuridad en nuestra nación!... ¡No les den nada a los migrantes… el que quiera algo que se lo gane trabajando!

Lo que calienta es ver como impunemente la gente sigue tirando la basura en las calles y cuando cae una gran tormenta tiran la basura al rio que se forma por la lluvia al grito ¡Que se chinguen todos!

Lo que calienta es ver como critican al Sr. Presidente Municipal de Tapachula Oscar Gurria Penagos porque está sembrando arboles por toda la ciudad y el municipio seguido por un ejército de verdaderos Tapachultecos que quieren un futuro mejor… o que lo critiquen porque está poniendo orden en Tapachula y combatiendo a la gran mafia de ambulante que ensucia y mata a la ciudad… o que lo critiquen por traer un verdadero estado de derecho basado en el nuevo Bando Municipal que tienen contenida en sus leyes y reglamentos sustentos que harán que Tapachula entre en el orden que dará sana convivencia entre los Tapachultecos que verdaderamente quieren un cambio… Solamente vean como en las calles los lugares donde está prohibido estacionarse están siendo pintados para aplicar ese bando a la gente abusiva o prepotentes que se quieren estacionar en donde les hinche la gana.

Lo que calienta es ver como el Nuevo Sistema de Justica Penal que nos heredó el pasado gobierno y que lo critique ampliamente, siga defendiendo a los delincuentes que salen de la cárcel, aunque hayan pruebas y todo. La victima es nuevamente ofendida por el la justicia estatal o federal. Lo que calienta es que no quiten ese Sistema Pena Acusatorio.

¡¿A ti que te calienta estimado lector?!... Mejor aquí le paro y elevo mi plegaria por el descanso del joven mexicano que con sus ganas de estudiar, amar y vivir fue asesinado. Dios Mío recíbelo en tus brazos, sana su alma y dale descanso ante la muerte violenta que tuvo. A su vez Dios Mío te ruego que hagas caer a sus verdugos, muestra tu poder Dios Mío y castígalos y que todos lo vean para que vuelvan a temor Dios Nuestro Señor.

Fecha: 
Martes, 11 de Junio 2019 - 13:10
Redes sociales: 
1
Fecha B: 
Martes, 11 de Junio 2019 - 15:25
Fecha C: 
Miércoles, 12 de Junio 2019 - 04:25