Se encuentra usted aquí

Nuevo Amanecer: Los riesgos de inflación en México en el año 2019

Miércoles, 22 de Mayo 2019 - 13:35

Autor

captura_de_pantalla_2015-04-21_17.10.49.png
José Luis Fernández

Compartir

nuevo_amanecer.png

El pasado 16 de mayo del 2019, el Banco de México reconoció, en un comunicado de Prensa, que entre marzo y abril del 2019, la inflación general aumentó del 4.00% al 4.41%.

Hay que recordar que la información estadística y documental sobre los indicadores de la inflación fue calculada y publicada por el Banco de México hasta el 14 de julio de 2011. Desde entonces, acorde con la Ley del Sistema Nacional de Información Estadística y Geográfica , desde el 15 de julio de 2011, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía tiene la facultad exclusiva de elaborar y publicar los índices nacionales de precios.

La inflación general aumentó entre marzo y abril del 2019. Esto fue producto de aumentos en sus dos componentes, subyacente y no subyacente.

El Índice de Inflación Subyacente registra la tendencia del movimiento en los precios, excluyendo los que presentan alta volatilidad. Por ejemplo, productos energéticos, agropecuarios y tarifas autorizadas por el gobierno.

La inflación subyacente se incrementó, al pasar de 3.55% en el mes de marzo del 2019 a 3.87% en el mes de abril del año en curso. Esto obedeció en parte a que la correspondiente al componente de servicios repuntó en dicho periodo.

Los servicios se vieron influidos, en parte, por el efecto calendario que afecta las variaciones anuales de sus precios, ya que este año el periodo vacacional de Semana Santa tuvo lugar en abril, a diferencia del año 2018 que ocurrió en el mes de marzo. Sin embargo, aun eliminando este efecto, se observa un incremento en su variación anual. Desafortunadamente la inflación subyacente se ha mantenido en niveles elevados y recientemente se ha incrementado.

Por su parte, la inflación no subyacente se elevó de 5.47% a 6.08%, reflejando, en parte, el hecho de que a partir de la segunda quincena del mes de febrero del 2019 se revirtió el comportamiento a la baja en la variación de los precios de los energéticos que se había registrado previamente.

En la economía mundial, desde la segunda mitad del año 2018, se ha observado una tendencia a la desaceleración de la actividad económica, si bien esta presentó una moderada recuperación en el primer trimestre del 2019 en algunas de las principales economías como Estados Unidos, Reino Unido, en los países de la zona del euro y China, en gran medida asociada a factores de corta duración.

En cuanto a los mercados financieros nacionales, la cotización de la moneda nacional, el peso mexicano, se apreció respecto a los niveles observados durante la última decisión de política monetaria del Banco de México, si bien ha presentado mayor volatilidad. Por su parte, las tasas de interés de los valores gubernamentales registraron aumentos, principalmente para horizontes de mediano y largo plazo.

Por lo anterior se puede señalar que el entorno actual sigue presentando importantes riesgos de mediano y largo plazo que pueden afectar las condiciones macroeconómicas de México, su capacidad de crecimiento y la formación de precios en la economía.



Número 30 - Junio 2019
portada-revista-30.png
Descargar gratis