Se encuentra usted aquí

“Estás aquí”, el nuevo sencillo de Beatriz Gutiérrez Müller

Lunes, 29 de Abril 2019 - 13:15

Autor

venus-rey-jr.jpg
Venus Rey Jr.

Compartir

estas_aqui_el_nuevo_sencillo_de_beatriz_gutierrez_muller.png

En diciembre de 2017 escribí un artículo sobre la interpretación que realizó Beatriz Gutiérrez Müller de la canción “El necio”, de Silvio Rodríguez. Hice un análisis musical y una exégesis de la letra. No dude en señalar los méritos de la grabación: un track muy bien producido, bien cantado, con buenos arreglos (aquí se puede leer aquel artículo: https://www.ruizhealytimes.com/opinion-y-analisis/beatriz-gutierrez-mull...). Pero ahora estoy confundido. No sé exactamente qué decir sobre el nuevo track de Gutiérrez Müller.

Antes de que fuera lanzada la canción, muchos medios dieron a conocer que en la grabación participaron dos artistas muy connotados y de gran prestigio: Tania Libertad y ni más ni menos que el maestro Armando Manzanero, quien, por lo visto, ya también se cuatråotransformó. En los créditos de la canción aparece la compositora pop mexicana Ana Mónica Vélez Solano, que ha escrito canciones para artistas tan variados como Reik, Yuri, Camila, Anahí, OV7, Paulina Rubio, Yuridia, Alejandro Fernández, Gloria Trevi, Alicia Villarreal y Alejandra Guzmán. Cualquiera supondría que, con la participación de artistas tan profesionales y experimentados, el resultado sería espléndido.

El track “Estás aquí” es muy simple en producción, si lo comparamos con “El necio”. “Estás aquí” únicamente lleva acompañamiento de piano. En la primera vuelta de la canción (es decir, las dos primeras estrofas y el primer estribillo), Gutiérrez Müller canta. En la segunda vuelta entra Tania Libertad acompañada por una segunda voz, supongo que la de Gutiérrez Müller. Armando Manzanero toca el piano. Eso es todo.

La canción está tocada en la tonalidad de sol mayor. Inicia con una breve introducción del piano. Percibo en la voz un uso excesivo de reverberación, quizá para disimular un poco las desafinaciones, lo cual me extraña, pues una de las cosas que aprecié mucho en “El necio” fue la excelente afinación de Gutiérrez Müller a pesar de la dificultad de ciertos pasajes. En “Estás aquí” sucede lo contrario. Técnicamente la canción no exige tanto de la intérprete como “El necio”, y sin embargo Gutiérrez Müller empieza a tener problemas desde la segunda línea, cuando en entona la frase “ni en paso fugaz disimulado”.

El estribillo es muy similar al estribillo de la canción “Volverte a ver”, de Juanes (por cierto, escrita solo medio tono abajo de la canción de Gutiérrez Müller). Claro que la progresión de acordes I, IV, V (en este caso: sol, do, re) es muy común y se puede escuchar en miles de canciones, desde “Shake it up baby”, pasando por “La bamba”, la canción de Juanes y esta de Gutiérrez Müller, así que este parecido puede pasarse por alto.

En la segunda vuelta de la canción (tercera estrofa y estribillos) entra la voz de Tania Libertad. Y lo hace bien. No obstante, lo que disminuye el nivel técnico y artístico de este track es el empleo de la segunda voz en los estribillos finales. Ignoro hasta qué punto don Armando Manzanero se involucró en la producción de esta canción, pero algo me dice que él sólo tocó el piano y se fue, pues oídos tan experimentados y profesionales como los suyos no habrían dejado que la línea musical de la segunda voz en los estribillos finales hubiera quedado en la mezcla final. La segunda voz en esos pasajes es un excelente ejemplo de cómo no usar las segundas voces. Insisto: después del espléndido resultado de “El necio”, no puedo entender qué sucedió en esta nueva producción.

Beatriz Gutiérrez Müller ha demostrado que tiene talento y que es poseedora de una voz aterciopelada. Eso no lo voy a negar. Y por eso mismo me sorprende que en esta ocasión la producción haya sido laxa. El productor debió insistir en que esa segunda voz demeritaba el resultado final de la producción y que, aunque fuera idea de la esposa del presidente (o de quien fuera), a la hora de hacer música lo único que importa es la música y nada más.

“Estás aquí” no es una canción de protesta, como “El necio”. Es una canción de amor. Habla sobre lo que siente una mujer cuando su amado se marcha: algo así como un “campanero sin campana, sin badajo, sin sonido”. Aquí veo una conexión con “El necio”: la palabra badajo. En “El necio” badajo es el miembro viril del héroe que será emasculado por los poderosos, como castigo a su lucha por hacer triunfar la revolución. Aquí badajo es la pieza de metal que pende de la campana y que la percute para hacerla sonar. Es curioso cómo esta palabra está presente en estas dos canciones. La mujer anhela la presencia de su amado, añora su figura y sus olores: «Pensaba en ti y en tu garbo poderoso / se fue la luz y ya no te hallaba más / donde ya no me tocaba tu sollozo / porque te marchaste al alba…» Y cuando el amado está presente, la mujer enamorada siente una felicidad enorme: «Estás aquí y un festín me nace dentro / te percibí y en tu forma más sutil / estás en mí y en el aire en movimiento / y tu olor me llena el alba…»

Una canción de amor en la cual una mujer evoca la presencia del amado. La letra tiene méritos propios y se pueden leer un par de metáforas memorables. Hubiese sido una gran producción, como “El necio”, pero bajó el nivel artístico.

En suma, la interpretación de Beatriz Gutiérrez Müller no es tan buena como el track anterior; empero, es una interpretación digna. Pudo salir mucho mejor, sí. Algo pasó con el nivel de la producción, a pesar de la presencia de Mónica Vélez, Armando Manzanero y Tania Libertad. Con todo y las deficiencias, la interpretación de Gutiérrez Müller nada tiene que ver con los intentos de Angélica Rivera (Nada es tan fácil), ex primera dama, o de Paulina López Portillo (Desilusión), hija de José López Portillo, quienes en un momento dado pensaron que tenían el talento y las conexiones suficientes para ser grandes artistas.

 

Estás aquí

(2019 © Beatriz Gutiérrez Müller / Ana Mónica Vélez Solano)

 

No te vi por las enredaderas

ni en paso fugaz disimulado,

de reojo, al raz, de cabo a rabo

y en el filo de mis ojos

ya no estabas a mi lado.

 

Ruidos me dividen por instantes,

un abecedario cabizbajo,

un rumor interno, dolorido,

campanero sin campana,

sin badajo, sin sonido.

 

Pensaba en ti y en tu garbo poderoso,

se fue la luz y ya no te hallaba más,

donde ya no me tocaba tu sollozo

porque te marchaste al alba…

pensaba en ti…

 

En tu piel, crisálidas tenaces,

donde el tiempo andaba de puntillas,

entre mis orquídeas majestuosas

me di cuenta de que estabas

y rondabas a hurtadillas.

 

Estás aquí y un festín me nace dentro,

te percibí y en tu forma más sutil,

estás en mí y en el aire en movimiento,

y tu olor me llena el alba…

 

Estás aquí y un festín me nace dentro,

te percibí y en tu forma más sutil,

estás en mí y en el aire en movimiento

y tu olor me llena el alma…

 

Estás aquí

 



Número 29 - Mayo 2019
portada-revista-29.png
Descargar gratis