Se encuentra usted aquí

Alfonso Reyes: el Regiomontano Universal

Jueves, 04 de Mayo 2017 - 15:00

Autor

angelica-murillo.jpg
Angélica Murillo Garza

Compartir

alfonso_reyes.jpg

La Ciudad de Monterrey del Estado de Nuevo León, ataviada con su mejor atuendo, se enorgullece en comunicar y recordar el legado que dejó en la literatura mexicana del siglo XX el ilustre y cultísimo Regiomontano Universal llamado Don Alfonso Reyes.

Biografía

Alfonso Reyes nació en la ciudad de Monterrey del Estado de Nuevo León el 17 de mayo de 1889 y debido a sus afecciones cardiacas, fallece en la Ciudad de México el 29 de diciembre de 1959. El Presidente Adolfo López Mateos decretó la fecha como "Día de Luto Nacional". Sus restos descansan en la Rotonda de las Personas Ilustres.

alfonso-reyes-tumba.png

Efectivamente, han transcurrido 128 años de su fallecimiento y aún sigue dando testimonio de su grandeza humana por medio de su vasta producción literaria. El escritor puede desprenderse de este mundo pero su obra sigue viva.

Reyes fue hijo del General Don Bernardo Reyes, destacado militar y ex Gobernador del Estado de Nuevo León durante la época del Porfiriato y principal opositor al grupo llamado los "Científicos" y de Doña Aurelia Ochoa de Reyes.

En lo que respecta a la etapa de su niñez, Reyes ya de adulto la tenía presente, vivía con ella, por ejemplo, encontrándose en Río de Janeiro en 1932, escribió el siguiente poema:

 

SOL DE MONTERREY

No cabe duda: de niño,

a mí me seguía el sol.

Andaba detrás de mí

como perrito faldero;

despeinado y dulce,

claro y amarillo:

ese sol con sueño

que sigue a los niños.

 

Saltaba de patio en patio,

se revolcaba en mi alcoba.

Aun creo que algunas veces

lo espantaban con la escoba.

Y la mañana siguiente,

ya estaba otra vez conmigo...

 

Formación académica

Sus primeros estudios los realizó en el Liceo Francés de México en la ciudad de Monterrey y posteriormente en el Colegio Civil de dicho estado.

En la Ciudad de México estudia la Escuela Nacional Preparatoria. Sus estudios profesionales los realiza en la Escuela Nacional de Jurisprudencia logrando titularse en 1913.

Reyes el "joven reaccionario"

Bajo el cobijo de la ideología positivista que imperaba en la época Porfirista, Reyes y otros intelectuales contemporáneos empezaron a emitir fuertes críticas y con un pensamiento reflexivo; lo plasmaron utilizando como tribuna la propia literatura y la filosofía.

Enarbolando el modernismo, fundaron la Sociedad de Conferencias y Conciertos en 1907, dando así una sobresaliente labor de difusión cultural. Con el devenir de cierto tiempo, decidieron cambiar el nombre de la Sociedad por el Ateneo de la Juventud.

Es este espacio cultural donde algunos de  los intelectuales como Antonio Caso, Pedro Henríquez Ureña, José Vasconcelos y Alfonso Reyes Ochoa, entre otros, se dedicaron a estudiar filósofos y grandes pensadores destacados en otras latitudes como Federico Nietzche, Gilberto K. Chesterton y Bernand Shaw.

El Ateneo de la Juventud sesionó hasta 1914 y sin duda alguna, México vivió y fue escenario de un gran movimiento de transformación cultural e intelectual que impacto en su manera de concebir e interpretar la realidad inmediata.

Su primera producción literaria

En 1910, salió al mercado su primer texto titulado Cuestiones Estéticas el cual fue objeto de múltiples comentarios de la crítica europea.

Cargos públicos

Con el inicio de la Revolución, la familia Reyes se vio afectada y sin embargo, Alfonso Reyes prosiguió trabajando ocupando la Secretaría de la Escuela Nacional de Altos Estudios creando la Cátedra de Historia de la Lengua y Literatura Española.

Dirigió La Casa de España que daría origen al Colegio de México, Director de la Academia Mexicana de la Lengua a partir de 1957 hasta el día que falleció y fue Presidente del Colegio Nacional.

Desempeña cago de Diplomático en España y posteriormente, en Argentina.

Rebelión

En ese tiempo de contienda política y revolucionaria, su padre el General Bernardo Reyes, tomó participación activa y encabezando a los sublevados contra el Presidente en turno, Francisco I. Madero, fue abatido al intentar tomar El Palacio Nacional. Respecto a este trágico episodio para la familia Reyes, tiempo después, encontrándose Don Alfonso en Río de Janeiro en 1932 (Obras Completas, 1990), le escribe a su señor padre el siguiente soneto:

 

9 DE FEBRERO DE 1913

¿En qué rincón del tiempo nos aguardas,

desde que pliegue de la luz nos miras?

¿A dónde estás, varón de siete llagas,

sangre manando en la mitad del día?

 

Febrero de Caín y de metralla:

humean los cadáveres en pila.

Los estribos y riendas olvidabas

y Cristo militar, te nos morías...

 

Desde entonces mi noche tiene voces,

huésped mi soledad, gusto mi llanto.

Y si seguí viviendo desde entonces

 

es porque en mi te llevo, en mi te salvo,

y me hago adelantar como empellones,

en el afán de poseerte, tanto.

 

Alfonso Reyes y Monterrey, Nuevo León

El amor por la tierra que le vio nacer y crecer lo manifiesta en su producción literaria como el poema que escribió en 1941:

 

cerro-silla.png

CERRO DE LA SILLA

Atlas soy de nueva hechura

aunque de talla menor,

y a lomos del alma cargo

otro fardo de valor.

 

Por mares y continentes

y de una en otra región,

si no alzado entre los brazos,

sí con la imaginación,

llevo el Cerro de la Silla

en cifra y en abstracción:

medida de mis escalas,

escala en mi inspiración...

 

Alfonso Reyes: el hombre

Alfonso Reyes era un hombre que gustaba de apreciar la belleza femenina y de un gran corazón, dispuesto a amar y convertir los más íntimos deseos en poesía que se encargaban de poner la música en los oídos, la mente y el corazón:

 

COPACABANA

PARASOL de las mujeres:

¿Cuántas me quieren a mí?

(El ave de la sonrisa

deja volar, parasol.)

Río de Janeiro, 1931.

 

CONTARSE Y SUEÑO

...No quiere el enamorado

más consuelo que tejer

con frágil malla de lágrimas

una imagen de mujer...

 

GAVIOTAS

"-PERO SI quieres volar

-me decían las gaviotas-

¿qué tanto puedes pesar?

Te llevamos entre todas."

 

Yo me quité la camisa

como el que quiere nadar.

(Me sonaba los oídos:

"¿Qué tanto puedes pesar?,

expresión muy dialectal.)

 

Unas muchachas desnudas

jugaban entre las olas;

y aun creí que me decían:

"Te llevamos entre todas".

Río de Janeiro, 1934.

 

Opiniones

 José Luis Ramírez Vargas menciona que Don Alfonso Reyes fue un "Escritor, ensayista, crítico, poeta, narrador, historiador, éste célebre regiomontano guarda una profunda relación de nexos y continuidad con lo más ganado de la tradición literaria occidental, desde la antigüedad grecolatina hasta las corrientes modernistas y la estética simbolista europea de principios del siglo XX. Su obra tuvo una influencia decisiva en escritores de renombre posteriores a él como Octavio Paz y Carlos Fuentes." (2010:1).

Alfonso Rangel Guerra refiere que la poesía de Alfonso Reyes, creada a lo largo de un poco más de cinco décadas en la primera mitad del siglo XX, es poseedora de esa fuerza capaz de ofrecer una visión extensa y profunda de la excelencia y acerca a los lectores al significado de múltiples en una inolvidable riqueza lingüística y abiertos, al mismo tiempo, para proyectarse hacia la significación deseada. (2014:8).

Alfonso Reyes, Benemérito de la Cultura

Con motivo de su legado, el 28 de noviembre de 1989 se envía una iniciativa post mortem de Benemérito de la Cultura. El 19 de mayo de 1989 se da el Decreto de acuerdo al Artículo Primero y se otorga por pueblo de Nuevo León, a través de la Sexagésima quinta Legislatura del Estado, a Alfonso Reyes, el título de Benemérito de la Cultura.

La influencia alfonsina en la cultura mexicana, enriquecida con las vivencias e intercambio literario con otros intelectuales nacionales y extranjeros, dio un gran impulso a la ceración de espacios importantes en Nuevo León, su estado natal.

____________________________________

Referencias

s/a. (1990). Obras completas de Alfonso Reyes, Tomo XXIV. Memorias. México: Fondo de Cultura Económica.

Rangel Guerra, Alfonso (2014). Norma para el pensamiento: la poesía de Alfonso Reyes 1905 - 1924. México: El Colegio de México.

Ramírez Vargas, José Luis. (2010). Alfonso Reyes: el regiomontano universal. Recuperado de: biblioteca.my.itesm.mx/node/1801.


Leer también


Número 33 - Septiembre 2019
portada-revista-33.jpg
Descargar gratis

No te pierdas ningún artículo

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER