Se encuentra usted aquí

Los camaleones ecológicos

Lunes, 21 de Marzo 2016 - 16:00

Autor

antoniog.trejo_.foto_2015.jpg
Antonio G Trejo

Compartir

miguel-angel-mancera.jpg

La contingencia ambiental de la Megalópolis (sic. Miguel Angel Mancera) fue el asunto de la semana. Es chusco y patético escuchar al ex procurador hablando de un tema que le es totalmente ajeno. No se ha dado cuenta o alguien no le ha explicado que las convecciones de aire y los correspondientes contaminantes se transportan por gradientes (de lo más a lo menos concentrado) y no a la inversa.

Debió haber prestado atención a lo que dijeron los meteorólogos hace 30-40 años donde señalaron que las condiciones orográficas del DF son propicias para generar las llamadas inversiones térmicas que son grandes concentraciones de partículas con substancias químicas oxidantes que irritan los sistemas respiratorios de los capitalinos e incrementan los índices de bronquitis y pulmonías. La contaminación aérea no se genera por caprichos políticos de gobernantes aledaños, obedece a las leyes de la física, tal como lo describió el especialista Dr. Rivera del Instituto de Física de la UNAM, en entrevista con un conocido conductor de un noticiario vespertino. Por cierto, el Dr. Rivero explicó ciertos fenómenos, sus causas y las posibles soluciones y sus comentarios fueron tomados como una alerta innecesaria, pues el conductor expresó varias veces que el especialista estaba exagerando o que sembraba el terror con sus comentarios.

Es imperdonable e irresponsable que los encargados de algunos noticiarios suelen querer inducir respuestas que no son del todo ciertas y que se sienten incomodos al tener un entrevistado que sabe y domina el tema en cuestión, es más fácil y atrae más auditorio cuando el entrevistador induce a la chacota y remata con la parodia de lo que constituye el problema o la crisis. Por eso es que los camaleones ecológicos tienen auditorio y opinan y califican a la ligera sobre cualquier problema ambiental, tienen respuesta para todo. La ciudad de México está en Contingencia ambiental desde antes que se creara la Subsecretaria del Empeoramiento del Ambiente. Subsecretarios han ido y venido y la situación ambiental no ha mejorado en lo más mínimo. La dichosa dependencia es como un trampolín o un refugio temporal donde se resguarda a los políticos mientras se les encuentra un nombramiento mejor, un ascenso más representativo o un descongelamiento más productivo, basta con repasar la larguísima lista de Subsecretarios que han ocupado ese cargo.

Las emisiones de los vehículos automotores utilizan la misma tecnología en todo el mundo y es tan exacta que las calibraciones y mediciones se hacen al nivel de partes por millón (si, una parte diluida en un millón), no hay nada nuevo. El sensor se introduce al escape del automotor y este automáticamente detecta y transmite el grado de oxidación, partículas gases y la eficiencia de la combustión a la computadora, así de fácil. No es como dicen los camaleones que es necesario obtener tecnología de punta. La tecnología YA está instalada, ahora que si los concesionarios hacen mal uso de ella o si es más fácil y lucrativo pedir una dadiva al usuario amenazándole con que no pasa la prueba de emisiones eso es otro asunto. Ojalá que a nuestro primer ciudadano no se le vaya a ocurrir una nueva reforma ambiental, porque la tecnología que se usa en todo el mundo, México incluido, si funciona y funciona bien. Son las manos y los cerebros corruptos los que hacen mal uso de ella, y obviamente los ciudadanos susceptibles al soborno. Esta prueba depende de la eficiencia del convertidor catalitico electrónico y la concentración de gases y partículas oxidantes que todo automóvil tiene y nada tiene que ver la antigüedad del vehículo.

El asunto de la basura es el otro fantasma que los camaleones ecológicos han explotado para convertir un asunto sanitario mal planeado en una crisis política que tanto les favorece a ellos. La basura es un gran negocio en todo el mundo, inclusive existen precios para cada contaminante/desperdicio. Yo recuerdo que en tiempos del presidente De la Madrid, decenas de ejecutivos y administradores fueron a entrenarse a Alemania para capacitarse en el manejo de una planta de reciclamiento de desechos que iba a estar en la nueva sección de San Juan de Aragón colindando con el Cerro del Peñón, frente al aeropuerto. No he sabido más de ese proyecto y no sé si exista algo similar en alguna otra locación.

Nuevamente, el asunto sanitario, falto de planeación y administración sale a relucir y se nos presenta como una crisis, cuando en realidad es un mutuo berrinche entre dos políticos que miden sus fuerzas y sus aspiraciones a través de este asunto que ellos se empeñan en convertir en crisis política. Posteriormente…!uff, que alivio!…los dos camaleones se deciden resolver los dos graves problemas que ellos mismos crearon, la calidad del aire y los depósitos de basura y salvan a la Megalópolis de un caos ambiental.

Que sería de este país sino tuviéramos a los políticos que saben todo y resuelven todo en dos días, si… dos días les bastaron para resolver ambas crisis. Abrazos, felicitaciones por doquier a estos dos benefactores de la patria que bien merecen el premio nacional de ecología por su dedicación..., contribución, solución y ejemplo ciudadano.

La realidad es otra, la Megalópolis sigue y seguirá sufriendo en el deterioro de la calidad del aire, las afecciones respiratorias se incrementarán exponencialmente, la basura seguirá siendo un lucrativo negocio y se seguirá utilizando como elemento de amenaza y poder electoral al menos que los verdaderos ciudadanos le quitemos los colores al camaleón.

¡No más engaños ni crisis inventadas! ¡No votes en las próximas elecciones por ninguno de estos camaleones! ¡No a la Ecología Politica!

 


Leer también


Número 30 - Junio 2019
portada-revista-30.png
Descargar gratis